Los pecados que tenemos pueden hacernos creer que somos incapaces de servir a Dios. Sabemos que Cristo odia el pecado; sin embargo, también nos muestra su perdón y nos da una nueva oportunidad de vivir. Escucha el consejo del Dr. Jeffrey de León sobre cómo actuar si se quiere liderar y a la vez se está luchando con un pecado.

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.