dinero Archives | CVCLAVOZ

All posts in “dinero”

Integridad

Tuvalu es un país insular localizado en el océano Pacífico aproximadamente a la mitad del camino entre Hawái y Australia. Es miembro de las Naciones Unidas, tiene 11.810 habitantes y una superficie de sólo 26 km².

Aunque sus principales fuentes de ingresos económicos eran el turismo y la pesca, en el año 2000 una empresa de Estados Unidos compró el sufijo “.tv” que le corresponde como nombre de dominio en Internet. Según un informe, la venta alcanzó los 600 millones de dólares a pagar durante 12 años al pequeño país, pero ese era sólo el primero de varios otros contratos millonarios.

Sin embargo, se desató la polémica ya que hoy en día una gran parte de los sitios que usan el dominio “.tv” son pornográficos y los habitantes de Tuvalu, que en su mayoría son cristianos de doctrina calvinista y de una organización congregacional, rechazan ese dinero por ser considerado impuro.

La Iglesia de Tuvalu tiene una fuerte influencia en la vida social, cultural y política de sus habitantes, por lo tanto no es nada raro que surjan dudas sobre el origen de las ganancias que obtiene su nación.

Pero ¿Qué es lo que dice la Biblia?

Amós 5:12-13 dice: “Yo conozco sus muchas maldades y sus pecados sin fin: oprimen al justo, reciben soborno y en los tribunales hacen que el pobre pierda su causa. Por eso el que es sabio se calla, porque el tiempo es malo.” Versión Dios Habla Hoy

El versículo fue escrito cuando el pueblo de Israel había empezado a engañar, robar, mentir y actuar con injusticia como algo normal, pero al mismo tiempo seguían participando de las costumbres de adoración en el Templo. La respuesta de Dios a todo esto fue:

“Odio y desprecio las fiestas religiosas que ustedes celebran; me disgustan sus reuniones solemnes. No quiero los holocaustos que ofrecen en mi honor, ni sus ofrendas de cereales; no aceptaré los gordos becerros de sus sacrificios de reconciliación.” Amós 5:21-22 Versión Dios Habla Hoy

Aunque Israel gozaba de riqueza y libertad, Dios rechazaba sus ofrendas por el tipo de vida que habían adoptado. Es verdad que desde ese entonces ha pasado mucho tiempo, pero hoy nuestro Señor sigue siendo el mismo porque Él no cambia, por lo tanto su interés continúa siendo la integridad de sus hijos antes que las opulentas o pomposas ofrendas que puedan dar.

Amós 5:23-24 dice: “¡Alejen de mí el ruido de sus cantos! ¡No quiero oír el sonido de sus arpas! Pero que fluya como agua la justicia, y la honradez como un manantial inagotable.” Versión Dios Habla Hoy

Aprende de Tuvalu, examina si en tu vida hay obediencia, integridad y rectitud para que Dios reciba con agrado tus ofrendas y alabanzas.

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Te estaba esperando

Una muchacha estaba asustada porque descubrió que se encontraba embarazada, pensó que su padre la mataría, por lo que decidió irse de su hogar y buscó refugió en la casa de una amiga.

Después de un tiempo se dio cuenta que necesitaba el apoyo de su familia para salir adelante, por lo que decidió regresar. A pesar del dolor y angustia que sufrieron sus padres por su desaparición, al verla, la recibieron con alegría, abrazos y besos porque su hija que creyeron muerta, ahora estaba con ellos.

Esta anécdota se parece a una historia que se encuentra en la Biblia: Un joven pide la parte de su herencia para irse de su hogar, su padre accede y el muchacho comienza a vivir perdidamente hasta que su fortuna se termina, sufre por sus errores y decide regresar a su padre, aunque sea recibido como un sirviente.

