estudios Archives | CVCLAVOZ

All posts in “estudios”

Preocuparte por tu apariencia te hace reprobar los exámenes

A todos nos importa nuestra apariencia. Quizá a unos más que a otros; pero sí nos preocupa en cierta medida. Queremos lucir bien así que cuidamos de nuestra vestimenta, nos arreglamos y queremos dar la mejor impresión posible. Esto no tiene nada de malo porque refleja nuestra autoestima y cuidado personal. Sin embargo, un estudio científico demostró que preocuparte por tu apariencia te hace reprobar los exámenes, especialmente si eres mujer.

El estudio

Debido a que hay más presión sobre las mujeres que sobre los varones con respecto a la apariencia, es normal que una mujer desde temprana edad se enfoque en su aspecto físico. Los mismos productos que se ofrecen al mercado van dirigidos a mejorar la belleza de la mujer y su aprobación ante la sociedad.

Si bien no es algo que se diga textualmente, la sociedad tiende a valorar la apariencia externa más que, por ejemplo, la inteligencia. Por esta razón las mujeres están sometidas a la presión de ser hermosas, pero no tanto a ser inteligentes. Tal como dice el PhD. John Bargh: ≪La sociedad parece decir “es mejor ser bonita que inteligente”, como si esos dos atributos fueran, de algún modo, mutuamente exclusivas≫. Esto se ve claramente en la cultura de la playa.

Ir a la playa significa tener un cuerpo perfecto y lucir bien físicamente. Pero, como Bargh explica ≪el énfasis de la playa en el cuerpo y el atractivo desencadena el estereotipo cultural de que una mujer debe ser valorada y juzgada de acuerdo con su aspecto físico, no por sus conocimientos y habilidades intelectuales≫. Este estereotipo insta a las mujeres a enfocarse generalmente en la belleza física.

Para comprobar qué tanto afecta que una mujer se preocupe por su apariencia, estudiosos de la Universidad de Michigan hicieron un experimento. Ellos evaluaron a 42 mujeres y 40 varones. Les asignaron al azar un suéter o ropa de baño y se les pidió que se vistieran. Luego se les solicitó que respondieran veinte preguntas del GMAT (un examen que se toma para estudiar una maestría) en un plazo de quince minutos.

Los resultados mostraron que tanto los varones como las mujeres que utilizaron la ropa de baño se enfocaron más en su apariencia que en el examen. Pero el resultado más sorprendente fue en el área de matemática. Las mujeres que utilizaron ropa de baño tuvieron peores resultados que aquellas que utilizaron un suéter. Es decir que ≪concentrarse en sus cuerpos les hizo demostrar menos inteligencia≫.

Preocuparte por tu apariencia te hace reprobar los exámenes

¿Esto quiere decir que las mujeres que se enfocan en su apariencia son menos inteligentes? No. Todas las mujeres tienen la misma capacidad, pero cuando se concentran únicamente en su físico, entonces no pueden exhibir el máximo de sus habilidades intelectuales. Saber esta información es especialmente importante en los estudios, puesto que podría representar un obstáculo para la educación de una mujer.

La recomendación es no darle énfasis a la apariencia y, en cambio, concentrarse en desarrollar otras áreas. Esto no quiere decir que se debe restar toda importancia al aspecto físico, sino hacerlo de manera moderada y fijarse en los diversos tipos de inteligencia, y de esa manera crecer integralmente como persona.



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

–Bargh, J. (2017). Before you know it (1era ed.). New York: Simon & Schuster.
–Fredrickson, B., Roberts, T., Noll, S., Quinn, D., & Twenge, J. (1998). That swimsuit becomes you: Sex differences in self-objectification, restrained eating, and math performance. Journal Of Personality And Social Psychology, 75(1), 269-284. doi: 10.1037//0022-3514.75.1.269

Sé firme en tus decisiones

 “Determinarás asimismo una cosa, y te será firme, y sobre tus caminos resplandecerá luz.” Job 22:28.

La  determinación es un valor importante en la vida de cada ser humano, es decidir cómo se va actuar para cumplir lo que uno se propone. Seguramente  tienes muchas metas para alcanzar este año, lo cual no está mal, al contrario, es excelente, pero para lograrlas tienes que decidir cómo las harás realidad.

En la versión  NTV (Nueva Traducción Viviente) Job 22:28, dice lo siguiente: “Prosperarás en todo lo que decidas hacer y la luz brillará delante de ti en el camino.”

Hermosa promesa, ¿verdad? Aprópiate de ella y verás que la bendición de Dios se hará realidad en tu vida. Sé firme en tu decisión y persevera cada día a pesar de las circunstancias porque, ¿Cómo quieres lograr algo si no eres determinante ni firme en lo que deseas obtener? Permanecer en la decisión que uno toma es la clave del éxito, porque nos lleva al triunfo y como dice su Palabra, la luz y dirección de Dios resplandecen en el camino.

Posiblemente tus metas son familiares y quieres que tus seres queridos conozcan a Jesús, entonces tendrás que trabajar en la fe de ellos. Tal vez anhelas una pareja para tu vida, entonces tendrás que orar y dejar que Dios te guie a la persona correcta. Puede que te hayas  propuesto crecer más en el Señor y llenarte de su presencia, así que tendrás que ser firme en tus momentos de oración, estudios de la Biblia y devocionales. Podrían ser tus estudios, economía o cualquier otra meta, lo cierto es que si no hay decisión y esfuerzo por cumplir no habrá resultados.

La determinación ha sido importante en los grandes hombres de Dios de la antigüedad y lo sigue siendo en la actualidad. Cada uno de nosotros construye su destino con las decisiones que toma, pues Dios nos dio la libertad de decidir.

“Pon todo lo que hagas en manos del Señor, y tus planes tendrán éxito.” Proverbios 16:3 (NTV) “Entrega al Señor todo lo que haces; confía en él, y él te ayudará.” Salmos 37:5. (NTV)

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Disfruta y no te afanes

“Todo tiene su momento oportuno; hay un tiempo para todo lo que se hace bajo el cielo”. Eclesiastés 3:1-15 (NVI)

Es muy común escuchar a los adolescentes hablando de sus sueños de casarse. Dicen estar enamorados entonces imaginan un futuro casi perfecto compartiendo con la persona amada.

Sin embargo, es bueno recordarles que todo tiene su tiempo, ya que no es bueno saltar etapas. Ahora es tiempo de madurar, estudiar y de preparase para la vida. La biblia dice que hay un tiempo para cada cosa, por lo tanto, sería importante disfrutar el periodo actual, caracterizada por la juventud y su alegría, así como también ocuparse por los sueños y las metas que se proponen alcanzar.

Por Danitza Luna

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Lucha por lo que quieres

Ely ingresó a la Universidad a pesar de presentar cierta discapacidad intelectual que le impedía estar al nivel de sus compañeros; reprobaba constantemente diferentes materias por lo que muchos pensaban que no lograría concluir sus estudios. Lo irónico es que en la actualidad ella se tituló, mientras que varios abandonaron la carrera.

Una frase dice: “La carrera de la vida no se trata de rapidez sino de resistencia” En el camino muchos se desaniman porque consideran que jamás alcanzarán su meta, pero la realidad es que aquellos que continúan luchando hasta el final son los que la alcanzan. ¿Cuántas veces nos desanimamos por no avanzar?

Por ejemplo, graduarse de la universidad o aprender un idioma nuevo requieren perseverancia, así mismo sucede con cualquier meta. Aquellos que no son pacientes, los que no superan obstáculos difíciles ni tampoco quieren hacer sacrificios, lastimosamente no alcanzan nada.

Por tanto, también nosotros, que estamos rodeados de una multitud tan grande de testigos, despojémonos del lastre que nos estorba, en especial del pecado que nos asedia, y corramos con perseverancia la carrera que tenemos por delante.” Hebreos 12:1 (NVI)

La vida tiene una serie de obstáculos aunque seas hijo de Dios, por lo que el Señor nos insta en su palabra a correr con perseverancia, deshaciéndonos de todo peso como el pecado y siguiendo adelante, porque en su tiempo alcanzaremos la meta.

¿Cuáles son tus metas? La clave para alcanzar el éxito es “no rendirse”. Recuerda que el mundo está en manos de aquellos que tienen el coraje de seguir luchando a pesar de la tormenta. En esta oportunidad te animo a desenterrar tus sueños, planificar nuevas metas y luchar, no importa si parece que otros están más adelante porque al final ganará el que no se ha detenido.

¡Te espero en el camino de la Victoria!

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Versículos bíblicos para estudiantes

La educación es una parte importante en la vida de cualquier persona y no puede ser tomada a la ligera. Por tal motivo, los estudiantes deben dar lo mejor de sí mismos y esforzarse en aprender todo lo que puedan. La Biblia tiene algunos consejos para los estudiantes; para que sobresalgan en su vida académica y en todo lo demás:

Josué 1:9 (PDT)

“Te repito: sé fuerte y valiente. No tengas miedo ni te desanimes porque el Señor tu Dios estará contigo donde quiera que vayas.”

Salmos 1:1-3 (TLA)

“Dios bendice a quienes no siguen malos consejos ni andan en malas compañías ni se juntan con los que se burlan de Dios. Dios bendice a quienes aman su palabra y alegres la estudian día y noche. Son como árboles sembrados junto a los arroyos: llegado el momento, dan mucho fruto y no se marchitan sus hojas. ¡Todo lo que hacen les sale bien!”

Salmos 16:8 (PDT)

“Siempre tomo en cuenta primero al Señor; nada me hará tambalear, pues él está a mi lado.”

Salmos 25:1-5 (TLA)

“Mi Señor y Dios, a ti dirijo mis ruegos porque en ti confío. No me hagas pasar vergüenza; no permitas que mis enemigos se burlen de mí. Tampoco dejes que pasen vergüenza los que en ti confían; ¡la vergüenza deben pasarla los que traicionan a otros! Dios mío, enséñame a vivir como tú siempre has querido. Tú eres mi Dios y salvador, y en ti siempre confío.”

Proverbios 1:7 (BLPH)

Respetar al Señor es el principio del saber, pero los necios desprecian la sabiduría y la educación.”

Miqueas 6:8 (TLA)

“…Dios quiere que ustedes sean justos los unos con los otros, que sean bondadosos con los más débiles, y que lo adoren como su único Dios.”

Marcos 12:29-30 (BLPH)

Jesús le contestó: —El primero es: Escucha, Israel: el Señor, nuestro Dios, es el único Señor. Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma, con toda tu inteligencia y con todas tus fuerzas.”

Isaías 40:30-31 (TLA)

Los jóvenes se cansan por más fuertes que sean, pero los que confían en Dios siempre tendrán nuevas fuerzas. Podrán volar como las águilas, podrán caminar sin cansarse y correr sin fatigarse.”

Colosenses 3:23 (TLA)

Todo lo que hagan, háganlo de buena gana, como si estuvieran sirviendo al Señor Jesucristo y no a la gente.”

Tito 2:7-8 (TLA)

Tú mismo tienes que ser un buen ejemplo en todo. Enséñales a hacer el bien y, cuando lo hagas, hazlo con seriedad y honestidad. Di siempre lo bueno, y así nadie podrá criticarte. Si haces lo que te digo, los que están en contra nuestra sentirán vergüenza y no podrán hablar mal de nosotros.”

1 Corintios 10:12-13 (PDT)

“Así que, el que se sienta muy seguro y firme, cuídese de no caer.”

Filipenses 2:3-4 (PDT)

No hagan nada por rivalidad ni orgullo. Sean humildes y cada uno considere a los demás como más importantes que sí mismo. Que cada uno no busque sólo su propio bien, sino el de los demás.”

 

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

¿La Sabiduría de Salomón?

No es que quiera cuestionar al reconocido sabio, pero siempre me he preguntado ¿cómo puede ser que Salomón siendo tan sabio, necesitara casarse con tantas mujeres? Siendo tan sabio, permitió que su debilidad lo dominara.

Creo que siempre he cuestionado la sabiduría, porque en definitiva el único verdaderamente sabio es Dios y ya. He conocido muchas personas que han estudiado mucho; algunos, carreras difíciles y tal vez incluso han adquirido el conocimiento de más de cinco idiomas. Sin embargo, hay temas para los que no tienen sabiduría, o no han aprendido a apreciar a las personas por sus talentos, así no sean graduados universitarios. Todos podemos traer algo de sabiduría, podemos adquirir conocimientos y por experiencias crecer en sabiduría, pero somos humanos, somos pecadores, somos imperfectos. El estudio, el conocimiento no te hace mejor persona.

El tener sabiduría y discernimiento entre lo que está bien y lo que está mal, haber recibido a Jesús en nuestros corazones y tener la intención de servir solo a Dios tampoco es garantía de que vamos a obedecer totalmente los mandamientos de Dios. Esa es la meta, y eso sería lo ideal, que fuera así como automático, pero no, no viene como una garantía.

Cuando me pregunto esto de Salomón, voy a Deuteronomio, que son las “demandas del Señor”, y en el capítulo 17, versículo 17 dice: “El rey no tomará para si muchas mujeres, no sea que se extravíe su corazón, ni tampoco acumulará enormes cantidades de oro y plata”.

Eso demuestra que Salomón sí quebrantó las leyes de Dios al tomar muchas mujeres, (como mil entre esposas y concubinas), y ocurrió como decía la Escritura, su corazón se desvió. Él no siguió el consejo de su padre David acerca de guardar los mandamientos y deseos de Dios entre los cuales estaba ese de no tener muchas mujeres. Varias de esas mujeres lo llevaron a servir a otros dioses.

Sea cual sea nuestra situación, el obedecer a Dios debe estar por encima de nuestros deseos personales. No hay que razonar los mandamientos de Dios y no debemos justificar un comportamiento que sabemos o dudamos que esté en línea con los propósitos de Dios para nuestra vida.

En Juan 3:6 leemos que “Lo que nace del cuerpo es cuerpo; lo que nace del Espíritu es espíritu” y que no debemos sorprendernos, nos dijo Jesús, de que por tanto, debemos nacer de nuevo.

Mucho más importante que el número de neuronas o el coeficiente intelectual que tengamos, recordemos negarnos a nosotros mismos y seguir a Jesús cada día.

Nuestro comportamiento habla más de nosotros que todo lo que podamos estudiar y decir.

Breve anatomía del poder (3)

(Tercera parte y final)

Se hace más notable esta dolencia cuando los líderes menosprecian o subestiman la educación y los principios básicos necesarios para la gestión eficiente de un país, una empresa o una agrupación religiosa. El líder se escuda en cierta intuición innata, en la experiencia o simplemente en la operación “mágica” del Espíritu Santo. Pocos de ellos tienen la sabiduría y la habilidad de reconocer sus limitaciones y tomar apropiado provecho de la asesoría profesional especializada sin ceder al temor de perder su ascendiente sobre la gente.
“Aquí vale la experiencia y no los estudios” o “El Señor toma de lo que no es para avergonzar a lo que es” son recurrentes justificaciones de aquellos líderes, con lo cual no sólo logran una excusa convincente para la mayoría menos ilustrada, sino que se asiste también a la verdadera consagración de la mediocridad como estilo de gobierno y de conducta.
Algunas observaciones finales: Una de ellas es la frecuente e intensa relación que suele haber entre el poder ilimitado y la acumulación desproporcionada del patrimonio material del líder, erario que en rarísimos casos le hubiera sido posible acumular en el ejercicio de su oficio o profesión anterior.
Otra, es la estructuración de un sistema protocolar y comunicacional destinado a sostener y elevar la imagen del líder. Se alaba la genialidad, la benevolencia, la humildad, la fortaleza moral, la condición casi paternal del líder y se crea a su alrededor un escenario de homenajes y de elocuentes y extensos títulos que preceden al simple enunciado del nombre. Todo este aparato tiene el evidente objetivo de legitimar y fortalecer la permanencia del líder, ya sea por el bien de la patria, la empresa o la institución religiosa.
Será muy ilustrativo para el lector reflexionar con alguna profundidad en Deuteronomio 17:16-20 y relacionarlo con la historia del rey Salomón relatada en los primeros capítulos de 1 Reyes. El primer pasaje advierte acerca de los peligros del poder ilimitado, el exceso de riqueza y el factor sexual. El segundo revela el origen y las consecuencias de no prestar oído a tan sabios y precisos mandamientos. Tal vez sirvan a la hora de aceptar y ejercer cargos de importancia en la vida política, empresarial o religiosa.
————————-
           Para la audiencia perceptiva quedará en evidencia que este trabajo no es reciente. Hay algunas ingenuidades, algunas ausencias – como la soledad del poder – y la falta de oficio investigativo. Tanto el espacio como la cultura del medio no permiten tal emprendimiento. Por ello, me disculpo y agradezco su indulgencia.

(Este artículo ha sido especialmente reeditado para la radio cristiana CVCLAVOZ)

Errores al elegir una carrera profesional

Elegir una carrera profesional es un paso significativo en la vida de cualquier persona. Y si bien nadie sabe lo que le espera en el futuro, éste puede cambiar drásticamente si se escoge mal una profesión. Muchas personas viven inconformes y se sienten frustrados en sus trabajos debido a que sus ocupaciones no son lo que esperaban. Para no caer en el mismo estado, hay que evitar cometer estos errores:

careermistakes1

No se puede vivir sin dinero, pero tampoco todo en la vida debe girar en torno a ella. Las personas con ingresos económicos altos generalmente se desempeñan en algo que les apasiona y son expertos. No puedes esperar obtener la misma remuneración que ellos porque el camino que lleva al éxito es diferente en cada uno. Puedes tomar las historias de superación de otras personas a manera de inspiración, pero no te formes una idea sobre cómo es una profesión, sólo en base del testimonio de otros. Lo que sí puedes hacer es conversar con las personas a quienes admiras o consideras que tienen el salario que anhelas, y pedir consejo sobre la administración del dinero. Esto te ayudará a tener una idea de cuánto es el gasto y de cómo puedes ahorrar desde ahora para tu retiro.

careermistakes2

Si en tu familia “heredan” las profesiones, evalúa bien si quieres seguir con la tradición porque te apasiona o porque estás siendo presionado por los demás. Si te preocupa arruinar los negocios familiares por no querer la misma ocupación que tus padres, entonces busca otras profesiones que te gusten y que puedan contribuir a mejorar lo que ya han logrado como familia. La ventaja que tendrás, es que tienes un trabajo casi asegurado apenas concluyas con tus estudios. Sin embargo, tampoco te limites por el historial de tu familia. En cambio, busca innovar el negocio y desarróllate en algo que te agrade y que te haga sentirte orgulloso.

careermistakes3

Si careces de una habilidad pero de todas maneras lo intentas porque viste que otro es exitoso en ello, es como querer encajar un ladrillo en un alfiler. No veas a los demás como un medidor de la talla que debes dar. Concéntrate en tus talentos y evalúa tus fortalezas. En ellas está la clave que te ayudará a encontrar la carrera profesional adecuada para ti. De esta manera podrás desenvolverte y madurar en algo en lo que ya eres bueno; lo cual es una ventaja, pues cuando trabajes no lo verás como una obligación sino como una diversión.

careermistakes4

Esto es el extremo opuesto del Error #1. Mientras que para algunos el dinero es el factor decisivo al optar por una profesión, otros prefieren la satisfacción personal por sobre el salario. Pensar de esta manera es una espada de doble filo. La ocupación que eliges debe permitirte disfrutar de lo que haces y recibir una paga con la cual puedas vivir. Recuerda que la juventud no dura para siempre, y que algún día no tendrás las mismas fuerzas que ahora. Por lo que debes tener siempre en cuenta que cuando te retires necesitarás de tus ahorros para sobrevivir.

