Jonathan Douglas comparte qué significa para ellos visitar países hispanohablantes y qué barreras tienen que superar al ministrar en un idioma desconocido para ellos. Además cuenta cómo han visto a Dios obrar a pesar de las diferencias culturales y de lenguaje.

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.