“Y levantándose, vino a su padre. Y cuando aún estaba lejos, lo vio su padre, y fue movido a misericordia, y corrió, y se echó sobre su cuello, y le besó. Y el hijo le dijo: Padre, he pecado contra el cielo y contra ti, y ya no soy digno de ser llamado tu hijo. Pero el padre dijo a sus siervos: Sacad el mejor vestido, y vestidle; y poned un anillo en su mano, y calzado en sus pies. Y traed el becerro gordo y matadlo, y comamos y hagamos fiesta; porque este mi hijo muerto era, y ha revivido; se había perdido, y es hallado. Y comenzaron a regocijarse.” Lucas 15:20-24 (RVR 1960)

Su padre lo estaba esperando y cuando lo vio, corrió para abrazarlo y besarlo, no le interesaba si su hijo había gastado todo el dinero de la herencia, si había vivido de la peor manera, lo que importaba era que había vuelto e hizo fiesta para celebrar.

A veces tenemos miedo de acercarnos a Cristo porque le hemos fallado, cediendo a nuestras debilidades o tomado decisiones que no eran correctas, y pensamos que Dios no quiere escucharnos o vernos; sin embargo, Él está esperando nuestro regreso, no le interesa cuánto nos hemos ensuciado o cuántas caídas tuvimos, sólo le interesa que regresemos a casa.

En esta oportunidad te animo a regresar a los brazos del Señor, entra a su presencia en oración, Dios está esperando que vuelvas a cruzar esas puertas y te aseguro que habrá una gran fiesta porque su hijo que parecía estar muerto, ha vuelto a vivir.

¡No importa el pasado, sólo la decisión que tomes ahora!

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Lo que nunca volverá

Una mujer dejó su país para ir a trabajar y tener  mejores ingresos, dando a su familia la oportunidad de tener una vida mejor. Cuando volvió, sus hijos ya eran jóvenes e independientes, por lo cual, a pesar de tener una casa lujosa, automóviles y una buena economía, nunca pudo compensar el tiempo perdido.

El tiempo vale más que el oro, el escritor argentino José Ingenieros lo expresó así: “Nada hay que iguale el valor del tiempo. El dinero mismo no puede comparársele, pues éste vuelve y aquél no; en una vida se pueden rehacer diez fortunas, pero con diez fortunas no se puede recomenzar una vida”. Siempre que pase quedará “perdido” por lo cual, es importante invertirlo sabiamente.

“Mirad, pues, con diligencia cómo andéis, no como necios sino como sabios, aprovechando bien el tiempo, porque los días son malos.” Efesios 5:15-16 (RVR1960)

La Palabra de Dios menciona que observemos cuidadosamente nuestro caminar, con sabiduría porque estamos viviendo tiempos muy malos. Es importante tener cuidado, poner atención a cada paso que damos y en las decisiones que tomamos, puesto que en ellas podría invertirse gran parte de nuestra vida que nunca volverá.

“Acuérdate de tu Creador en los días de tu juventud, antes que vengan los días malos, y lleguen los años de los cuales digas: No tengo en ellos contentamiento.” Eclesiastés 12:1 (RVR1960)

La mayoría de las personas quiere acercarse a Cristo después de “disfrutar su juventud”; sin embargo, la realidad es que no la están aprovechando como creen, lejos de eso la están desperdiciando. Es importante considerar: ¿en qué inviertes tu juventud y fuerzas? La palabra de Dios dice  que te acuerdes de Él cuando eres joven, porque necesitarás fuerzas para experimentar el maravilloso propósito que tiene tu vida.

Si consideras haber “perdido” bastante tiempo, te animo a establecer prioridades:

Para empezar, pon tu relación con Dios en primer lugar, separa un tiempo para leer la Biblia, orar y congregarte en la iglesia, vive para lo que has sido creado. Segundo, piensa en lo que es importante para ti y te recomiendo empezar por tu familia. Recuerda que tus hijos, padres, hermanos, o esposa (o) no estarán para siempre en tu vida y el tiempo que pierdas lejos ellos no volverá jamás.

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Cómo ser rico según la Biblia

Algunos afirman que el dinero es la raíz de todos los males; sin embargo, esta aseveración es una distorsión de lo que dice 1 Timoteo 6:10, “porque raíz de todos los males es el amor al dinero, el cual codiciando algunos, se extraviaron de la fe, y fueron traspasados de muchos dolores”. En este versículo se señala claramente que Dios no condena al dinero en sí, sino al amor y adoración del mismo. Por otra parte, en muchos otros pasajes podemos encontrar que Dios estableció guías para que cualquier persona maneje y administre sabiamente sus finanzas.

