sexo Archives | CVCLAVOZ

All posts in “sexo”

Un compromiso real 1

Un compromiso real

“Podemos hacer nuestros planes, pero el Señor determina nuestros pasos.”

Proverbios 16:9 (NTV)

El noviazgo es una etapa que suele tomarse a la ligera, muchos creen que es el mejor pretexto para tener contacto físico y hasta relaciones sexuales; lamentablemente estas acciones solo traen consecuencias negativas para ambas personas.

Por lo que, es importante reconocer al noviazgo como un tiempo de preparación para el matrimonio, identificar y definir límites ayudarán a la pareja a guardarse puros y a trabajar en la confianza, además es necesario considerar todos los aspectos que implica formar un hogar.

Como dice el versículo, como humanos podemos hacer planes, pero si no los entregamos a Dios, difícilmente estos se harán realidad; esto nos muestra la importancia de incluir al Señor en nuestras relaciones, en especial si se trata de la persona que escogimos para que nos acompañe por el resto de nuestras vidas.


Por Cesia Serna



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

 

¿Por qué esperar hasta el matrimonio para tener relaciones sexuales? 2

¿Por qué esperar hasta el matrimonio para tener relaciones sexuales?

Algunas estadísticas sugieren que la edad promedio en que las personas pierden su virginidad es de trece años.

Para muchos, las relaciones sexuales no son más que contacto físico que genera placer. Sin embargo, se ha descubierto que tienen efectos en los sentimientos y la mente de las personas. (Para mayor información, leer el artículo: Mentiras que debes dejar de creer sobre el sexo). Además, la Biblia afirma que las relaciones sexuales fueron creadas con Dios y que impactan el área espiritual. Por esta razón, el plan de Dios para el sexo es que se dé dentro de la protección del matrimonio y con la persona correcta. Pero cuando la espera parece larga, algunos se preguntan: ¿por qué esperar hasta el matrimonio para tener relaciones sexuales?

Rachel E. Miquel Dufour, autora del libro ¡Que viva la va-jay-jay!, y experta en temas de sexualidad femenina, explica que esperar hasta el matrimonio no es un castigo de Dios para las parejas no casadas, sino más bien un regalo para protegerlas. «En realidad, Dios ha creado el mundo con leyes morales y leyes naturales. Los Diez Mandamientos, por ejemplo, son leyes morales. Podemos decidir seguirlas, o no. La gravedad universal, en revancha, es una ley natural. Si no seguimos los consejos de prudencia en relación con la gravedad universal, habrá consecuencias impuestas. Las relaciones sexuales están reservadas a las personas casadas porque Dios ha hecho que esto sea una ley natural. Hizo esto para protegernos.»Dios instituyó las relaciones sexuales dentro del matrimonio porque «el acto de hacer el amor sella esta alianza ante los ojos de Dios.»

Ahora, muchos creen que tener sexo significa únicamente el contacto directo de los órganos sexuales; sin embargo, Rachel Dufour señala que es mucho más que eso. Ella sostiene que las parejas deben trazarse una «línea roja» que no desean cruzar antes de casarse, y que esta puede variar de acuerdo a la situación en la que viven. Por ejemplo, una pareja puede establecer que su «línea roja» es tomarse de las manos y que cualquier tocamiento más allá de las manos está prohibido. El límite que una pareja determina es para protegerse mutuamente y evitar que sus acciones inciten o promuevan llegar a tener el contacto directo de los órganos sexuales. Pero, ¿qué sucede cuando se traspasa esa «línea roja»?

  1. El proceso natural de construcción de la amistad de la pareja se detiene en donde se encuentra en ese momento. La pareja se encontrará, por lo tanto, con una amistad fragilizada. 
  2. La confianza de la mujer hacia su esposo se pierde.
  3. El deseo sexual de la mujer disminuirá muy, muy rápido después del día de la boda. Ella terminará por ya no desear sexualmente a su esposo. 

Por estas y más razones, Dios creó la intimidad sexual para disfrutarse dentro del matrimonio. Él no prohibe ni condena las relaciones sexuales cuando estas se dan dentro de Su plan. Por lo tanto, la mejor decisión que alguien puede tomar es esperar hasta el matrimonio para tener intimidad sexual. Esto no quiere decir que debe casarse con la primera persona que aparece sólo con el fin de tener relaciones sexuales, sino que debe ser con la pareja que Dios le tiene planeado.

 

 

 

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Cómo vencer la adicción a la masturbación 3

Cómo vencer la adicción a la masturbación

Se cree que sólo los solteros practican la masturbación, no obstante, las personas casadas no están exentas de ella.

La masturbación es adictiva porque libera dopamina y genera placer al cuerpo.1 Muchos se masturban como un reemplazo de las relaciones sexuales, como una forma de escapar del estrés, etc. Sin embargo, esto hace que se vuelvan vulnerables y caigan presos de ella. Al igual que toda adicción, la masturbación tiene consecuencias devastadoras para quien la practica y para las personas que la rodean. Por lo tanto, es importante tomar medidas de acción para vencer este problema lo más pronto posible.

Rachel E. Miquel Dufour, autora del libro ¡Que Viva La Va-Jay-Jay!, y experta en temas de sexualidad femenina, explica un método que sirve para ser libre de la masturbación:

«Comienza primeramente por implementar un plan de acción para reequilibrar tu vida, tu día a día y traer un refrigerio a tu vida espiritual y a tus amistades.

Instala en tu mente un “plan off/on [apagado/encendido]”. Reduce la cantidad de veces en las que hay masturbación en el día (off). Al mismo tiempo, explora una nueva forma de canalizar esta energía y sus tensiones a través del baile, la música de alabanza (on).

También es importante celebrar tus progresos cada vez que logras uno de tus objetivos, como por ejemplo conseguir masturbarse sólo día de por medio, luego solamente dos veces por semana, luego únicamente una vez por semana, etc. Hasta estar totalmente liberado, por ejemplo. Con cada victoria, cada objetivo alcanzado, regálate una recompensa, como una salida, una comida, una película…

Esto toma tiempo, es cierto, pero puedes ser completamente libre de la esclavitud a la masturbación en tu vida.»

