“Porque yo soy el Señor, tu Dios, que sostiene tu mano derecha; yo soy quien te dice: “No temas, yo te ayudaré.” Isaías  41:13 (NVI).

El temor paraliza nuestras metas, pues sentimos que no somos capaces de lograr algo y que vamos a fracasar. Es allí donde quedamos completamente paralizados por temor y no logramos avanzar en nada. Esto también puede afectar nuestras decisiones hacia el futuro, preferimos quedarnos en la zona de confort por temor a lo nuevo o a lo desconocido.

Dios nos dice que Él nos sostiene y que nos ayudará a combatir nuestros temores. Créele y verás Su mano moverse a tu favor, para que puedas alcanzar tus metas y obtener una gran victoria.

Por Giovana Aleman

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.