Se cuenta que cuando Faraday, famoso físico y un hombre de gran talento, se hallaba cercano a la muerte, le preguntaron:

       – ¿Cuáles son sus teorías ahora?

      – Teorías no tengo; estoy descansando sobre seguridades – Respondió, citando 2 Timoteo 1:12 “… porque yo sé a quién he creído, y estoy seguro que es poderoso para guardar mi depósito para aquel día”.

¿Puedes responder lo mismo ante una circunstancia adversa? ¿Dónde o en quién está tu seguridad?

La vida y todo lo que podemos obtener en ella o poseer, son cosas pasajeras, nada puede darnos la seguridad que necesitamos ante las adversidades, sólo Dios puede ser nuestra fortaleza y la Roca inconmovible sobre la que podemos pararnos.

Tu familia, salud, posesiones, trabajo, todo puede desaparecer en cuestión de días, horas o segundos y si tu confianza está depositada en esas cosas, habrás perdido todo junto con ellas. Sin embargo, si tu seguridad está puesta en Dios, no hay problema que pueda derribarte y aunque no entiendas lo que estás viviendo, puedes creer que sus planes son mejores que los tuyos.

Te interesa:  El día del Señor se acerca

“Como nos dicen las Escrituras: «Todo el que confíe en él jamás será avergonzado»”. Romanos 10:11 (NTV)

Recuerda que Dios siempre cumple sus promesas y que no hay nada imposible para Él. Las pruebas y los problemas son temporales y Dios nunca dejará avergonzado a quienes en Él confían y guardan sus mandamientos.

No importa cuáles son tus circunstancias, solamente confía en que Dios es tu ayudador,  Salvador, tu proveedor, tu defensor,  quien te sostiene y jamás ha fallado ni lo hará; y si llega gente queriendo desanimarte, solamente di:  “Yo sé a quién he creído”.

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta