“Perseverar con paciencia es lo que necesitan ahora para seguir haciendo la voluntad de Dios. Entonces recibirán todo lo que él ha prometido.” Hebreos 10:36

Las diferentes situaciones que pasamos en lo personal, laboral o familiar pueden desalentarnos cuando vemos que damos todo para que las cosas salgan bien y sin embargo no obtenemos los resultados esperados.

Pero Dios nos dice en su palabra: Gálatas 6:9 (NTV)  “Así que no nos cansemos de hacer el bien. A su debido tiempo, cosecharemos numerosas bendiciones si no nos damos por vencidos.”

Es posible que hace mucho tiempo estés orando por la conversión de algún familiar o quizás por un hijo que se encuentra atado a una adicción o tal vez por un cambio favorable en tu trabajo. La Palabra de Dios dice que debemos persistir aún cuando todavía no vemos la respuesta a nuestras oraciones.

Recuerda que el silencio de Dios, no es algo negativo, solo significa que Él ya está obrando.

Te interesa:  Cuando hablas ¿Edificas o destruyes?

Por Danitza Luna

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.