movimiento Archives | CVCLAVOZ

All posts in “movimiento”

3 beneficios de bailar

Cualquier tipo de baile es beneficioso para aliviar el estrés, la depresión, la ansiedad y otros desórdenes del estado de ánimo.

1- Bailar afloja las tensiones.
Nuestros cuerpos tienden a albergar las emociones en nuestros hombros y piernas. Algunos las albergamos en el estómago. Todo nos pega allí. El estrés, la ansiedad, el temor y la ira pueden causar que lo músculos se tensen. Bailar te ayudar a relajarlos y dejar de una lado esas sensaciones.

2- Te quita los problemas de la mente.
Aprender a mover tu cuerpo de maneras a las que no ha estado acostumbrado requiere del uso de la mente. Por ejemplo para memorizar una rutina, una coreografía. Eso requiere toda la concentración y por tanto, nos quita los problemas de nuestro pensamiento.

3- La música te relaja totalmente.
La música puede relajar tu sistema límbico y linfático, al acelerar la circulación y como el sistema límbico es el encargado de regular las respuestas en el cerebro, podemos decir que el baile nos da longevidad. Mantiene las células irrigadas y por tanto la respuesta a todo estímulo exterior sigue siendo buena a pesar del paso de los años.

 

Este artículo fue producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Únete al movimiento. Comparte el evangelio.

#veatodaspartes 2016

¿Qué pasaría si todos los cristianos del mundo compartieran su fe en un mismo momento? Pretendemos hacer precisamente eso con #veatodaspartes. En un acto de unión, los cristianos alrededor del mundo compartirán el Evangelio el 25 de septiembre. Tenemos como meta alcanzar a un millón de personas con el motivo de nuestra esperanza, Jesús.

Tenemos una nueva oportunidad este año para unir a los cristianos alrededor del mundo y saturar las redes sociales con el Evangelio.

El año pasado nuestra campaña #veatodaspartes alcanzó 385.323 personas con el Evangelio. Este año esperamos alcanzar muchas más.

Uniéndose al evento de Facebook aquí: http://www.facebook.com/events/1106167622808102, o registrándose con su correo electrónico en ésta página de destino: http://veatodaspartes.global los cristianos pueden unirse para compartir el vídeo del Evangelio: “Por Esto Tengo Esperanza”, el 25 de septiembre en sus cuentas de Facebook o Twitter.

Aquellos que vean el vídeo del Evangelio y tengan preguntas acerca de Dios, o quienes quieran tomar la decisión de seguir a Cristo, pueden responder online. Equipos de nuestras 18 regiones en el mundo estarán listos para responder a sus preguntas y ayudarlos a conectarse con una iglesia local.

Tú tienes un papel muy importante en esto.

Por favor, comparte esta campaña con tus seguidores cristianos e inspíralos a unirse a este movimiento asombroso.

  1. Publica el siguiente mensaje en las redes sociales:

Se valiente y comparte el evangelio junto con nosotros el 25 de septiembre http://veatodaspartes.global #veatodaspartes2016 @yesHEis

  1. Reenvía esta información a tus amigos cristianos.
  2. Presenta la campaña en tu iglesia usando este vídeo: https://www.youtube.com/watch?v=w1IQNTOQWp44.
  3. Regístrate a la campaña y agrega tu voz en http://veatodaspartes.global. También en ésa página puedes ver el vídeo del Evangelio que será compartido.

Además, tenemos paquetes para Iglesias que contienen el guión de promociones, la diapositiva para mostrar en la iglesia, y un comunicado de prensa que pueden descargar.

No dejes pasar esta oportunidad de ser valiente y compartir tu fe online. Únete al movimiento, invita a tus amigos y comparte el evangelio.

Este artículo fue producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

 

Cambiar

Isaac Newton, un hombre estudioso que vivió a mediados del siglo 17, logró establecer tres leyes que le dan respuesta a los principales problemas planteados por una rama de la física llamada mecánica, ciencia dedicada estudiar los cuerpos (objetos) que nos rodean y su movimiento.

Sus teoremas fueron publicados en 1687 y aunque ha pasado mucho tiempo desde ese entonces, aún siguen siendo válidas para la comunidad científica.

Precisamente, la primera ley de Newton dice: “Todo cuerpo persevera en su estado de reposo o movimiento uniforme y rectilíneo a no ser que sea obligado a cambiar su estado por fuerzas impresas sobre él.” En palabras más sencillas, dice que todo cuerpo que está inmóvil o en movimiento continuo, permanece constante a menos que un impulso externo logre modificar su estado. Aunque esta ley se aplica a objetos físicos, podríamos usarla para explicar una realidad entre Dios y el hombre.

La humanidad no podía cambiar por fuerza propia el rumbo de muerte que el pecado había trazado. La Biblia dice en Romanos 3:23 que todos estábamos destituidos de la gloria de Dios y en Romanos 3:11-12 agrega que todos nos perdimos, todos nos desviamos y no hay quien haga lo bueno, no hay ni siquiera uno. Pero un plan de salvación hizo que cambiáramos ese destino.

Juan 3:16 Versión Reina-Valera 1960 dice: “Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él crea, no se pierda, mas tenga vida eterna.”

El sacrificio de Jesús es la fuerza que logró desviar hacia la salvación nuestro inminente camino fuera de la gloria de Dios.

Ahora bien, aceptar ese regalo de gracia, que cambia nuestra vida, es sólo el principio, es necesario que nosotros tomemos la responsabilidad de renovar constantemente nuestros pensamientos usando todo mandamiento y promesa escrita en La Biblia.

Reconozcamos que como hombres imperfectos somos propensos al pecado, tenemos un corazón engañoso, nuestra perspectiva es limitada y nuestro propio razonamiento puede ser camino de perdición. Por eso Dios nos recomienda que usemos su palabra como fuerza de cambio.

“Fíate de Jehová de todo tu corazón, Y no te apoyes en tu propia prudencia. Reconócelo en todos tus caminos, Y él enderezará tus veredas. No seas sabio en tu propia opinión; Teme a Jehová, y apártate del mal; Porque será medicina a tu cuerpo, Y refrigerio para tus huesos.” Proverbios 3:5-8 Versión Reina-Valera 1960

¿Deseas tener cambios buenos y permanentes en todo lo que te rodea? Aplica en tu vida los mandamientos escritos en la Biblia.

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Decídete

David Livingstone nació en Escocia el 19 de marzo de 1813 y murió al sur de África el 1 de mayo de 1873. Estudió medicina y con el tiempo, se convirtió en un misionero británico; es también considerado como una de las mayores figuras de la historia de la exploración. Durante sus viajes realizó estudios astronómicos, reestableció la cartografía africana e hizo informes de botánica, geología y zoología. También se distinguió por su lucha contra la esclavitud. Por todo ello, en Gran Bretaña fue considerado un héroe nacional.

Aunque todos esos elogios llegaron con el paso del tiempo, en un punto de su vida tuvo que tomar una decisión muy importante: obedecer o rechazar el llamado de Dios.

Al terminar sus estudios pensó en abrir un consultorio privado con otros compañeros de carrera, ganar su propio dinero, contraer matrimonio, vivir una vida de tranquilidad asistiendo a los servicios dominicales y servir en su iglesia en los ratos libres.

Pero todo cambiaría rotundamente en su vida cuando Dios comenzó a llamarlo para ser misionero.

Normalmente el llamamiento divino suele golpear fuertemente con prejuicios, conceptos, egos, ideas, estudios, filosofías, costumbres y, sobre todo, con la rutina cómoda a la que uno puede estar acostumbrado. Casi no puedo imaginar la fuerza que tuvo que tener el recién egresado Dr. Livingston para renunciar a ese brillante futuro en la medicina y mudarse a un lugar de pobreza en el continente africano.

El llamado de Dios siempre trae una crisis personal porque demanda un cambio, uno no puede quedarse estático si quiere caminar dentro de su voluntad. La obediencia puede costarnos renunciar a nosotros mismos y requiere una dependencia total.