También se debe buscar la ayuda de un consejero o líder que ayude a descubrir los problemas espirituales que pueden estar involucrados en la adicción. De esta manera se estará tratando el tema de manera integral.

 

¿Necesitas un consejo? Nuestro equipo de respuestas está dispuesto a ayudarte; escríbenos a: [email protected]

 

 

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

1Addiction Resource. Masturbation Addiction: Psychology, Effects, Statistics and Treatment. Recuperado el 17 de enero de 2019, de https://addictionresource.com/addiction/masturbation/
Sexualidad en el matrimonio: ¿Qué se puede hacer y qué no? 4

Sexualidad en el matrimonio: ¿Qué se puede hacer y qué no?

Las relaciones sexuales en el matrimonio afectan el área espiritual, emocional y físico. Sin embargo, debido a la propagación de expectativas surrealistas y la desinformación sobre la sexualidad, hay parejas que no saben cómo manejar este tema.

Cuando una pareja no conversa abiertamente sobre la sexualidad en su relación corre el riesgo de irse a los extremos. Por ejemplo, existen casos de violación marital, en donde un cónyuge fuerza al otro para tener relaciones sexuales. Esta práctica es un delito penado en muchos países, pero para algunos puede parecer normal y hasta aceptable. Pero también existen parejas que utilizan la sexualidad para manipularse mutuamente. Todos estos casos son una muestra de un matrimonio tóxico. Las relaciones sexuales son un tema que debe abordarse en un matrimonio, pero ¿qué está permitido y qué no?

Rachel E. Miquel Dufour, autora del libro ¡Que Viva La Va-Jay-Jay! y experta en temas de sexualidad femenina, comenta que muchas parejas preguntan si es correcto o no el sexo oral -y otras prácticas sexuales- en sus matrimonios. Ella afirma que «las relaciones sexuales son responsabilidad de la pareja» y que existe una forma de decidir qué está permitido o no en su matrimonio. Ella aconseja que si los cónyuges «se interrogan acerca del “sí” o el “no” con respecto a una práctica sexual, deben hacerse estas tres preguntas:

  1. ¿Sucede solo entre mi esposo (a) y yo?
  2. ¿Ambos estamos de acuerdo para intentarlo?
  3. ¿Se trata de darnos placer mutuo sin infligir dolor (físico o emocional) a mi cónyuge? 

Si pueden responder con un “sí” a estas tres preguntas, siéntanse libres para explorar. Cada pareja compone su propia música sexual».

Además de ponerse de acuerdo sobre su sexualidad, la pareja debe tener presente fortalecer su relación con Dios para que Él les dé la sabiduría que necesitan en todos los aspectos de su matrimonio. «Mi oración es que no se contenten nunca con lo mínimo, sino que siempre tengan el deseo de explorar aún más. Inviten siempre al Espíritu Santo cuando hagan el amor. Él los guiará y conducirá más allá de lo que pueden imaginarse», aconseja Rachel.

 

 

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

La importancia de las relaciones sexuales en el matrimonio 5

La importancia de las relaciones sexuales en el matrimonio

Investigaciones realizadas a lo largo de los años han demostrado que las relaciones sexuales son importantes para la estabilidad de un matrimonio. Un estudio encontró que las parejas que no tienen relaciones sexuales son menos felices y menos estables, y que «la falta de actividad sexual puede ser una señal de peligro para muchos matrimonios»1. Esto se da mayormente en esposos que tienen más de 44 años aproximadamente2, pero esto no significa que parejas más jóvenes no tengan estos problemas. Otros hallazgos reportan que los problemas insatisfacción sexual causa problemas maritales que pueden llevar al divorcio.3

Entonces, ¿qué tan importantes son las relaciones sexuales en el matrimonio?

Rachel E. Miquel Dufour, autora del libro ¡Que Viva La Va-Jay-Jay! y experta en temas de sexualidad femenina, explica que las relaciones sexuales no son sólo actos de placer, sino que «actúan en tres áreas: espiritual, emocional y físico/sexual. Son espirituales puesto que nos dan un anticipo de la eternidad. También son una protección para la pareja en el ámbito espiritual. [Las relaciones sexuales] son emocionales ya que unen las dos almas y permiten a la pareja sentirse conectados. Son físicas y sexuales porque permiten que los cuerpos sean uno. Poderosas hormonas son liberadas en los dos cuerpos, lo que procura un profundo sentimiento de bienestar y de apego.»

Asimismo manifiesta que la sexualidad es un regalo de Dios para las personas y que por esta misma razón el diablo se ha ocupado en divulgar mentiras que han distorsionado el plan original de Dios para las relaciones sexuales. «Si la sexualidad fuera solo un intercambio de sudor y otros fluidos corporales, si no fuera santa, Satanás no invertiría tanta energía para hacer creer lo contrario a la humanidad», afirma Rachel. Sostiene también que la sexualidad es santa porque «es un don de Dios que traduce su amor y que prefigura Su esperanza de ser uno con nosotros.»

Es cierto que en estos tiempos hay libertinaje en el área sexual, pero también existe el otro extremo que ha condenado y señalado a la sexualidad como si fuera un tema tabú del cual no se puede hablar ni en los mismos matrimonios. Sin embargo, Dios mismo instituyó las relaciones sexuales para que puedan ser disfrutadas dentro de la seguridad y protección que representa el matrimonio. Rachel E. Miquel Dufour aclara que:

«La sexualidad nos permite de tener una representación de la unidad maravillosa prometida por el Señor cuando, por la eternidad, seremos uno con Él en los cielos. Dios Padre, Jesús el Hijo y el Espíritu Santo son tres personas en una. Es el misterio de la Trinidad. Nosotros también somos tres en uno: cuerpo, alma y espíritu. Cuando un hombre y una mujer tienen una relación sexual, se vuelven uno en el nivel físico, pero también son uno en los niveles emocional y espiritual. El propósito sagrado de la sexualidad no es el de tener placer para satisfacer nuestras propias necesidades físicas, sino más bien es volverse uno y dar placer a nuestro cónyuge. Es una representación de la unidad que conoceremos con Dios cuando estaremos reunidos con Él. Mientras esperamos ése día, Dios nos ha dejado el regalo de la sexualidad, ¡para que ésta sea una experiencia palpitante entre un marido y su mujer!»

Por lo tanto, los casados deben tomar en serio su sexualidad y mantener vías de comunicación abiertas para dialogar sobre estos temas. Si tienen problemas podrán solucionarlo mediante el diálogo y si requieren alguna ayuda especializada, también pueden buscar a expertos en la salud, consejeros o terapeutas de pareja que los puedan guiar en esta área. Y sobre todo tener en cuenta que las relaciones entre esposos representan la unión de Jesús y la iglesia, por lo cual se debe tratar con la misma dedicación, sabiduría y amor que Cristo dejó como ejemplo.

 

 

 

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

1Donnelly, D. (1993). Sexually inactive marriages. Journal Of Sex Research, 30(2), 171-179. doi: 10.1080/00224499309551698
2Karraker, A., DeLamater, J., & Schwartz, C. (2011). Sexual Frequency Decline From Midlife to Later Life. The Journals Of Gerontology Series B: Psychological Sciences And Social Sciences, 66B(4), 502-512. doi: 10.1093/geronb/gbr058
3Shakerian, A., Nazari, A., Masoomi, M., Ebrahimi, P., & Danai, S. (2014). Inspecting the Relationship between Sexual Satisfaction and Marital Problems of Divorce-asking Women in Sanandaj City Family Courts. Procedia - Social And Behavioral Sciences, 114, 327-333. doi: 10.1016/j.sbspro.2013.12.706
Cómo prevenir que tus hijos vean pornografía 6

Cómo prevenir que tus hijos vean pornografía

Según las estadísticas, el 34% de los usuarios de internet han sido expuestos a la pornografía a través de anuncios y publicidad no deseados.1 Esta cifra engloba a adultos y menores de edad por igual; lo cual quiere decir que hay una gran probabilidad de que un niño vea material explícito sin proponérselo o por curiosidad. Hoy en día se han inventado software y filtros para evitar que esta clase de contenido aparezca mientras se navega en internet; sin embargo, un reciente estudio demuestra que estos no disminuyen el riesgo de que un niño, adolescente o adulto tenga acceso a la pornografía.

Un artículo publicado en la revista Cyberpsychology, Behavior, and Social Networking sostiene que estos filtros son ineficientes en la mayoría de casos. No se sabe cuál es la razón de esto, pero se sospecha que es porque son difíciles de desarrollar y mantener y también porque son fáciles de desbloquear.2 Entonces, si los softwares no ayudan a evitar que alguien vea pornografía, ¿qué se puede hacer?

Crear lazos de confianza

La comunicación es vital para el desarrollo de las relaciones interpersonales, pero lo es aun más en la familia. La comunicación sincera crea lazos de confianza lo suficientemente fuertes para afrontar la adversidad y resistir los problemas. Para eso, los padres deben crear un ambiente seguro en donde el hijo pueda expresar su opinión y hacer preguntas sin temor; un lugar donde se sienta amado y donde tenga la libertad de contarles cualquier tema. Este paso no solo es útil para prevenir que un niño o adolescente vea pornografía, sino que crezca adecuadamente y se convierta en una persona de bien en el futuro.

Hablar abiertamente sobre la sexualidad

No hablar sobre la sexualidad no previene que los hijos se alejen de ella; después de todo, cada ser humano es un ser sexuado. Lo que no aprenden en casa, lo harán a través de los amigos e internet, y todo ese conocimiento es falso porque está basado en lo que la pornografía y la cultura popular dicen sobre el sexo. En cambio, si los padres se ocupan de educar adecuadamente a sus hijos sobre la sexualidad, ellos tendrán la información necesaria y suficiente para defenderse en el mundo, e incluso la potestad para enseñar a otros. La pornografía miente sobre las relaciones sexuales, el amor y la identidad, pero los padres pueden ofrecer la verdad desde una perspectiva saludable y acorde a los principios morales.

Entérate más sobre este tema y lee el artículo: 20 alarmantes datos sobre la pornografía10 razones por las cuales debes decirle NO a la pornografía

Orar

Los padres no pueden star todo el tiempo vigilando lo que hacen sus hijos, pero hay alguien que está en cuidado de nosotros en cada momento del día: Dios. Los padres que le encomiendan el cuidado de sus hijos a través de la oración pueden estar seguros de que, sin importar las circunstancias, ellos estarán bajo su protección. Sin embargo, esto requiere de una relación personal y cercana con Jesús. No se trata de orar a un Dios que no se conoce y hablarle al aire, sino de conocer de primera mano a quién se le está depositando la fe. Dios puede hacer milagros a través de las circunstancias más difíciles, pero quiere tener una relación personal con cada uno de nosotros primero.

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

1Internet Pornography by the Numbers; A Significant Threat to Society. Recuperado el 13 de julio de 2018, de  https://www.webroot.com/us/en/resources/tips-articles/internet-pornography-by-the-numbers
2Przybylski, A., & Nash, V. (2018). Internet Filtering and Adolescent Exposure to Online Sexual Material. Cyberpsychology, Behavior, And Social Networking, 21(7), 405-410. doi: 10.1089/cyber.2017.0466
Hay libertad en Cristo 7

Hay libertad en Cristo

“Así que, si el Hijo los libera, serán ustedes verdaderamente libres.” Juan 8:36 (NVI)

Al ser esclavos del pecado, nos aprisionamos con cadenas de hierro con las que un criminal podría estar aprisionado en su celda lo cual nos conduce hacia la muerte. Sin embargo Cristo nos dice que fuera de Él no hay libertad del pecado y nos invita a que nos acerquemos para que pueda romper las cadenas de toda esclavitud.

 Si en este momento estás aprisionado por algún vicio con el sexo o la pornografía, debes reconocer y aceptar tu estado. Una vez que lo hagas acércate a Cristo y recibe una nueva vida en Él.

¡Permite que Cristo te de la libertad!

Por Giovana Aleman

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

10 razones por las cuales debes decirle NO a la pornografía 8

10 razones por las cuales debes decirle NO a la pornografía

Años atrás, la pornografía estaba disponible únicamente para los mayores de edad y solo se conseguía en revistas o vídeos en VHS. Después de la llegada de internet, la industria pornográfica creció tanto que las estadísticas afirman que el 50% de todas las páginas web del mundo están dedicadas a este ámbito. Imágenes y vídeos están al alcance de todas las personas sin hacer distinción de su edad, raza, estatus económico o género, y están a solo un click de distancia. La facilidad con la cual se puede acceder a este contenido ha hecho que muchas personas crean que la pornografía no es mala, sino que de hecho puede ser beneficiosa; no obstante, diversas investigaciones científicas a lo largo de los años han comprobado que la pornografía no tiene nada de positivo. Todo lo contrario, lo único que causa es la destrucción de la persona que lo consume y afecta sus relaciones interpersonales.

1. La pornografía se siente bien porque es como una droga.

La pornografía genera dopamina, una sustancia que estimula la región de satisfacción del cerebro. Cuando tu cerebro recibe la señal de que algo está causando la producción de dopamina, entonces hace que repitas la misma acción para tener placer. Sin embargo, conforme pasa el tiempo el cuerpo requiere más estímulos para incrementar la dopamina. Esto explica por qué tantas personas que miran pornografía no se sienten satisfechos con lo que ven y comienzan a buscar imágenes más y más impactantes, violentas y que van en contra de la naturaleza humana.1

2. La pornografía daña tu vida sexual.

Por un lado, la pornografía puede causar que alguien se convierta adicto al sexo, pero por otro, hace que se deje de tener relaciones sexuales por completo. Estudios han comprobado que el consumo de pornografía hace que las personas tengan problemas al excitarse, sentirse atraídos, en su rendimiento y satisfacción sexual; incluso pueden tener disfunción eréctil y problemas con tener un orgasmo. Esto se debe a que la pornografía ofrece una perspectiva no realista sobre el sexo; y una vez que se consume regularmente, es difícil que las relaciones sexuales con personas reales causen la misma satisfacción que la pornografía.2

3. La pornografía disminuye tu capacidad de amar.

El Dr. Victor Cline, en su ensayo Pornography’s Effects on Adult and Child, afirma que las personas que consumen pornografía tienen relaciones sentimentales distorsionadas y tóxicas con sus parejas. “Su lado sexual se convierte en un sentido, deshumanizado”, afirma el Dr. Cline. Asimismo explica que la pornografía hace que el estímulo sexual se convierta en lo más importante de una pareja; por lo cual no se puede sentir verdadero amor por otra persona, sino solo lujuria.3

Lee más sobre este tema, en el artículo ¿Es amor o lujuria?

4. La pornografía causa depresión.

Expertos han comprobado que la pornografía causa que las personas se aíslen, no puedan controlar su temperamento y caigan en la depresión. Estos síntomas de tristeza profunda podrían incluso no desaparecer después de que se ha dejado la pornografía.El psicólogo Dr. Gary Brooks, sostiene que “mientras más uno usa pornografía, más solitario se vuelve.” Adeáms, Brooks reitera que el consumo de pornografía causa no solo sentimientos de depresión, sino también de desprecio y degradación a uno mismo.5

5. La pornografía distorsiona tu forma de ver las relaciones sexuales y a las personas.

La pornografía es ficción. Los actores, las situaciones y todo lo que ocurre son el resultado de la fantasía de alguien, pero no son una representación de lo que sucede en la vida real. La afirmación de que la pornografía es una especie de guía para entender la sexualidad es completamente errónea. De hecho, los investigadores han comprobado que la pornografía es usada como un estándar para la satisfacción sexual, la cual no se cumple cuando se tiene sexo con una persona. Por otra parte, estudios han encontrado que la pornografía hace que se vea a las personas no como seres humanos, sino como objetos diseñados para el placer.6

6. La pornografía modifica tus conexiones cerebrales.

Diversos estudios han demostrado que la pornografía modifica el cerebro. Hace que esté menos activo, que tenga menos conexiones y que incluso disminuya en ciertas áreas.7 Si bien aún se necesitan más estudios para continuar profundizando este enunciado, los resultados obtenidos hasta el momento confirman que la pornografía tiene efectos físicos en el cuerpo humano.

7. La pornografía cambia tu perspectiva sobre lo que es moralmente correcto.

Un artículo publicado en la revista Communications Research, afirma que el uso de pornografía hace que las personas cambien su forma de ver las relaciones sexuales y estén más dispuestas a aceptar el matrimonio entre personas del mismo sexo. “Por ejemplo, estudios han encontrado que el consumo de pornografía se correlaciona positivamente con y/o la participación en conductas sexuales no tradicionales tales como tener múltiples parejas sexuales, tener relaciones sexuales continuas con múltiples parejas sexuales, sexo de una noche, sexo pre-matrimonial, sexo extra matrimonial, sexo extra-relacional, sexo en grupo, sexo por pago, y sexo casual”, afirman Paul J. Wright de la Universidad de Indiana y Ashley K. Randall de la Universidad de Arizona. 8

8. La pornografía genera tráfico humano.

Hay diversas formas en las cuales la pornografía está estrechamente ligada con el tráfico humano; algunas de ellas son:

  • Los traficantes utilizan pornografía para entrenar a las víctimas de trata.
  • Los traficantes graban vídeos pornográficos de sus víctimas para controlarlas.
  • Los traficantes utilizan a las víctimas como actores o actrices en películas pornográficas.

Además, diversos estudios han concluido que el consumo de pornografía hace que las personas vean como aceptable el pagar por servicios sexuales de víctimas de trata de blancas. “La pornografía crea demanda por la prostitución, y también por el tráfico, por medio del consumo. Asumir que la pornografía es fundamentalmente una experiencia de sexo comprando, estimula la demanda de compra de mujeres y niños reales…”, esta fue la conclusión de la conferencia Demand Dynamics: Pornography Driving the Demand in International Sex Trafficking.9

9. La pornografía está ligada a la violencia.

Del mismo modo en que la pornografía cambia la perspectiva de lo que es correcto, también induce a ver a la violencia como algo normal. Las imágenes y películas pornográficas retratan situaciones que en otro contexto serían consideradas violencia. El contenido de esos materiales hace creer que la dominación, la violación, los golpes e insultos, la degradación y humillación (especialmente hacia la mujer), son parte del acto sexual.10

10. La pornografía destruye tu relación con los demás.

Hay miles de casos de personas que han sido despedidas de sus trabajos por ver pornografía durante el horario laboral. También son miles de matrimonios que se han terminado por causa de la pornografía. Asimismo hay registro de que la adicción a la pornografía hace que las personas se aíslen de la sociedad. Esto revela que la pornografía no es ningún tipo de entretenimiento sano que solo afecta a la persona, sino que tiene consecuencias más serias y de las cuales debemos estar alertas.

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

1,3,6Hilton Jr., D. (2018). Slave Master: How Pornography Drugs & Changes Your Brain. Salvomag. Consultado el 6 de abril de 2018, de http://www.salvomag.com/new/articles/salvo13/13hilton.php
2,515 Scientifically Explained Reasons Why Porn Isn't Healthy For Viewers Or Society. (2017). Fight the New Drug. Consultado el 6 de abril de 2018, de https://fightthenewdrug.org/3-reasons-why-watching-porn-is-harmful/
4Dee, J. (2015). Porn can cause depression, even after you quit - Uncovering Intimacy. Uncovering Intimacy in All Aspects of Marriage. Consultado el 6 de abril de 2018, de https://www.uncoveringintimacy.com/porn-can-cause-depression-even-after-you-quit/
7Ghose, T. (2014). Can Porn Shrink Your Brain?. Live Science. Consultado el 6 de abril de 2018, de https://www.livescience.com/46006-can-porn-shrink-brain.html
8Albert, M. (2013). A Warped Worldview: Another Moral Effect of Pornography. Albertmohler.comConsultado el 7 de abril de 2018, de https://albertmohler.com/2013/03/04/a-warped-worldview-another-moral-effect-of-pornography/
9Pierce, S. (2014). Does pornography drive demand for sex trafficking?. Human Trafficking Search. Consultado el 7 de abril de 2018, de  http://humantraffickingsearch.org/does-pornography-drive-demand-for-sex-trafficking/
10Long, J. (2016). Pornography is more than just sexual fantasy. It’s cultural violence.. Washington Post. Consultado el 7 de abril de 2018, de https://www.washingtonpost.com/news/in-theory/wp/2016/05/27/pornography-is-more-than-just-sexual-fantasy-its-cultural-violence/?utm_term=.3f56b3252b86
20 alarmantes datos sobre la pornografía 9

20 alarmantes datos sobre la pornografía

El consumo de pornografía ha incrementado drásticamente desde su propagación a través de internet. Esta forma de entretenimiento no es únicamente para adultos, pues se estima que la mayoría de personas a nivel global se encuentra con algún material pornográfico en la niñez. La facilidad con la cual se puede acceder a la pornografía tiene serias consecuencias, las cuales, muchas veces son desconocidas por el público. Una de ellas es la propagación del tráfico humano. La industria pornográfica es una red que va de la mano con la trata de personas y que genera billones de dólares anuales; y que continúa existiendo porque hay personas dispuestas a pagar por imágenes y vídeos sexuales. Hoy en día se ve que la degradación de las personas es alentada por la pornografía, pues es una especie de adicción que siempre pide más. Es así como en la actualidad se desarrollan videos pornográficos más violentos, con inclusión de niños, animales e incluso cadáveres. Para tener una mejor idea de lo grande que es esta industria y las malas consecuencias que tiene, es importante saber estos datos:

1. Las películas producidas en Hollywood generan aproximadamente $8.8 billones de dólares. Mientras que la pornografía, $13 billones.

2. El país que más produce videos pornográficos es Estados Unidos, en donde se graba uno a cada 39 minutos.

3. El 20% varones y el 13% de mujeres admiten ver pornografía por internet en el trabajo.

4. En estos momentos hay 30 millones de personas viendo pornografía.

5. La búsqueda de pornografía adolescente se ha triplicado desde el 2005.

6. Aproximadamente el 50% de todo el contenido de internet es pornografía. El 30% de todos los archivos enviados por internet son pornográficos.

7. Un estudio reveló que la edad estimada en la cual los varones son expuestos a la pornografía es a los 10 años.

8. La pornografía infantil genera $3 billones de dólares anualmente.

9. Cada segundo, la pornografía genera alrededor de $3000 dólares.

10. Cada día se dan 116000 búsquedas sobre pornografía infantil.

11. El 88.2% de los videos pornográficos muestran actos agresivos, en los cuales el 70% son realizados por un hombre.

12. Ver pornografía hace que las personas tengan menos relaciones sexuales en la vida real porque prefieren las que encuentran en internet.

13. La pornografía está altamente ligada con la violencia y el tráfico humano, especialmente contra mujeres y niños.

14. La pornografía ha incrementado la infidelidad marital en un 300%.

15. Los hombres que ven pornografía están más propensos a sufrir de disfunción eréctil.

16. Los adictos a la pornografía tienen el cerebro dañado y reducido en el lóbulo frontal.

17. La pornografía genera una visión errónea del amor y las relaciones sexuales.

18. Entre el 66% y 99% de las personas involucradas en la industria pornográfica tienen herpes.

19. En cuanto más se ve pornografía, más se cree que la violencia contra la mujer es aceptable.

20. Uno de los asesinos seriales más prolíficos de Estados Unidos, Ted Bundy, en una entrevista con el Dr. James Dobson, dijo antes de recibir la pena de muerte que su adicción por la pornografía fue un factor importante en su comportamiento.