La Biblia dice que el rey Salomón fue y será el hombre más rico de la historia de la humanidad (2 Crónicas 1:12); y por lo tanto, es el mejor ejemplo a seguir en cuanto al dinero. En El Secreto de Salomón, Edwin Castro toma como centro la vida de este personaje e ilustra la manera en que todos podemos utilizar nuestra economía, sin importar la cantidad de ingresos que tengamos. Este libro hace énfasis en que la obediencia a los principios bíblicos son la clave para ser ricos, y que, contrario a lo que se cree, “Dios nunca estará en contra de las riquezas. El verdadero problema radica en el lugar que éstas tienen en la vida” (p. 15). Es por ello que todo aquel que desee encontrar la verdadera riqueza, debe leer la Biblia y cualquier otro material que la tenga como modelo.

A diferencia de otros textos sobre finanzas, El Secreto de Salomón “no es una receta de pasos para alcanzar la riqueza sino que más bien es un manual de desarrollo de carácter” (p. 65). El autor asegura que el mejor ejemplo de carácter es Jesús, y que la aplicación de hábitos saludables conllevan a la riqueza.

Datos adicionales:

Edwin Castro es pastor, orador y entrenador de vida. Por su formación en administración de empresas y su vasta experiencia en el mundo empresarial, también se desempeña como consultor financiero y escritor. Reside en Miami, Florida junto a su esposa Maribel y su hija Mariana.

Para mayor información, visita:

http://www.edwincastro.com/
http://www.casacreacion.com/

 

 

Este artículo fue producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Andrés Gutierrez: Tengo dinero en efectivo en casa

Andrés,

He logrado juntar dinero, pero lo tengo en efectivo en casa. Tengo la meta de comprar una casa, pero creo que será difícil obtener un préstamo teniendo efectivo. Me preocupa lo que me puedan decir si llevo el dinero al banco. ¿Qué me sugiere?

Rolando
Fresno, CA

Hola Rolando,

Vivimos en un mundo donde el dinero digital tiene más valor que el dinero real. Sabemos que el mundo ha cambiado cuando el dinero que vemos en una pantalla tiene más ventajas que el efectivo. Aunque a mí me siguen gustando los billetes y su olor a prosperidad, es más conveniente tenerlo en el banco.

Entiendo las razones por las que nuestra gente guarda el dinero en su casa; entre las que he escuchado están: les pagan en efectivo, no confían en los bancos, temen una deportación. Te recomiendo que pongas tus ahorros en el banco tengas o no tengas documentos. Primero, porque es más seguro tenerlo en el banco ya que en la casa se lo pueden robar, se puede quemar o llega una inundación y lo desaparece. Aunque el banco donde deposites el dinero llegara a quebrar, tus depósitos están asegurados por el gobierno de Estados Unidos.

Felicidades por lograr la meta de tener ahorros. Sin embargo, si quieres comprar casa y necesitas un préstamo, los trámites nunca son con efectivo, todo es por cheque o transferencias de banco a banco. Buscan un banquero que hable español y cuéntale todo esto. Pregúntale qué sucede si lo traes todo de una, o qué te sugiere. Sé sincero y transparente y dile que son tus ahorros de muchos años, pero que ahora que has aprendido más sobre el dinero, prefieres tenerlo en el banco. De aquí en adelante, todo lo que recibas deposítalo en el banco porque después de que compres casa te quiero enseñar a invertir y el dinero solo lo aceptan si viene del banco. Mándame una foto cuando ya estén en su casa para celebrar junto con ustedes y hacer más ruido que un puerquito atorado.

Andrés.

 

 

Este artículo fue producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Vueltas y vueltas

Carlos era un adolescente que vivía solo, porque su familia se había ido al exterior a buscar una mejor vida. En su trabajo era explotado por ser menor de edad y a veces permanecía con hambre porque no disponía del dinero suficiente. Una señora que conocía su situación se compadeció de él, y cada vez que lo veía le invitaba alimento y lo necesario para que pueda estar bien.

