hijos | CVCLAVOZ

All posts in “hijos”

¿Qué dicen sobre mí?

Cuando nos preguntan: ¿Cómo eres? Es sencillo evaluarnos y decir: “soy bondadoso, honesto y fiel”, pero es interesante analizar cómo te calificarían las personas que te rodean, la realidad es que ellos serán una evidencia de cómo realmente eres.

En una ocasión fueron a buscar a una mujer que profesaba ser seguidora de Cristo, la sorpresa fue grande al observar que ningún vecino tenía una imagen buena de ella, la conocían como una mujer mala y problemática. ¿Cómo te conocen a ti? ¿Qué imagen tienen de ti tu esposo (a), hijos, parientes, amigos y vecinos?

Sed, pues, imitadores de Dios como hijos amados. Y andad en amor, como también Cristo nos amó, y se entregó a sí mismo por nosotros, ofrenda y sacrificio a Dios en olor fragante. Efesios 5:1-2

Porque en otro tiempo erais tinieblas, mas ahora sois luz en el Señor; andad como hijos de luz. Efesios 5:8

Una persona que realmente ha conocido a Cristo manifiesta un verdadero cambio, precisamente porque ha tomado la decisión de renunciar a las tinieblas y ser luz, vivir la vida imitando a Cristo y dando amor en lugar de problemas.

Esto me recuerda a la historia del amigo de mi padre, este hombre estaba a un paso de divorciarse, porque era violento y en su relación solamente existían gritos e insultos. Un domingo fue a jugar fútbol y al no llegar el equipo contrario regresó temprano a casa; como su esposa se había ido a la iglesia la puerta estaba cerrada y tuvo que ir a buscarla. Al esperar escuchó parte de la enseñanza, se puso de rodillas y se entregó a Cristo.

Esta anécdota no termina ahí ¡este hombre era otra persona! su familia, amigos y vecinos dan testimonio del cambio que tuvo, es hombre hogareño, en su casa ya no se escuchan gritos sino risas, sus hijos están contentos porque su padre ya no es violento sino cariñoso. ¿Cuál es tu historia?

Si eres una persona que ha decidido aceptar a Jesús ¡tienes que saber que tu historia no termina ahí! ¡Si antes eras tinieblas ahora debes ser luz! Si en este momento tu testimonio está por los suelos te animo a empezar de nuevo, vuelve a entregar tu vida a Cristo, ¡pero esta vez hazlo en se
rio! Muestra a todo el mundo que eres diferente.

¡Muestra a todos que Dios está en tu vida!

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

De tal palo tal astilla

¿Has escuchado esta frase alguna vez? yo creo que sí, pues habla acerca de el ejemplo que los padres dan sus hijos.

Hace muchos años conocí a un niño en la escuela, su madre se había ido al extranjero debido a que su esposo era alcohólico y mujeriego. Mi amigo se crió con su padre, era muy frecuente verlo borracho y andar con muchas mujeres. No hace mucho me encontré con él y luego de hablar un rato, pude darme cuenta que él se había transformado en una réplica bastante exacta de su padre.

Pasaban las horas y no podía sacarme esta historia de mi mente, lo cual me llevó a reflexionar, acerca de la importancia de nuestro ejemplo como padres, una responsabilidad de la cual, no siempre estamos conscientes.

Es así que nosotros somos el ejemplo a seguir de nuestros hijos.  Somos los responsables de inculcarles  valores y principios que marcarán su vida. Ellos están siempre atentos. mirando lo que hacemos, nuestras reacciones, incluso aprendiendo de nuestras decisiones. Copian nuestros gestos, la manera de hablar e imitan así muchas de las cosas que ven en nosotros y esto sucede las 24 horas del día, ellos ven todo.

Dice la Biblia:

Instruye al niño en su camino, Y aun cuando fuere viejo no se apartará de él. Proverbios 22:6

Tenemos la responsabilidad de cuidar por ellos, lo que implica no solo proveer para sus necesidades físicas, sino también para las afectivas, llevando contención y fundamentalmente para instruirlos en los principios de Dios, los cuales serán los cimientos en los que edificarán su vida.

