Please log in or register to like posts.
Blog
Tiempo de lectura: < 1 minuto

“Cuando oren, perdonen todo lo malo que otra persona les haya hecho. Así Dios, su Padre que está en el cielo, les perdonará a ustedes todos sus pecados” Marcos 11:25 (TLA).

Hay hijos que han tenido que soportar situaciones traumáticas como el maltrato o la violencia de sus padres. Los recuerdos dolorosos pueden durar años guardados en el corazón provocando rencor y falta de perdón.

Sin embargo y más allá de la gravedad de estos hechos traumáticos, es necesario perdonar, tanto para la sanidad personal de las heridas como para mantener una saludable relación con Dios. El rencor trae amargura a nuestro corazón, afectando la relación con Él.

¿Quieres tener un corazón feliz? Perdona, pues el perdón es parte del proceso de sanidad.

Por Giovana Aleman

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Reactions

1
0
0
0
0
0
Already reacted for this post.

Deja una respuesta