Ha pasado bastante tiempo y este adolescente se ha convertido en un hombre profesional, el cual, con mucho agradecimiento y amor, apoya a aquella señora que ahora es una ancianita.

“El alma generosa será prosperada; Y el que saciare, él también será saciado.” Proverbios 11:25 (RVR 1960)

La palabra del Señor menciona que la persona generosa será prosperada, y aquel que ha sido dadivoso también recibirá generosidad. Lo que sucede es que el mundo gira constantemente, por lo que podemos ver los cambios con el tiempo y los frutos recibidos de nuestra cosecha, sean estos buenos o malos.

En todo os he enseñado que, trabajando así, se debe ayudar a los necesitados, y recordar las palabras del Señor Jesús, que dijo: Más bienaventurado es dar que recibir.” Hechos 20:35 (RVR 1960)

Hemos aprendido del Señor Jesús que debemos ayudar a los necesitados, porque será más dichoso o bendecido el que da, que aquel que recibe.

Recuerda que el mundo da vueltas y vuelvas, por este motivo te animo a ser generoso, después es posible que precises el apoyo de la persona que en este momento está necesitando tu ayuda.

¡Mira a las personas que te necesitan como una oportunidad para sembrar buenos frutos!

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Breve anatomía del poder (1)

El año 2000 fui invitado a escribir un ensayo sobre el poder para un periódico de mi país. Lo encontré mientras revisaba antiguos archivos. Pensé que pese al tiempo transcurrido los conceptos pueden ayudar a la reflexión sobre el tema. Estuve cavilando si adaptarlo o dejarlo tal cual. En el primer caso resultaría más “pasable”. En el segundo caso podría levantar molestias por los conceptos empleados. He resuelto usar esta última opción. Será necesario dividirlo en varias entregas, por lo cual solicito la paciencia de mi amable audiencia.
———————
Se dice que tres son las tentaciones que seducen a los líderes: el dinero, el sexo y el poder. La Biblia constituye una fuente riquísima de ejemplos. Los señala con meridiana claridad tanto en el precepto como en el ejemplo. De los peligros del dinero y del sexo habla frecuentemente, por ser muy evidentes los frutos de su abuso. De cómo funciona la tentación del poder no siempre oímos por ser más difícil detectar su fascinación.
Releía recientemente la obra capital de Maquiavelo, “El Príncipe”. Su tesis es que la moral y los sagrados títulos de la humanidad deben estar sometidos a la política y al Estado. Plantea el principio de que “el fin justifica los medios”. De estos paradigmas pueden surgir grandes bienes o grandes males.
La Biblia y la historia muestran que quienes detentaron el poder fueron no pocas veces personas que provenían de la pobreza, la marginación y la falta de educación. Varias de ellas cedieron a la tentación de un poder dictarorial absoluto, condición que los historiadores atribuyen a la ignorancia de los sanos principios del buen gobierno o bien a la fascinación de tener un dominio sin contrapeso sobre cientos o miles de personas después de haber sido individuos ignorados o pasados a llevar.
Los líderes que se entregan a la tentación del poder absoluto se legitiman habitualmente en el argumento de “los superiores intereses de la Patria”, “la importancia de que la misión de la empresa se cumpla a toda costa” o “el llamado y la unción de Dios sobre mí”. Hay dos apoyos que dan una enorme fuerza a estos argumentos: nadie, en su cabal juicio, estaría en contra de los intereses de la patria, la misión de la empresa o la unción de Dios: sería un traidor, uno que “atornilla al revés”, un peligro para la obra.
La otra fuerza de apoyo es esta afirmación del líder: él no buscaba ese cargo en manera alguna. La patria, la empresa o Dios los llamaron pese a que él no quería. El debe cumplir con ese llamado superior, a cualquier precio, incluso el de eliminar del camino a quienes amenacen su posición. Cuando este líder es atacado, hace saber a sus seguidores que no es a él que se está atacando: es a la patria, a la empresa, a la obra de Dios.

(Sigue)

(Este artículo ha sido reeditado especialmente para la radio cristiana CVCLAVOZ)

Ideas prácticas para ahorrar dinero

Uno siempre debe estar preparado para las situaciones inesperadas, y el ahorro es una de las mejores maneras de estarlo para cuando ocurra una eventualidad financiera. No es necesario ahorrar en grandes cantidades cada mes. De hecho, cualquier persona, sin importar su edad o ingreso económico, puede comenzar guardar dinero de poco a poco.