Los valores que reflejan tus actos, serán los que vayan formando la vida de tus hijos. Recuerda, tienes una gran responsabilidad en mostrarle un ejemplo a seguir.

“Y enseña a ellos las ordenanzas y las leyes, y muéstrales el camino por donde deben andar, y lo que han de hacer”. Éxodo 18:20

Por Daniel Zangaro

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Gloria Baena nos invita a acercarnos a los niños con la lectura

En El Arranke nos encanta brindarte recursos e información para tu crecimiento intelectual y el de tu familia, por eso nos complació entrevistar a la escritora, profesora y consejera colombiana, Gloria Baena.

Gloria lleva a cabo una gran misión con los niños: enseñarlos y motivarlos a leer. Por esta razón, ha creado y desarrollado “Vocalina”, un proyecto que potencia la parte lingüística e incentiva a los pequeños a establecer el hábito de la lectura.

Conoce cómo los padres pueden despertar en sus hijos el deseo de leer, mirando la entrevista:

 

Danilo Montero: ¿Cómo debo orar por mis hijos?

No se inquieten por nada; más bien, en toda ocasión, con oración y ruego, presenten sus peticiones a Dios y denle gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, cuidará sus corazones y sus pensamientos en Cristo Jesús.” Filipenses 4:6-7.

La Biblia nos enseña a orar y a poner nuestros conflictos y alegrías delante de Dios. La oración es importante pues actúa como un soporte en la vida de cualquier persona, especialmente cuando los padres oran por sus hijos. En este vídeo, Danilo Montero brinda consejos prácticos sobre cómo los padres pueden orar por sus hijos.

Un Dios que restaura

Leemos en la Biblia la historia de Manasés, un niño de 12 años que a pesar de su corta edad, tenía la enorme responsabilidad de reinar sobre Jerusalén. La Biblia nos dice que,  a diferencia de su padre Ezequías, Manasés estaba tomando decisiones que iban en contra de la voluntad de Dios y en favor de la idolatría.

Porque él reedificó los lugares altos que Ezequías su padre había derribado, y levantó altares a los baales, e hizo imágenes de Asera, y adoró a todo el ejército de los cielos, y les rindió culto.

Edificó también altares en la casa de Jehová, de la cual había dicho Jehová: En Jerusalén estará mi nombre perpetuamente.

Edificó asimismo altares a todo el ejército de los cielos en los dos atrios de la casa de Jehová.

Y pasó sus hijos por fuego en el valle del hijo de Hinom; y observaba los tiempos, miraba en agüeros, era dado a adivinaciones, y consultaba a adivinos y encantadores; se excedió en hacer lo malo ante los ojos de Jehová, hasta encender su ira.

Además de esto puso una imagen fundida que hizo, en la casa de Dios, de la cual había dicho Dios a David y a Salomón su hijo: En esta casa y en Jerusalén, la cual yo elegí sobre todas las tribus de Israel, pondré mi nombre para siempre;

2 Crónicas 33:3-7

En términos modernos podríamos decir que nos encontramos frente a un hijo rebelde, que al momento de tener la oportunidad de reinar, resolvió hacer todo lo contrario a lo que había aprendido de su padre.

Siempre reconocemos el valor del ejemplo en la formación de los hijos y hasta podemos comprender cierta conducta impropia de ellos, cuando son los mismos padres quienes con su obrar están estableciendo un modelo negativo para ser imitado.

Sin embargo este es el caso opuesto, entiendo por lo que nos expresa la Palabra que Manasés tuvo la oportunidad de aprender directamente de un hombre temeroso de Dios como era Ezequías; no obstante su rebeldía y sus ímpetus juveniles lo llevaron a deshacer todo lo que su padre había avanzado en el sentido de terminar con la idolatría.

Entonces por causa de su rebeldía contra Dios, perdió su reinado y fue llevado cautivo, pero recién allí, pudo reconocer que Jehová era Dios y obrar en consecuencia

11 Jehová trajo contra ellos los generales del ejército del rey de los asirios, los cuales aprisionaron con grillos a Manasés, y atado con cadenas lo llevaron a Babilonia.

12 Mas luego que fue puesto en angustias, oró a Jehová su Dios, humillado grandemente en la presencia del Dios de sus padres.

13 Y habiendo orado a él, fue atendido; pues Dios oyó su oración y lo restauró a Jerusalén, a su reino. Entonces reconoció Manasés que Jehová era Dios.

Finalmente, llegó el tiempo del arrepentimiento y reconoció a Jehová como único Dios. Al hacer esto y quitar todo lo que lo ligaba a adorar otros dioses, Jehová lo restauró a su posición de reinado sobre Jerusalén.

Haberlo sacado del cautiverio ya hubiera sido un precioso milagro, sin embargo, Dios no se quedó ahí. Al ver que Manasés pudo humillarse en su presencia, decidió exaltarlo y restaurarlo a su posición de privilegio.

Esta historia me hace pensar en tantos hijos rebeldes que a la hora de tomar sus propias decisiones, desechan los consejos de los padres o lo que les fue enseñado a través de su educación. Avanzan con ímpetu juvenil con el desparpajo del que cree saberlo todo y a pesar del buen ejemplo recibido, deciden desviarse en sus caminos.

Cuántas historias escuchamos de padres que se preguntan en qué fallé para que me hijo me ignore o ni siquiera tome en cuenta mis consejos. Sin embargo, la historia de Manasés nos muestra que a pesar de la rebeldía y el dolor como consecuencia del pecado, llegó el tiempo de arrepentimiento y la consiguiente restauración para su vida.

Cuántos jóvenes se encuentran atrapados con grillos de drogas, depresión, alcohol, relaciones ilícitas, puestos en angustia como consecuencia de no obedecer la Palabra de Dios y seguir su propio pensamiento. Cuántos hijos están literalmente privados de la libertad, sufriendo y trayendo dolor a familias completas.

Tal como sucedió en la vida de Manasés, la restauración es posible, cuando nos humillamos delante de Dios, nos arrepentimos y cambiamos nuestra conducta con el objetivo de poner nuestra vida en sintonía con la Palabra de Dios.

Padres, no es tiempo ahora de preguntarse o auto culparse por las fallas en la educación, pero sí  de levantarnos a clamar y declarar que la restauración que obró en la vida de Manasés, sea una realidad también para la vida de cada hijo, que por rebeldía ahora se encuentra atrapado en angustia y aflicción.

No es tiempo de desmayar ni desanimarse, por lo cual es necesario perseverar en la oración, creer y clamar por un poderoso milagro de restauración para la vida de tus hijos.

Daniel Zangaro

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

¿La tecnología afecta a los niños?

Debido a que están en una edad de descubrimiento, a los niños les gusta estar en constante actividad. Es por ello que a algunos padres les resulta muy difícil ocupar el tiempo de sus hijos y recurren a la tecnología como medio para distraerlos.

La tecnología es dañina para el desarrollo de los niños

Un estudio de la Escuela de Medicina de la Universidad de Boston, señala que el uso de los celulares o tablets para desviar la atención del niño podría ser perjudicial para su desarrollo social y emocional. Los investigadores también señalaron que los niños menores de 30 meses, aprenden mejor de la interacción humana que de la televisión o vídeos.

James Radesky, instructor clínico en desarrollo del comportamiento pediátrico de la Escuela de Medicina de la Universidad de Boston, señaló que la tecnología no puede reemplazar las habilidades sensomotoras ni visomotrices. Esto quiere decir que lo ideal es que los niños aprendan con juegos interactivos, por ejemplo los bloques para construir.

¿Utilizar la tecnología para calmar a los niños?

Los investigadores señalaron que el uso de dispositivos electrónicos como método predominante para calmar y distraer a los niños pequeños, es un impedimento para que ellos desarrollen sus propios mecanismos de autoregulación. Por lo tanto, los padres deben evitar hacer de este uso.

¿Qué es lo recomendable?

Los padres son libres de decidir la manera en que criarán a sus hijos, pero en cuanto a la tecnología deben ser muy cuidadosos y evaluar la manera en que permitirán a sus hijos hacer uso de las mismas.
Lo que recomiendan los científicos es que el pasar tiempo de calidad en familia, ayuda mucho más al desarrollo de los niños, que cualquier otro dispositivo electrónico.

 

Este artículo fue producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

¿Cómo saber si mi hijo sufre de bullying?

El bullying, o acoso, es un problema creciente que afecta a la mayoría de familias. De una u otra manera, los niños y adolescentes de hoy en día están sufriendo por esta situación, ya sea en su centro de estudios o con su círculo de amigos. Lamentablemente, la mayoría de casos no son reportados, así que como adultos tenemos la responsabilidad de estar atentos a las señales que indiquen abuso en los niños o adolescentes de nuestro entorno.

  • Señales físicas: Los golpes o moretones que los niños justifican como caídas o accidentes, son un indicio obvio de que están sufriendo bullying extremo. También debemos estar pendientes de cambios repentinos en los hábitos alimenticios. En ocasiones, las víctimas suelen refugiarse en la comida, o perder súbitamente el apetito.
  • Baja autoestima: El bullying hace que el autoestima se degrade de manera dramática. Esto puede reflejarse en su estado de ánimo, o simplemente en la manera en que se preocupan por su apariencia.
  • Pérdida de interés: Es común que los niños o adolescentes que son acosados, pierdan el interés en las cosas que antes ocupaban su tiempo. Otras señales son la falta de entusiasmo, o cuando el niño intenta evadir hacer aquello que antes disfrutaba.
  • Soledad: Alejarse de sus amigos y aislarse, es producto del abuso. En muchos casos, los niños o adolescentes utilizan como excusa sus estudios para separase de su círculo social. No obstante, debemos evaluar la situación y ver si el inesperado interés en los estudios no es más que una excusa para alejarse de los demás.
  • Enfermedades: Algunos niños fingen dolores de estómago, cabeza, u otras enfermedades con el fin de no asistir al lugar en donde sufren bullying. Otros se enferman sin causa aparente, y a esto los médicos denominan enfermedades psicosomáticas. Si no es usual que un niño se enferme, o no se encuentra el origen de su dolencia, o se enferma con frecuencia; es porque tal vez el bullying sea la razón.
  • Alejarse de las redes sociales: Existe también el bullying cibernético, y el indicador más evidente es la falta de interés por lo que ocurren en las redes sociales, cuando en el pasado disfrutaba de esta actividad.

Si sabes de un niño o adolescente que presenta alguna de estas señales, debes crear lazos de comunicación con ellos para saber más del problema. No debes apresurarte en sacar conclusiones ni interrumpir cuando el niño está hablando. Una vez que sepas la historia a profundidad, debes acudir a las autoridades del centro de estudios o el lugar donde se origina el bullying. En algunos casos, un cambio de ambiente hará que los niños puedan empezar de cero y creen nuevas relaciones.

En este tipo de situaciones, no olvides consultar con algún consejero o experto en el tema para que juntos encuentren la solución ideal para este conflicto.

 

Este artículo fue producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Buenos y malos padres

 

¿Se considera un buen padre? ¿Cómo les demuestra a sus hijos que son importantes para usted? La Biblia esta llena de ejemplos de padres que han sido muy buenos ejemplos para sus hijos, y de otros que han dejado un legado de malas conductas y terribles consecuencias.

El Pastor Daniel Arbolaez habla sobre la diferencia que podemos hacer en la vida de nuestros hijos si dejamos atrás las heridas del pasado y nos dedicamos a empezar de nuevo con amor y una disciplina sana.

Escucha sus recomendaciones durante la entrevista aquí.

“La respuesta es no, pero te amo”

“Pedís, y no recibís, porque pedís mal, para gastar en vuestros deleites”. Santiago 4:3

Días atrás festejábamos el día del padre, como cada año es un tiempo de familia, donde se aprovecha para dar honra, y agasajar a los que Dios ha puesto como cabeza de familia y sacerdote del hogar.

Cuando pensamos en paternidad, seguramente lo asociamos rápidamente con tres características: Protección, Corrección y Provisión.

Cuando el padre está en la casa, trae a los hijos una sensación de seguridad, de que todo está bien, cualquier problema que se presente, está papá para resolverlo. Por eso vemos que cuando el padre falta, ya sea porque ha fallecido o bien porque se encuentra ausente, hay una carencia en los hijos que los lleva a sentirse inseguros.

Provisión: Otra de las características del padre es la de proveer para el hogar, es necesario que el hombre cumpla esta función que es de vital importancia.

Corrección y Disciplina. También el padre es encargado de corregir y poner límites, o por lo menos se espera que lo haga, claro que esto también involucra a las madres. Es necesario tener un sano equilibrio en esto, porque es tan malo el exceso de limites como su falta, lo mismo podríamos decir para protección.

Ahora, si en lugar de hablar de un padre terrenal, hablamos de nuestro Padre celestial, que seguros podemos sentirnos sabiendo que en Él encontramos protección, provisión y corrección.

Hablando de esta última y aunque a veces no nos guste, que importante es cuando un padre dice no.

Uno, humanamente tiende a querer satisfacer al máximo las necesidades de los hijos, en lo que piden, quieren o necesitan, sin embargo a veces necesitamos poner límites y decir no, lo mismo pasa con nuestro Dios, me imagino en su corazón de padre, queriendo responder cada oración pero a veces y por nuestro bien necesita decirnos que no.

Al momento nos sentimos frustrados, pero tal vez nos lleve tiempo, comprender que él tenía un plan mejor que el que yo había pedido.

¿Qué hacemos frente a los no del Señor? ¿Nos frustramos? ¿Nos entristecemos y pensamos esto no funciona?, ¿Pensamos en dejar todo? Si aprendemos aceptar los no del Señor, quitándoles el aspecto negativo que generalmente le damos, realmente podremos comprender que Él nos sorprende incluso más abundantemente de lo que nosotros esperamos.

Un no a tiempo, puede evitar muchas malas decisiones, ahorrarnos años de angustias, si Dios cierra un camino, puedes estar seguro que abrirá uno mejor aún donde no hay nada. Confía en Él y pronto habrá un sí mucho más grande para tu vida.

Por Daniel Zangaro

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

El valor de una mamá

En “Porque eres mamá” compartimos con el Lic. Jorge Pérez un tema precioso: “El valor de una mamá”. Las madres tenemos una importancia decisiva en la formación de nuestros hijos y somos desafiadas diariamente en 5 aspectos de nuestra labor maternal:

Como mamás debemos:

  1. Cuidar el tiempo para estar con nuestros hijos
  2. Oírlos,
  3. Respetarlos,
  4. Valorar nuestro rol de mamás frente a nuestros hijos,
  5. Orar por ellos todo el tiempo.

Dios mismo nos presenta el modelo de una mujer real, que como tú y yo, creemos que en Dios podemos ser mejores mamás: Somos mujeres especiales, generamos confianza; somos responsables, sabias e inteligentes; trabajadoras,  generosas, seguras y virtuosas mujeres de Dios.

Hoy quiero invitarte a que puedas leer en tu Biblia la historia de una mamá a quien le tocó vivir circunstancias especiales: Agar, y su hijo Ismael (leer Génesis 21:14-21) y compartir un principio fundamental: Ante Dios, nosotras somos y tenemos autoridad sobre nuestros hijos.

Llegó el momento de despedir a Agar e Ismael de la casa de Abraham, y él mismo coloca sobre el hombro de Agar un odre de agua (figura del Espíritu Santo), pero cuando los recursos se acaban y parece que van a morir, Dios mismo “OYE” la voz  de clamor de nuestros hijos pero “NOS HABLA” a nosotras, las mamás y nos da la palabra precisa, de aliento y dirección, de esperanza y vida: “porque yo haré de él una gran nación”.

Recuerda que Dios nos ama, ama a nuestros hijos y si le escuchamos y actuamos en consecuencia, Dios cumplirá Su propósito de bendición en la vida de ellos.

¿Puedes creerlo? Porque para el que cree, ¡TODO ES POSIBLE!

Victoria en el Acuerdo

Sin lugar a dudas como mamás enfrentamos diferentes retos y situaciones que nos desafían diariamente. Se nos presentan batallas con nuestros hijos, en nuestros matrimonios, trabajos, salud y en tantos temas como la vida misma. Dios nos conoce, nos ama y nos ha dado un arma poderosa para conquistar las batallas de nuestras vidas: la oración de acuerdo.