 

Este artículo fue producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Tienes acceso libre

“Así que acerquémonos con toda confianza al trono de la gracia de nuestro Dios. Allí recibiremos su misericordia y encontraremos la gracia que nos ayudará cuando más la necesitemos.” Hebreos 4:16 (NTV)

En el Antiguo Testamento no todos podían acercarse a la presencia de Dios, únicamente un hombre, el sumo sacerdote, podía acceder al lugar Santísimo y solamente una vez al año. Un velo muy grueso separaba a Dios de la gente. El pueblo se quedaba afuera, preguntándose cómo sonaría la voz de Dios, cómo sería sentir Su presencia y ver Su gloria. Sólo el Sumo Sacerdote tenía esa experiencia. Sin embargo, cuando Jesús dijo en la cruz “Consumado es” que quiere decir “todo ha terminado” (Juan 19:30), la Biblia relata en Marcos 15:38 que “…el velo del templo se rasgó en dos, de arriba abajo”. Entonces, como “sacerdotes para Dios” que somos, podemos llegar a Su presencia en cualquier momento y encontrarnos con Él (Apocalipsis 1:6).  ¿No es algo maravilloso?

Dios hizo todo por amor para reconciliarnos consigo mismo, tomó forma humana, habitó entre nosotros, soportó el dolor, sufrió y murió en nuestro lugar, para que tengamos ese acceso libre a Su presencia.

¿Aprovechas esa libertad para buscarlo? ¿Lo adoras como se merece? ¿Cuánto tiempo de tu día dedicas para estar a solas con Él? ¿Le das el lugar que se merece?

El Señor hizo todo para venir a buscarte y salvarte, qué triste sería que nosotros, sabiendo que Él es real, que nos bendice cada día y nos permite entrar a Su presencia libremente, no lo busquemos. En 2ª Crónicas 12:1 la Biblia nos habla de Roboam, quien cuando estaba fuerte, bendecido y firmemente establecido, abandonó la palabra del Señor. Más adelante dice que “Fue un rey malvado, porque no buscó al Señor con todo el corazón.” 2ª Crónicas 12:14

No cometas el error de Roboam, no dejes que tus preocupaciones, el trabajo, tu familia, estudios, te hagan olvidar de Dios. Posiblemente tengas lo necesario para vivir en este mundo pero, sino mantienes una relación personal con Jesús, terminarás mal.

Orar una hora o dos a la semana no es suficiente, porque la verdadera comunión es cada día y cada momento. No desaproveches tu vida invirtiendo tiempo en otras cosas, busca a Aquel que te espera con los brazos abiertos para poder ayudarte.

Acércate con toda confianza a la presencia de nuestro Dios.

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

La niña de sus ojos

“La niña de sus ojos” Es una novela Boliviana, muy hermosa, escrita por Antonio Díaz Villamil. Relata la historia de Domi (diminutivo de Domitila) una muchacha que proviene de una familia de clase social baja. Sus padres pensando en un mejor futuro para ella lograron con mucho esfuerzo y trabajo darle la oportunidad de estudiar en otra ciudad y con personas de una clase social alta.
Cuando vuelve a su ciudad natal al concluir sus estudios, tristemente no se siente cómoda con su familia, ya que ellos no tienen sus mismos modales, ni la misma educación, siente rechazo por aquellos que dieron todo para que ella pudiera realizar sus sueños y ser feliz.