Éstas son algunas ideas que te harán gastar menos dinero, ayudar al planeta, y mejorar tu salud:

  1. No gastes todo el dinero que obtengas.
  2. Planea tus gastos de la semana y/o mes.
  3. Prepara una lista de compras antes de ir a una tienda.
  4. Compra al por mayor.
  5. Desconecta los aparatos electrónicos cuando no los utilices.
  6. En lugar de comprar un regalo, hazlo tú mismo.
  7. Camina o utiliza la bicicleta cuando salgas de casa.
  8. Evita lavar tu ropa con agua caliente.
  9. En lugar de comprar libros, ve a la biblioteca pública.
  10. Si tienes un jardín, cultiva vegetales.
  11. En vez de comprar ropa nueva, renueva las que ya tienes.
  12. Reduce tus salidas a los restaurantes.
  13. Cancela los servicios de membresía que no utilices.
  14. Compra aparatos electrónicos que consuman poca energía.
  15. No compres comida chatarra.
  16. Vende lo que ya no utilices.
  17. Ahorra una moneda pequeña por día.
  18. Deja los vicios que te hagan gastar dinero innecesario.
  19. Compara los precios antes de hacer una compra.
  20. Si tienes una casa grande, considera alquilar un cuarto.
  21. Recicla todo lo que puedas.
  22. Evita pedir prestado.
  23. No organices fiestas costosas.
  24. Haz compras grandes con tu tarjeta de crédito. No cuando compres cosas pequeñas.
  25. Compra las frutas y verduras de estación.
  26. Considera comprar menos carne y más verduras.
  27. Toma más agua.
  28. Cuida más de tu salud.
  29. Evita visitar lugares que te tienten a comprar cuando no tengas dinero.
  30. Aprovecha las ofertas y todo lo que sea gratuito.

 

Este artículo fue producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

¿Cuánto dinero debemos ahorrar diariamente para ser millonarios a los 65 años?

Ser millonario es el sueño de muchos, por ello, el asesor financiero David Batch se dio a la tarea de explicar cuál es la cantidad de dinero que debemos ahorrar todos los días para convertir este anhelo en realidad.

Batch asegura que para llegar a los 65 años con 1 millón de dólares debemos empezar a ahorrar lo más pronto posible, así que el tiempo es clave en esta ecuación. Además, el experto indica que evitar compras pequeñas, como el café de las mañanas hará la meta más fácil de alcanzar.

Aquí la fórmula del asesor financiero:

  • Si empezamos a los 55 años deberíamos ahorrar 156,12 dólares diarios. Ahorro anual: de 56.984 dólares.
  • Si empezamos a los 50 años: 73,49 dólares diarios. Ahorro anual: 26.824 dólares.
  • Si empezamos a los 45 años: 38,02 dólares diarios. Ahorro anual: 13.879 dólares.
  • Si empezamos a los 40 años: 20,55 dólares diarios. Ahorro anual: 7.500 dólares.
  • Si empezamos a los 35 años: 11,35 dólares diarios. Ahorro anual: 4.144 dólares.
  • Si empezamos a los 30 años: 6,35 dólares diarios. Ahorro anual: 2.317 dólares.
  • Si empezamos a los 25 años: 3,57 dólares diarios. Ahorro anual: 1.304 dólares.
  • Si empezamos a los 20 años: 2 dólares diarios. Ahorro anual: 730 dólares.

Sin embargo, estos ahorros de nada sirven para el objetivo final si no se rentabilizan en fondos de inversión o, en compra de propiedades que permitan generar ganancias.

¿Con quién realizas tus planes?

Josafat era rey de Judá, un hombre que hacía lo recto ante los ojos de Jehová, pero tuvo un problema: “hizo alianzas con personas impías y malvadas”, uno de ellos fue el rey Acab de Israel, un personaje vil que casó a su hijo con su hija y no quitó los altares altos por lo cual permitió la idolatría en el pueblo de Dios.

