Please log in or register to like posts.
Blog
Tiempo de lectura: 2 minutos

El relato épico del liderazgo es, ni más ni menos, eso: un relato. Se usa mucho hoy en política y en las relaciones sociales la palabra relato.

Un relato es un cuento que se arma en torno a una persona o a una situación pública. Tiene la intención de convencer a la mayoría de que las cosas son como el relato dice y no como la realidad muestra.

Una épica es una construcción verbal que intenta levantar a una persona o a una instancia histórica al nivel de una epopeya. Supone que lo que acontece es algo único y con gran proyección de el tiempo.

Permítanme mostrarles un auténtico relato épico del liderazgo:

Y decía Absalón: ¡Quién me pusiera por juez en la tierra, para que viniesen a mí todos los que tienen pleito o negocio, que yo les haría justicia! Y acontecía que cuando alguno se acercaba para inclinarse a él, él extendía la mano y lo tomaba, y lo besaba.

2 Samuel 15:4-5 (RVR1960)

Absalón esta construyendo aquí un relato y una épica magnífica. Quiere mostrarse como más justo y compasivo con el pueblo que su padre, con el fin de quitarle el trono.

Ese es el objetivo principal del relato épico del liderazgo: dotar al líder de un aura de excelencia, entrega, heroísmo o sacrificio para que la gente lo siga y lo honre.

El viejo cuento revisitado

Escribí una vez acerca de este tema aquí: Se trata de reescribir la historia del líder. Se cuentan algunos hechos que pueden ser calificados de sobrenaturales en su vida.

El escritor del relato menciona que era sobresaliente en ciertos ámbitos: la escuela, la institución o la sociedad. Menciona su generosidad y sobre todo lo que ha sufrido para llegar al sitio donde se encuentra ahora.

En los ámbitos de nuestro mundo cristiano se menciona que tuvo un “llamado” o una “revelación” singular que dio comienzo a la visión.

En suma, se construye un relato épico del liderazgo.

El propósito del cuento

Digamos primero que utilizo la palabra cuento no es forma peyorativa, sino como sinónimo necesario de relato. Es como si hubiera una cierta influencia postmoderna en esto del relato.

Mi observación es que el relato sirve para posicionar al líder en una especie de esfera superior. No es igual al resto. Hay algo en él que lo hace especial y lo hace merecedor del elogio, la alabanza y la obediencia.

Este es, para mí, el punto principal: el relato épico del liderazgo tiene como propósito singularizar al líder y levantarlo por sobre sus semejantes. Y me parece que la Biblia es clara en objetar esto:

Entonces Jesús, llamándolos, dijo: Sabéis que los gobernantes de las naciones se enseñorean de ellas, y los que son grandes ejercen sobre ellas potestad. Mas entre vosotros no será así, sino que el que quiera hacerse grande entre vosotros será vuestro servidor, y el que quiera ser el primero entre vosotros será vuestro siervo.

Mateo 20:25-27 (RVR1960)

Jesús no era, evidentemente, partidario, del relato épico del liderazgo.


El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Reactions

2
2
0
0
0
0
Already reacted for this post.

Deja una respuesta