Le halló en tierra de desierto, y en yermo de horrible soledad; lo trajo alrededor, lo instruyó, lo guardó como a la niña de sus ojos. Deuteronomio 32 10

La expresión “Niña de tus ojos” hace referencia a la Pupila del ojo. En hebreo la palabra utilizada se refiere a la imagen de uno mismo reflejada en la pupila cuando uno se acerca. Es decir, Dios nos toma de un lugar desértico y en soledad, para instruirnos y guardarnos como a la pupila de sus propios ojos.

La respuesta que damos muchas veces a Dios puede entenderse en esta historia; ¿cuántos padres se sacrifican para que sus hijos puedan tener un gran futuro? Dios manifiesta su amor dando su propia vida para que tengamos salvación y no recibir el castigo que merecíamos. Sin embargo, después de recibir su misericordia lo rechazamos e ignoramos su existencia, nos olvidamos de todo lo que nos dio.

Te haré entender, y te enseñaré el camino en que debes andar; Sobre ti fijaré mis ojos. Salmos 32:8

Solamente quiero recordarte que La palabra de Dios menciona que te ama como la niña de sus ojos, en estos momentos su mirada está puesta sobre ti y donde estés te hará entender y enseñará el camino que debes seguir. Te animo a ponerte de rodillas y darle gracias. Si has estado ignorando todo este tiempo sus palabras, no es tarde para pedirle perdón, volver a sus brazos y decirle que te ponga en sus planes, que te guarde como la niña de sus ojos.

Guárdame como a la niña de tus ojos; escóndeme bajo la sombra de tus alas, Salmos 17:8

¡Porque Dios te ama con amor eterno!

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

“A Dios no le importa tu posición”

Escucho predicar a alguien que conozco, y decir “A Dios no lo importa posición, títulos, experiencia, maestrías, solo que seas alguien que le honra, si solo lo honras y lo obedeces Él te va usar.”

 

En si, la declaración tiene la apariencia de ser cierta. No cabe duda que Dios va usar a una persona que le honra y le obedece. El problema es la primera parte de la proclamación donde minimiza la educación y sus correspondientes títulos y aún más ampliamente, personas que han ganado conocimiento por experiencias. Estas declaraciones a veces salen de la boca de predicadores o ministros para poner énfasis en una certeza como es el honor y obediencia a Dios.

 

¿Porqué digo esto? Porque yo he cometido el mismo error. Ponemos una marca de exclamación sobre algo muy bueno en toda una categoría. El mensaje equivocado es presentado. Aunque para Dios, posición, títulos, experiencia y maestrías, no le quita la importancia del hecho de honrarle y obedecerle a Él. De hecho, a Dios le importa que tengas lo anterior mencionado porque refleja una dedicación a superarte como persona. En muchas ocasiones, el hecho de estar luchando para educarte o hacer un trabajo de excelencia, por el cual recibes promociones, es también honrar a Dios con tus talentos y con tu vida.

 

Sin duda, Dios usa la persona que le honra y le obedece sin o con dinero, sin o con títulos, sin o con experiencia, sin o con educación, pero si miras la historia bíblica, Dios llamó a personas con todos estos atributos. Donde estaríamos sin Moisés al cual Dios escogió desde su nacimiento y lo puso en posición dentro de la casa de faraón. Educado y preparado como príncipe, Moisés fue en su tiempo, uno de los hombres más preparados que existía. Saúl de Tarso, después conocido como Pablo, tenía una preparación de las más elevadas en educación y en las escrituras. Pablo llegó a escribir la mayoría de los libros del Nuevo Testamento.

 

En cada caso, Dios usó a estos grandes héroes de la fe en una manera relacionada con su educación, experiencias, y títulos. Dios no desprecia nada que tenga que ver con superarse en esta vida. El mensaje claro es: sigue con pasión honrar y obedecer a Dios pero en cuanto más creces y trabajas en lograr, luchar, y trabajar, aún más le das a Dios opciones para que lo puedas glorificar.

 

J Mark Gallardo

Director

CV Latin America

Chariot Tracking Code

Send this to a friend