Josafat rey de Judá trabó amistad con Ocozías rey de Israel, el cual era dado a la impiedad, e hizo con él compañía para construir naves que fuesen a Tarsis; y construyeron las naves en Ezión-geber.

Entonces Eliezer hijo de Dodava, de Maresa, profetizó contra Josafat, diciendo: Por cuanto has hecho compañía con Ocozías, Jehová destruirá tus obras. Y las naves se rompieron, y no pudieron ir a Tarsis. 2 Crónicas 20:35-37

También se unió a Ocozías, hijo de Acab, para hacer negocios construyendo una flota de barcos que iban a partir a Tarsis en busca de oro. Sin embargo, el profeta Eliezer le advirtió a Josafat que las naves serían destruidas. Así, los barcos se rompieron y no pudieron ir a Tarsis.

Josafat invirtió dinero y energía en algo que Dios no respaldo, planificó proyectos con personas que no eran del agrado del Señor, por lo cual sus obras fueron destruidas. ¿Tienes planes o proyectos a corto o largo plazo? Es necesario involucrar a Dios en ellos si deseas que estos sean prosperados.

Mas Jehová estaba con José, y fue varón próspero; y estaba en la casa de su amo el egipcio. Y vio su amo que Jehová estaba con él, y que todo lo que él hacía, Jehová lo hacía prosperar en su mano. Génesis 39:2-3

Josafat empezó haciendo la voluntad de Dios por lo que inicialmente fue bendecido, pero se dejó influenciar  negativamente por las personas que lo rodeaban  y se apartó de Él.

Es importante analizar con quién realizas tus planes o con quiénes pasas la mayor parte de tu tiempo, es posible que estés realizando obras que al final no llegarán lejos porque te están apartando de la voluntad de Dios. Examina tu vida y responde si los planes que tienes para este día, para mañana o de aquí a unos años son del agrado de nuestro Padre Dios, porque sólo así serás prosperado.

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Quiero ser millonario

La antigua URSS una vez diluida, favoreció al nacimiento de varios millonarios a raíz de la privatización de las grandes empresas públicas. Uno de esos tantos fue Román Abramovich cuya fortuna asciende a 205,4 mil millones de dólares.
Es conocido como el magnate del petróleo y tiene bastantes propiedades alrededor del mundo, entre las que podemos destacar el club de fútbol inglés Chelsea. Todo sabemos la increíble cantidad de dinero que se debe desembolsar cada mes para pagar los sueldos a las estrellas de ese club, pero para el magnate es simplemente en un pequeño pasatiempo de domingo cuando la bolsa de valores está cerrada.

Según una biografía, fue un hombre que supo abrirse campo en las esferas políticas y cuando Boris Yeltsin asumió la presidencia de Rusia, se cobró algunos favores consiguiendo varios contratos que le generaron ganancias redondas.
Pero no todo es un cuento de hadas para este hombre. Olga Yúrievna es su primera esposa con la que convivió entre 1987 y 1990, Irina Maladina es su segunda, esposa cuyo romance duró de 1991 a 2007 y actualmente está casado con Daria Zhúkova. Dos divorcios y cada matrimonio siguiente tiene un margen de apenas un año.

Ahora bien, su último divorcio con Maladina le costó 1.500.000 Euros, una cuantiosa fortuna que según la revista Forbes es una de las más costosas separaciones de la historia. La pregunta en torno a estas obscenas sumas de dinero es ¿Cómo una persona tan inteligente para hacer negocios, puede no poder mantener un matrimonio unido?

Hoy en día existen muchos libros y congresos en los que se habla de negocios, incluso se usan ejemplos bíblicos como Abraham, el rey David, Salomón, etc. para usarlos como una ilustración del nivel de riqueza al que uno debería aspirar. Pero Jesús nunca habló de la riqueza terrenal como objetivo, es más. Lucas 12:15 dice: “Y les dijo: Mirad, y guardaos de toda avaricia; porque la vida del hombre no consiste en la abundancia de los bienes que posee.” Versión Reina-Valera 1960

