Andrés,

Me llama la atención ser taxista con Uber para ganarme un dinerito extra. He aprendido que no puedes manejar cualquier carcacha. ¿Tiene sentido comprar un carro a crédito para empezar incrementar mis ingresos en las tardes y fines de semana?

Mariela

Orlando, FL

Hola Mariela,

Me gusta cómo estás pensando. Ganar un dinerito extra es darle un fuerte empujón a tu plan financiero. Una deuda de $5,000 dólares que te habría tomado más de dos años pagar, enviando $200 dólares cada mes, te tomaría solo siete meses si mandaras $700 dólares (tus $200 + $500 adicionales) por mes. Estoy conociendo gente que, trabajando tranquilamente en las tardes y fines de semana, están generando $500 dólares por semana. ¿Te imaginas si le mandas $2,200 por mes? ¿Te imaginas que tan rápido podrías acumular $10,000 como fondo de emergencias después de pagar tus deudas? En poco más de medio año, podrías dar un giro de 180 grados, eso es ir más rápido que un avión de guerra.

Sin ese ingreso adicional te podría tomar años para estar en esa posición financiera. Este tipo de decisión es algo que haces en conjunto con tu familia, especialmente si tienes hijos porque te verán menos en casa. Es muy motivador y te llena de esperanza cuando puedes ver tanto progreso en tan poco tiempo. Después de lograr esa meta, yo recomiendo quitarle el pie al acelerador para volver a una vida normal que, con tu ingreso actual podrías no solo sobrevivir, sino darte ciertos caprichos y, además, invertir para el futuro o en la educación de tus hijos. Sin duda esto será agotador, pero es un sacrificio que vale la pena.

Lo que no tiene sentido es que te salga más caro el caldo que los frijoles.  Es decir, aceptar una deuda de más de $10,000 para pagar una de $5,000. Eso es lo que harás al comprar un carro a crédito. A parte de que el pago se comería una porción de lo que generes, el riesgo más alto es que tengas que dejar de trabajar el carro. Imagínate que terminas con tus metas en seis u ocho meses, pero ahora tienes un pago de carro por otros cuatro años y medio. Otra pérdida muy fuerte es la devaluación del auto nuevo. Como le vas a meter muchas millas por el trabajo como taxista, un carro nuevo pierde valor con más rapidez. Fácilmente, podrías devaluar un carro de $20,000 a $12,000 dólares, en un año, si le metes 50,000 millas. Esa pérdida acabaría con la ganancia que generaste. Mi recomendación sería comprar el carro más económico que te permitan usar para empezar a trabajar. Si tu carro no da la talla, busca la manera de ahorrar un poco de dinero. Con ese dinero y con la venta de tu carro puedes comprar el que necesitas para empezar a operar. Tu objetivo debe ser comprar sin deuda.

Te interesa:  Pregúntale a Andrés - ¿Debería firmar mi hermano por mí?

Antes de empezar necesitas pensar bien en tu tiempo y el dinero también. Has un calendario de cuándo puedes andar de chofer y cuánto dinero podrías ganar como resultado. Ya hay mucha información disponible en el internet de cómo les ha ido a otros. Lo mejor sería encontrar una persona que lo esté haciendo en el área donde vives. A propósito, muchos de los que andan haciendo esto, lo están haciendo con Uber y Lyft y con otra tercera empresa que viene bastante fuerte. Si vas a andar fuera, la meta es dejar a uno y levantar a otro en el mismo sector para maximizar tu tiempo y generar lo más posible. A parte de tu agenda, haz un presupuesto de tus gastos como gasolina, mantenimiento de tu vehículo y seguro, asegúrate de incluir costos de limpieza del vehículo, porque tiene que estar presentable. Habla con tu corredor de seguros para que te cotice la nueva prima ahora que tu carro anda de taxista y es un modelo más nuevo. No te sorprenda ver que tu seguro será más alto.

Un hombre muy sabio me dijo “Andrés, no hay pan suave”. Lo que quiso decir es que el dinero fácil no existe”. Esas palabras son la puritita verdad. La idea de andar de taxista es muy interesante porque hay tantas personas que utilizan este servicio, pero no es fácil.  Tienes que ser firme en cuanto al cuidado de tu carro y el respeto a tu persona, pero también amable con todo tipo de gente que pueda requerir tu servicio.  De todas maneras, usa esta nueva esperanza de darle un fuerte empujón a tu plan financiero para seguir adelante y quién quita y nos conozcamos pronto en persona, ya que yo también uso este servicio a todos lados a donde viajo.

Andrés

 

Este artículo fue producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta