Please log in or register to like posts.
Blog
Tiempo de lectura: < 1 minuto

“El ayuno que he escogido, ¿no es más bien romper las cadenas de injusticia y desatar las correas del yugo, poner en libertad a los oprimidos y romper toda atadura?” Isaías 58:6 (NVI).

La voluntad de Dios es que seamos libres de todo yugo, esto a través de la fe en Jesús y del Espíritu Santo que transforma y limpia, el ayuno es un arma espiritual de mucho poder que nos permite derribar fortalezas que son difíciles de destruir.

Quizás albergas en tu corazón sentimientos negativos, como la amargura o rencor por el daño que te han hecho y no has podido perdonar aquello. Por ejemplo, la falta de perdón es una atadura que te roba la paz y santidad,  por lo tanto, es necesario que hagas algo al respecto y no permitas que este mal te aleje de vivir una vida plena.

Te animo a dar el primer paso para ser libre de todo, aparta un tiempo para ayunar y así soltar a las personas que te han dañado, renuncia al rencor, al resentimiento y a los deseos de venganza.

El ayuno además de derribar las ataduras en tu vida te llenará de fortaleza para que sigas adelante y tengas paz en tu corazón.

Por Giovana Aleman

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Reactions

0
0
0
0
0
0
Already reacted for this post.

Deja una respuesta