En Nehemías 8:10, en la segunda parte, dice:” no os entristezcáis, porque el gozo de Jehová es vuestra fuerza” (RVR-1960)

Muchas veces hemos sido atacados por el enemigo y la mayor parte de las veces lo hace en nuestro ánimo, nos quiere quitar el gozo que Dios ha puesto en nuestra vida.

Un ejemplo claro de esto es cuando alguien te roba, el hecho de que hayan tomado tus cosas sin tu consentimiento, siendo o no muy valioso para ti, te causa molestia, rabia, impotencia, frustración, etc.

De igual manera el enemigo nos roba el gozo para que caminemos por la vida molestos con nuestra situación,  frustrados y sin ánimo de seguir adelante.

Dios nos da fortaleza para combatir al enemigo a través del gozo; dice su Palabra “Hazme oír gozo y alegría, y se recrearán los huesos que has abatido.” Salmos 51:8 (RVR-1960) La palabra recrear, significa que somos nuevamente creados, con más fuerza. El recrear los huesos nos causa bienestar y esperanza, es por esa razón que nos encanta reír, tener momentos de alegría;eso es justamente lo que el adversario quiere quitarnos.

El enemigo buscará la forma de que te mantengas angustiado, enojado y utiliza muchas cosas para lograrlo. Puede usar personas que te contagien su rencor o que circunstancias que suceden alrededor te provoquen molestias que, aunque parezcan pequeñas, pueden robarte el gozo.

Te interesa:  Precariedades

Debemos estar alertas y recordar que Dios prometió no abandonarnos jamás, que no nos faltará el pan, ni permitirá que nada nos haga daño.

Si el enemigo quiere quitarte el gozo recuerda tu pasado, de dónde Dios te ha sacado, lo que ha hecho por ti, ten presente el futuro que te espera a lado de tu Padre y, por último, alaba a Dios a pesar de todo.

Aunque las circunstancias te golpeen fuerte, recuerda esto:” Aunque la higuera no florezca, ni en las vides haya frutos, aunque falte el producto del olivo, y los labrados no den mantenimiento, y las ovejas sean quitadas de la majada, y no haya vacas en los corrales; con todo, yo me alegraré en Jehová, y me gozaré en el Dios de mi salvación“ Habacuc 3:17-18 (RVR-1960)

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.