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

-Castillo, J. (2017). 25 Shocking Facts About Porn You Probably Didn't Know. List25. Consultado el 6 de abril de 2018, de https://list25.com/25-shocking-facts-about-porn/
-Fatal Addiction: Ted Bundy's Final Interview. Focus on the Family. Consultado el 6 de abril de 2018, de https://www.focusonthefamily.com/media/social-issues/fatal-addiction-ted-bundys-final-interview
-Lehnardt, K. (2016). 81 Interesting Facts about Pornography | FactRetriever.com. Factretriever.com. Consultado el 6 de abril de 2018, de https://www.factretriever.com/pornography-facts
-Matthews, A., & Probst, C. (2017). 20 Pornography Facts That Will Shock You. Intellectual Takeout. Consultado el 6 de abril de 2018, de http://www.intellectualtakeout.org/article/pornography-facts-20-will-shock-you
Mentiras que debes dejar de creer sobre el sexo 10

Mentiras que debes dejar de creer sobre el sexo

Tener relaciones sexuales antes del matrimonio se ha convertido en algo normal en estos días. Aquellos que digan que quieren esperar hasta el matrimonio para hacerlo, son vistos como personas de mente cerrada, extremistas, y un sinfín de adjetivos más. La cultura popular nos ha hecho creer que no hay nada mejor que experimentar con el sexo, e incluso que el matrimonio ya no es necesario porque se puede disfrutar de los beneficios de una relación sin tener que casarse. El problema con este pensamiento es que ha convertido las mentiras sobre el sexo en verdades; y hoy en día las personas las creen como si fuera la regla que todos deben aplicar a su vida. Sin embargo, estas falsas creencias pronto revelan su naturaleza real cuando las personas se sienten desilusionadas, infelices, culpables y vacías al no encontrar plena satisfacción en el sexo.

Hay muchos especialistas que recomiendan tener relaciones sexuales antes del matrimonio con el pretexto de que tiene ventajas. La verdad es que sí las tienen, pero ¿vale la pena arriesgar algo que tiene consecuencias a largo plazo por algo momentáneo? Por más que otros prometan lo contrario, las relaciones sexuales no duran mucho tiempo, y las consecuencias que traen son asuntos que marcan la vida de alguien. Esto no significa que las relaciones sexuales sean malas. De hecho, Dios las creó para que se puedan disfrutar en el matrimonio. Si uno es paciente y espera el tiempo adecuado, el sexo tendrá ventajas que se pueden disfrutar mucho mejor que cuando uno es soltero. Hasta entonces, estas son algunas mentiras que debemos dejar de creer sobre las relaciones sexuales:

“Las relaciones sexuales antes del matrimonio son una señal de que mi relación es seria y de que tendré un matrimonio feliz.”

En realidad, es todo lo contrario. Si bien está científicamente comprobado que tener relaciones sexuales genera oxitocinas, una hormona responsable de incrementar los lazos emocionales con una persona; este hecho es una espada de dos filos. Por una parte, ayuda a las parejas a conectarse en un nivel más profundo, pero por otro, no es una garantía de que ayude a mejorar la relación. De acuerdo a unas investigaciones, cuanto más incremente la cantidad de parejas sexuales, los niveles de oxitocina disminuyen, lo cual hace difícil que alguien se contacte emocional y psicológicamente con parejas posteriores.1 La autora Alice Fryling explica que “el sexo genital es una expresión de intimidad, no el medio para la intimidad. La verdadera intimidad surge de la comunión verbal y emocional. La verdadera intimidad se basa en un compromiso con la honestidad, el amor y la libertad. La verdadera intimidad no es principalmente un encuentro sexual. La intimidad, de hecho, no tiene casi nada que ver con nuestros órganos sexuales.”2

Por otra parte, un estudio realizado a 2035 matrimonios que fue publicado en Journal of Family Psychology, demostró que aquellos que esperan hasta el matrimonio para tener relaciones sexuales tienen mayor calidad, estabilidad y satisfacción en sus vidas maritales.3 Además el profesor, Ph. D. Dean Busby de la Facultad de Vida Familiar de la Universidad Brigham Young, afirma que independientemente de la religiosidad, la espera ayuda a que la relación forme mejores procesos de comunicación, y estos ayudan a mejorar la estabilidad a largo plazo y la satisfacción de las relaciones”.4 Asimismo, el profesor y autor, Ph. D. Mark Regnerus, sostiene que las parejas que “priorizan el sexo rápidamente al comienzo de una relación a menudo encuentran que sus relaciones están subdesarrolladas cuando se trata de las cualidades que hacen que las relaciones sean estables y que los cónyuges sean fidedignos y confiables”.5 Esta postura fue confirmada por un estudio publicado en la Journal of Economic Behavior & Organization, quienes afirmaron que el aumento de la frecuencia de tener relaciones sexuales no conduce a una mayor felicidad.6 En conclusión, las relaciones sexuales antes del matrimonio no solucionan los problemas de una pareja, no la hacen más saludable, no son el indicador de un matrimonio feliz; y en cambio son una causal de divorcio y depresión.7

“Si no tengo relaciones sexuales con mi pareja, no podremos saber si somos compatibles sexualmente.”

Tener relaciones sexuales antes del matrimonio no es una manera de saber si la pareja es sexualmente compatible. Si se piensa que es así, entonces todos tendríamos que tener muchas parejas sexuales para descubrir y elegir cuál de ellas es la mejor. Aún si ponemos en práctica ese pensamiento, un estudio concluyó que tener mayor cantidad de parejas sexuales disminuye la felicidad.8 Por otra parte, un grupo de investigadores hicieron un estudio de cuánto afecta la creencia de encontrar a la pareja sexual perfecta, y descubrieron que pensar de esta manera afecta negativamente a la relación. “Las personas que creen en el destino sexual están utilizando su vida sexual como un barómetro de lo bien que está funcionando su relación, y creen que los problemas en el dormitorio son igual a los problemas en la relación como un todo. (…) Mientras que las personas que creen en el crecimiento sexual no solo creen que pueden trabajar en sus problemas sexuales, sino que no permiten que afecte la satisfacción de su relación”, afirma Jessica Maxwell.9 La única manera de desarrollar una buena relación con la pareja es estableciendo lazos que permitan desarrollar el amor en un nivel más allá del físico, y eso solo se logra cuando se tiene un noviazgo saludable y un matrimonio comprometido.

“Todos lo hacen.”

Solo porque otros alardeen que tienen relaciones sexuales con su pareja, no necesariamente quiere decir que sea cierto. Una investigación comprobó que las personas mienten sobre cuántos encuentros sexuales realmente tienen. Sus respuestas variaban de acuerdo al entorno en donde se encontraban, pero la mayoría de ellos tendía a incrementar el número.10 Es más, dos investigadores afirman que “las personas casadas tienen más sexo que aquellos que están solteros, divorciados, viudos o separados.”11 Entonces, ¿por qué las personas dicen tener relaciones sexuales constantemente? Probablemente se deba a la necesidad de encajar, causar una buena impresión o creerse superiores a los demás. Sin embargo, ese comportamiento solo denota que han caído en la trampa de seguir la corriente y obedecer la mala influencia de la sociedad. Por otro lado, el mito de que los que se mantienen vírgenes o castos son personas sin éxito en la vida, es una mentira que la cultura popular ha hecho creer. Los autores Christopher y Jennifer Kaczor, en su libro The Seven Big Myths about Marriage: What Science, Faith and Philosophy Teach, aseguran que “los estudiantes universitarios vírgenes tienden a ser más seguros de sí mismos y logran más.”12

“Sexo es solo sexo.”

Si las relaciones sexuales fueran un simple un acto físico sin consecuencias, entonces las violaciones no causarían tanto daño psicológico y espiritual. El sexo fue diseñado para disfrutarse dentro del matrimonio, pues si se practica con diferentes personas en la soltería, con el tiempo esto hace que se pierda la capacidad de conectarse a nivel emocional con alguien.13 Un artículo explica que tener varias parejas sexuales impide que alguien se comprometa por completo con su pareja, incluso hace que los sentimientos pronto desaparezcan y el amor se termine. Inclusive si se encuentra a la pareja ideal, este factor puede dificultar la capacidad de crear vínculos reales. Por eso es importante proteger nuestra pureza; espíritu, alma y cuerpo. Debemos entender que la capacidad de ser puro y de salvarnos a nosotros mismos no es solo un ideal religioso. (…) El objetivo es mantener nuestra adherencia intacta para que cuando encontremos a la persona adecuada, nos conectemos con ella de por vida”, señala el artículo.14 Llegado a este punto, la pregunta que debemos hacernos es ¿qué clase de vínculos queremos tener? ¿queremos disfrutar las cosas pasajeras que luego nos producen sentimientos de vacío? ¿o preferimos esperar y desarrollar lazos con una persona que sabemos que nos amará por quienes somos y no por las relaciones sexuales que podemos ofrecerle?

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

 

1,7,12Kaczor, C., & Kaczor, J. (2014). The seven big myths about marriage (1st ed., pp. 129-155). San Francisco: Ignatius Press.
2Fryling, A. (1995). Why Wait for Sex?. Leaderu.com. Consultado el 22 de enero de 2018, de http://www.leaderu.com/common/whywaitfor.html 
3,4,5Hendrick, B. (2010). Benefits in Delaying Sex Until Marriage. WebMD. Consultado el 22 de enero de 2018, de https://www.webmd.com/sex-relationships/news/20101227/theres-benefits-in-delaying-sex-until-marriage#1
6Loewenstein, G., Krishnamurti, T., Kopsic, J., & McDonald, D. (2015). Does Increased Sexual Frequency Enhance Happiness?. Journal Of Economic Behavior & Organization, 116, 206-218. http://dx.doi.org/10.1016/j.jebo.2015.04.021
8Blanchflower, D., & Oswald, A. (2004). Money, Sex and Happiness: An Empirical Study. Scandinavian Journal Of Economics, 106(3), 393-415. http://dx.doi.org/10.1111/j.0347-0520.2004.00369.x
9,11Maxwell, J., Muise, A., MacDonald, G., Day, L., Rosen, N., & Impett, E. (2017). How implicit theories of sexuality shape sexual and relationship well-being. Journal Of Personality And Social Psychology, 112(2), 238-279. http://dx.doi.org/10.1037/pspi0000078
10Fisher, T. (2013). Gender Roles and Pressure to be Truthful: The Bogus Pipeline Modifies Gender Differences in Sexual but Not Non-sexual Behavior. Sex Roles, 68(7-8), 401-414. http://dx.doi.org/10.1007/s11199-013-0266-3
13,14The Invisible Effects of Sex Before Marriage?. (2016). Moral Revolution | Healthy Sexuality | Sex In The Bible. Consultado el 23 de enero de 2018, de https://moralrevolution.com/the-invisible-effects-of-sex-before-marriage/
Breve anatomía del poder (1) 11

Breve anatomía del poder (1)