Hay muchos tipos de oración: la oración de salvación cuando nos arrepentimos de nuestros pecados y le pedimos a Jesucristo que sea nuestro Salvador personal y Señor de nuestras vidas. Hay oraciones de acción de gracias, de intercesión, de pacto, de clamor, pero también está la oración de acuerdo.

Dijo el mismo Jesús: “Otra vez os digo, que si dos de vosotros se pusieren de acuerdo en la tierra acerca de cualquiera cosa que pidieren, les será hecho por mi Padre que está en los cielos” (Mateo 18:19)

Suena fácil en la teoría pero no lo es tanto en la práctica. El acuerdo requiere concentrarnos en lo importante y dejar un poco de lado los “me gustaría”, “quisiera” para realmente ponernos de acuerdo en lo fundamental. El acuerdo alcanza la definición del motivo por el cual nos ponemos de acuerdo, y mientras avanzamos perseveramos en el acuerdo hasta alcanzar la victoria. Para lograr esto, quisiera compartirte algunos principios básicos basados en el pasaje de Mateo 18:19: “Otra vez os digo”… Parece que los mismos discípulos se distraen, se olvidan y Jesús vuelve a recordarles este principio fundamental de la oración de acuerdo. Hoy Dios mismo viene a recordarte que en Dios todo es posible.

“Si dos de vosotros”: Si oramos solos Dios nos escucha y nos responde, pero está presentando aquí otro modelo, como un nivel de estrategia de lucha más elevado … si dos se ponen de acuerdo. Ora con tu esposo, con tus hijos, con tus padres, con amigos… pero dedica un tiempo a orar juntos, de acuerdo y persevera. “Se pusieren de acuerdo”: Tal vez al inicio de orar juntos hay diferentes puntos de vista, pero no permitas que eso te detenga. Oren juntos hasta que estén de acuerdo en el motivo, la forma, el objetivo. Dios va a ir aclarando el panorama a medida que oramos y un aspecto fabuloso de la oración, es que Dios primero nos cambia a nosotros y luego obra el milagro.

“En la tierra”: donde estamos, en nuestro diario vivir y en medio de nuestras circunstancias. Esto es para todos nosotros.

“Acerca de cualquier cosa”: No hay tema grande o pequeño, solo se necesita el acuerdo.

“Pidieren”: No tiene que quedar en la mente, hay que pedirlo y para ello tenemos que orar expresando lo que le estamos pidiendo al Padre. No es un deseo, es una oración de acuerdo.

“Les será hecho por nuestro Padre que está en los Cielos”: Aquí lo sobrenatural de Dios irrumpe desde los cielos, y se hace visible en la tierra escuchando nuestro clamor de acuerdo.

Hoy 5 de mayo es el Día Nacional de Oración en Estados Unidos y nos hemos propuesto orar juntos, de acuerdo, por 24 grandes motivos que afectan las vidas de las familias, matrimonios, hijos y jóvenes de hoy. Cada hora, y durante las 24 hs puedes ir leyendo los motivos por los cual te invitamos a que seas parte del acuerdo.Te invito a que hagas clic en el siguiente enlace donde podrás ver detallados  los 24 motivos de oración correspondientes a cada hora del día y luego puedas seguir en unidad de acuerdo hasta alcanzar la victoria. http://wp.me/p2Io7g-6n2

Dios te bendiga y haga resplandecer Su rostro sobre ti.

Las Madres ¿qué son y qué no deben ser?

El Pastor Rey Matos en Energía Total nos habla de cómo honrar a las madres en todo tiempo. A pesar de las situaciones y los errores en el camino de la crianza de los hijos, todos tenemos un llamado bíblico a honrar a nuestras madres. Ellas son seres extraordinarios, que merecen la consolación de sus hijos si fueron abandonadas, el abrazo que les es debido, el apoyo y buen tiempo que tanta falta les hace.
Escucha las mejores formas de sanar en este tiempo y honrar a mamá en este tiempo.