El énfasis de Jesús siempre fue hacer riquezas en el cielo más que en la tierra, Mateo 6:19-20. Adicionalmente podemos citar Lucas 16:19-31 que habla de Lázaro y el rico, Lucas 10:4-12 pasaje donde Jesús da instrucciones a sus discípulos de ser como peregrinos que viajan ligero sin llevar muchas pertenencias. Y como la frutilla en la cima de un pastel está Mateo 16:26-27 que dice: “Porque ¿qué aprovechará al hombre, si ganare todo el mundo, y perdiere su alma? ¿O qué recompensa dará el hombre por su alma? Porque el Hijo del Hombre vendrá en la gloria de su Padre con sus ángeles, y entonces pagará a cada uno conforme a sus obras.” Versión Reina-Valera 1960

Preguntémonos por un momento qué es mejor: ¿Tener un coche potente pero una esposa infeliz?, ¿una casa grande cuyos habitantes estén peleados entre ellos?, ¿Una cena suculenta, pero que nadie tenga tiempo para sentarse y compartir?, ¿Un negocio tan bien remunerado, pero que sólo permita ver a los hijos muy tarde cuando estén dormidos?, ¿Una caja de ahorros llena, pero una vida espiritual vacía?

Con esto no digo que tener riquezas está mal, o que aspirar a un negocio lucrativo esté prohibido, ni que luchar por, como dice proverbios 24:4, llenar las cámaras de todo bien preciado y agradable sea malo. Pero si el afán por ser próspero te está costando tu familia y la necesidad de hacer riquezas en el cielo ha sido relegada a un segundo lugar, quizás deberías replantear tus prioridades.

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Otro dios

Hace poco más de un año, un joven en estado de ebriedad murió cuando se golpeó la cabeza al caer. En el lugar donde había fallecido, una persona pidió un deseo y como se cumplió nombraron “santo” al hombre que perdió la vida. Prenden velas y la cantidad de personas que creen en él y se acercan a pedir por sus necesidades es increíble ¿Acaso no se ve claramente que las personas tienen la necesidad de entregar sus cargas?

“No tendrás dioses ajenos delante de mí. No harás para ti escultura, ni imagen alguna de cosa que está arriba en los cielos, ni abajo en la tierra, ni en las aguas debajo de la tierra. No te inclinarás a ellas ni las servirás; porque yo soy Jehová tu Dios, fuerte, celoso, que visito la maldad de los padres sobre los hijos hasta la tercera y cuarta generación de los que me aborrecen.” Deuteronomio 5:7-9

Recuerdo que realizamos un viaje misionero con algunos jóvenes para predicar la Palabra de Dios. En esta oportunidad encontré una señora que tenía el corazón duro por la forma en la que respondía las preguntas que le hacía; sin embargo, tuve la oportunidad de decirle que Dios podía darle una bendición que no añade tristeza con ella (Proverbios 10:22).

La señora se puso a llorar y me contó una historia conmovedora. En su hogar tenía el altar de una virgen a la que adoraba haciendo fiestas de gran costo, puesto que ganaba fuertes sumas de dinero. Un día perdió su empleo y todos los ahorros que poseía se fueron para cubrir una deuda que recibió injustamente.

Llegó el momento de realizar la fiesta para el dios que tenía, entonces, sacó un préstamo del banco e invirtió todo pensando que le iría mejor. Lamentablemente fue peor porque no tenían dinero para devolver al banco, embargaron su casa y tuvieron que escapar de su país.

Entre lágrimas ella declara: “todo lo que nos dio, nos cobró y ahora mis hijos no quieren saber nada de Dios” El diablo no solamente cobró en lo material, sino, en su estado espiritual, sus hijos no solamente odiaban al santo que los llevo hasta ahí, sino a Dios, a quien habían ignorado desde un principio.

“Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar.” Mateo 11:28

Las personas en su necesidad buscan apoyo en los lugares equivocados, depositan su confianza en otros dioses, por lo que no sólo pierden bendición, sino que hasta pueden perder su alma. Dios es celoso y desea llevar tus cargas, si estás cansado Él quiere hacerte descansar. Te animo a entregar tus cargas en el lugar indicado y a guiar a otros que no conocen este sendero.

¡Salva vidas trayéndolos al camino correcto!

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Send this to a friend