El año 2000 fui invitado a escribir un ensayo sobre el poder para un periódico de mi país. Lo encontré mientras revisaba antiguos archivos. Pensé que pese al tiempo transcurrido los conceptos pueden ayudar a la reflexión sobre el tema. Estuve cavilando si adaptarlo o dejarlo tal cual. En el primer caso resultaría más “pasable”. En el segundo caso podría levantar molestias por los conceptos empleados. He resuelto usar esta última opción. Será necesario dividirlo en varias entregas, por lo cual solicito la paciencia de mi amable audiencia.
———————
Se dice que tres son las tentaciones que seducen a los líderes: el dinero, el sexo y el poder. La Biblia constituye una fuente riquísima de ejemplos. Los señala con meridiana claridad tanto en el precepto como en el ejemplo. De los peligros del dinero y del sexo habla frecuentemente, por ser muy evidentes los frutos de su abuso. De cómo funciona la tentación del poder no siempre oímos por ser más difícil detectar su fascinación.
Releía recientemente la obra capital de Maquiavelo, “El Príncipe”. Su tesis es que la moral y los sagrados títulos de la humanidad deben estar sometidos a la política y al Estado. Plantea el principio de que “el fin justifica los medios”. De estos paradigmas pueden surgir grandes bienes o grandes males.
La Biblia y la historia muestran que quienes detentaron el poder fueron no pocas veces personas que provenían de la pobreza, la marginación y la falta de educación. Varias de ellas cedieron a la tentación de un poder dictarorial absoluto, condición que los historiadores atribuyen a la ignorancia de los sanos principios del buen gobierno o bien a la fascinación de tener un dominio sin contrapeso sobre cientos o miles de personas después de haber sido individuos ignorados o pasados a llevar.
Los líderes que se entregan a la tentación del poder absoluto se legitiman habitualmente en el argumento de “los superiores intereses de la Patria”, “la importancia de que la misión de la empresa se cumpla a toda costa” o “el llamado y la unción de Dios sobre mí”. Hay dos apoyos que dan una enorme fuerza a estos argumentos: nadie, en su cabal juicio, estaría en contra de los intereses de la patria, la misión de la empresa o la unción de Dios: sería un traidor, uno que “atornilla al revés”, un peligro para la obra.
La otra fuerza de apoyo es esta afirmación del líder: él no buscaba ese cargo en manera alguna. La patria, la empresa o Dios los llamaron pese a que él no quería. El debe cumplir con ese llamado superior, a cualquier precio, incluso el de eliminar del camino a quienes amenacen su posición. Cuando este líder es atacado, hace saber a sus seguidores que no es a él que se está atacando: es a la patria, a la empresa, a la obra de Dios.

(Sigue)

(Este artículo ha sido reeditado especialmente para la radio cristiana CVCLAVOZ)

7 cosas que pueden destruir tu matrimonio 12

7 cosas que pueden destruir tu matrimonio

Viendo las estadísticas de los divorcios crecer incluso en los matrimonios entre cristianos, me decidí a buscar siete causas que pueden contribuir a destruir la relación. Hay muchas variantes por pareja evidentemente pero estas causales son bastante comunes.

1- Los celos: Cuando una persona es enferma de celos, llega a ver lo que NO ha pasado. Lamentablemente esto es una desconfianza sin bases y genera un cansancio que puede acabar con el amor de la otra persona. Recomiendo ver a un sicólogo e ir a terapias de pareja o a un consejero de su iglesia.

2- Los cambios: Cuando quieres cambiar a tu pareja para que sea como tú quieres que sea, eso trae disgustos, discusiones y muy malos ratos. Tu pareja puede cambiar por diversas circunstancias, pero su esencia, su espíritu es el mismo. Tienes que aprender a amar a esa persona con su manera de ser. (Aquí evidentemente no hablo de abuso verbal o físico) Estoy hablando por ejemplo de las personas que son muy románticas y quieren que su pareja responda de la misma forma. Si no fueron románticos durante el noviazgo, no los vas a cambiar. Cada persona es diferente.

3- La infidelidad: Este es un factor que destruye relaciones. Y aunque he sabido de parejas que se han perdonado y lo superan, son pocas las que logran hacerlo. La traición, la deslealtad y el engaño no le hacen bien a ninguno de los dos. Generalmente la persona quiere encontrar de nuevo la emoción que sintió cuando comenzó su relación con su pareja, pero resulta que el amor va creciendo y evolucionando. Por tanto tiene que cambiar. Uno debe aprender a amar las etapas del amor y disfrutarlas. ¡No querer volver al pasado! Respeta tu relación y respétate tu mismo (a).

4- La rutina: Es evidente que no se puede vivir en una aventura continua, pero no debemos dejar que la rutina nos haga sentir aburridos. Hay miles de experiencias que una pareja puede disfrutar sin tener que invertir tanto dinero o tiempo. Una caminata disfrutando del atardecer en una playa, un picnic improvisado en una noche de luna llena, un juego en el jardín entre ambos en un día de lluvias, todas esas cosas cambian la rutina y refrescan la relación.

5- La falta de comunicación: Cuando la pareja lleva muchos años, a veces tienden a pensar que su esposo o esposa tienen que saber lo que les pasa o lo que están pensando. Puede ser que muchas veces eso sea cierto, pero no hay mejor cosa que comunicar lo que queremos y lo que sentimos cuando lo estamos deseando o sintiendo. Si ya llevan años, lo mejor es hablar. Conversar acerca de lo que te inquiete. Es TU PAREJA, tienen la confianza de decirse las cosas y buscar soluciones. Si se van guardando cosas, especialmente resentimientos, toda la relación se va contaminando con la amargura que llega por esas cosas no dichas y almacenadas. Hablen mucho. Propónganse hablar al menos una hora diaria, sin televisión ni celulares que los distraigan. ¡Es una tarea y la deben cumplir! Les aseguro que les va a mejorar la relación.

6- Los reproches generan emociones negativa:. Cuando vives con una persona que está pendiente de destacar solo lo que haces mal o te sale mal, llega un momento que ya no quieres estar al lado de esa persona. Si hay algo que no te gusta que tu pareja hace, díselo desde el amor que le tienes. Piensa en cómo te enamoraste de esa persona antes de hablarle y verás que te sale todo con más dulzura. Y de paso, no es para cambiarle, es para tratar de buscar una solución donde ambos queden felices.

7- El sexo o la falta de sexo: Una vez mas en este punto iríamos al punto cinco, la falta de comunicación. Las necesidades de la mujer y del hombre en este sentido son diferentes. Tienen que llegar a un acuerdo y jamás usar esta parte íntima de la relación para manipular o castigar. ¡Por favor! Si no pueden llegar a un acuerdo, una vez más les recomiendo ir a un consejero de su iglesia o a un especialista en relaciones.

Luchen por sacar a delante su relación matrimonial con amor, respeto, admiración, comunicación y diversión. Recuerden que una cuerda triple no se corta fácilmente como dice en Eclesiastés 4:12 y se refiere a ustedes, la pareja y Dios con ustedes.

 

Este artículo fue producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Send this to a friend