“Que sus conversaciones sean cordiales y agradables, a fin de que ustedes tengan la respuesta adecuada para cada persona” Colosenses 4:6 (NTV)

Qué difícil es tener una respuesta sana y agradable cuando nos hablan con odio y con palabras desagradables, pero aun así nuestro deber como hijos de Dios es tener conversaciones amables, sabias, llenas de amor y de paciencia.

Por Judith Quisbert

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.