“Ustedes me llaman Maestro y Señor, y tienen razón, porque soy Maestro y Señor. Pues si yo, su Señor y Maestro, les he lavado los pies, también ustedes deben lavarse los pies unos a otros. Yo les he dado el ejemplo, para que ustedes hagan lo mismo.” Juan 13:13-15 (TLA).

Jesús dio a sus discípulos una gran lección de humildad cuando les lavó los pies, les dijo que debían seguir su ejemplo. Nosotros como sus hijos debemos hacer lo mismo, tal vez en muchas ocasiones será necesario sacrificar nuestras comodidades por el bien del otro, ¿Cuan dispuesto estás de hacer este sacrificio?

Por Ruth Mamani

 
El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta