“Porque tú, Señor, eres bueno y perdonas; eres todo amor con los que te invocan” Salmos 86:5 (DHH)

Cuando uno recibe una mala noticia, recibe el golpe y luego se levanta. Pero ¿qué sucede cuando se trata de varias situaciones que emergen al mismo tiempo e involucran a seres queridos? A veces nos duele más el sufrimiento de nuestros seres queridos que el propio. Cuando esto sucede puede que nos desequilibremos pero es en esos momentos cuando debemos correr a Dios. Él es quien nos sostiene y trae paz. Al experimentar esto  aprendemos a dar gracias y nuestra actitud cambia, miramos la cruz y comprendemos que de allí viene nuestra victoria.

Por Danitza Luna

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

ARTICULOS RELACIONADOS

3 Comentarios

  1. AMEN LA PAZ DE DIOS QUE SOBREPASA TODO ENTENDIMIENTO ES UNICA, GRACIAS PADRE AMADO POR TU FIDELIDAD Y TU PAZ QUE POR GRACIA HE RECIBIDO.

  2. PERDON SI FALLO EN ESTE LUGAR, SOY MUY NUEVECITO Y TODAVIA NO SE COMO USARLO, SI QUE MI CORAZON ES DE JESUS Y ES EL AMOR DE MIS AMORES.

  3. POR FAVOR ANTE EL TRONO DE LA GRACIA PIDO VUESTRAS ORACIONES POR MI SALUD, SE QUE DIOS TIENE TODO EL CONTROL, PERO SE TAMBIEN QUE LA ORACION MUEVE LA MANO DE DIOS.
    GRACIAS DESDE YA Y EL OMNIPOTENTE, GLORIOSO Y TODOPODEROSO DIOS REY Y SEÑOR BENDIGA VUESTRAS VIDAS Y MINISTERIO.

Dejar una respuesta