Cambio y acción, son las palabras que definen la promesa escrita en la biblia para todos aquellos que quieran ser seguidores de Jesús: “Después les dijo a todos: Si alguno quiere ser discípulo mío, olvídese de sí mismo, cargue con su cruz cada día y sígame.” Lucas 9:23 versión Dios Habla Hoy

El Dr. David Livingstone dijo antes de morir: “Lejos sea de mi considerar jamás la comisión del Rey de Reyes un sacrificio, en tanto que otros hombre estiman como un honor el servicio a gobiernos terrenos. Yo soy un misionero de corazón y alma. Dios mismo tuvo un único Hijo, y Él fue misionero y médico. Yo soy una imitación pobre, muy pobre, o quisiera serlo, pero en este servicio espero vivir. Aquí prefiero vivir. Todavía lo prefiero a las riquezas de la vida fácil. Esa es mi elección.”

Con el tiempo uno logra descubrir que la obediencia es un boleto para tener un encuentro personal con Dios como nunca antes y que vale la pena el sacrificio. Si aún no ha puesto todo bajo el Señorío de Cristo, es momento que decida negarse a sí mismo, cargar su cruz y seguirlo.

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Me hundo

La comunidad científica ha formado una orden de animales marinos llamados selacimorfos, palabra griega compuesta que quiere decir cartilaginoso o formado de cartílago. Este grupo es más conocido con el nombre de “Tiburón” y se adhieren todos aquellos animales acuáticos cuya anatomía está formada en su mayor parte de esos mismos tejidos coyunturales elásticos.

La especie varía en todo tipo de tamaños y formas. Algunos tan grandes como el tiburón blanco y otros más pequeños que habitan en las profundidades marinas; incluso existen especies encontradas en agua dulce y en ríos, están los más raros como el tiburón martillo o el pez espada que a pesar de su nombre, también forman parte de esta categoría.

Esta especie marina tiene fama de ser agresiva, incontrolable y depredadora, todo eso gracias a películas y documentales que muestran sus enormes fauces con incontables dientes filosos. Algunos son tan agresivos que incluso devoran a los más débiles de su misma especie, además que su sentido del olfato es tan agudo que puede oler una gota de sangre a kilómetros de distancia.

Pero no todos los tiburones son nocivos y agresivos; el tiburón ballena puede medir hasta 18 metros de largo y se alimenta únicamente de plancton, además que es considerado dócil.

Una característica interesante y hasta cierto punto difícil de creer, es que los tiburones deben nada todo el tiempo o de lo contrario pueden hundirse en las profundidades marinas. Suena bastante raro pero es verdad; los tiburones son animales cuya constitución física es inferior a la densidad del agua, una cualidad que no les permite mantenerse a flote si se quedan en estado de reposo.

Aunque se trata de una peculiaridad encontrada únicamente en los tiburones, puede servirnos de ejemplo dentro del ambiente espiritual.

Una búsqueda constante de Dios es lo único que nos puede mantener a flote por sobre las aguas profundas del pecado. Si en algún momento alguno llegara a descuidarse y a quedarse estático, corre el riesgo de hundirse.

Pablo amonesta todo creyente cuando dice: “Te encarezco delante de Dios y del Señor Jesucristo, que juzgará a los vivos y a los muertos en su manifestación y en su reino, que prediques la palabra; que instes a tiempo y fuera de tiempo; redarguye, reprende, exhorta con toda paciencia y doctrina.” 2 Timoteo 4:1-2 Versión Reina-Valera 1960

El apóstol nos pide que nos mantengamos en constante movimiento en la búsqueda de Dios y en la predicación de su palabra, de hecho usa la frase: “en tiempo y fuera de tiempo” para hacer aún más énfasis. A lo largo de la biblia podemos encontrar más recomendaciones similares; El Salmos 1:2 dice: “…Y en su ley medita de día y de noche.” 1 Tesalonicenses 5:17 dice que “oremos sin cesar”, 1 Crónicas 16:11 nos recomienda que “busquemos de Dios continuamente”, etc.

Recuerda, el tiburón se puede hundir en las profundidades del mar si se queda estático y alguno que quiere ser seguidor de Cristo, puede hundirse en el pecado si descuida su condición espiritual y deja de lado su constante búsqueda de Dios.

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Send this to a friend