Cometer adulterio acarrea diversos sentimientos que pueden abrumar a una persona. Por lo tanto, es natural que se llegue a dudar de su salvación. Pese a que lo difícil de la circunstancia, Dios nunca rechaza a los que se arrepienten de corazón.

En este vídeo, Danilo Montero ofrece consuelo y tranquilidad a aquellos que quieran buscar redención tras cometer un pecado.

Este contenido fue producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta