¿Te has cansado de pelear? Es natural que en el camino enfrentemos altibajos, en especial después de una caída;  sin embargo, lo principal es continuar en la lucha, no dejarnos dominar por nuestros sentimientos porque estos son pasajeros y pueden hacernos cometer grandes errores.

Así mismo, nos podemos cansar de seguir a Jesús, a veces por las pruebas que enfrentamos y otras por querer pecar ¡así es! Por desear bebidas alcohólicas, estar con varias mujeres al mismo tiempo, tener relaciones sexuales antes del matrimonio, decir mentiras u otros; porque conocemos que un hijo de Dios debe nadar contra la corriente.

 “Entonces Jesús dijo a sus discípulos: Si alguno quiere venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, y tome su cruz, y sígame.” Mateo 16:24 (RVR 1960)

La Biblia dice que aquel que quiera seguir a Jesús debe tomar su cruz. Muchas personas interpretan la “cruz” como una carga que deben llevar en sus vidas, por ejemplo: una relación dañina, explotación en el trabajo o una enfermedad, pero este no es el significado correcto. En los días del Señor la cruz representaba solamente “muerte”, es decir sacrificio y eso pide Dios de nosotros.

Por lo tanto, “tome su cruz y sígame” significa una entrega absoluta, estar dispuesto a  morir por Él. Dios nos pide tomar una decisión radical que implica crucificar nuestros deseos, con tal de que la voluntad del Señor sea cumplida.

Te interesa:  Evaluando el 2017

No nos cansemos de hacer el bien porque a su tiempo segaremos si no desmayamos.” Gálatas 6:9 (RVR 1960)

Si te sientes cansado de luchar por la situación difícil que estás enfrentando, te animo a detenerte por un momento, dejar lo que estás haciendo y reflexionar sobre todo lo que el Señor hizo por ti. También recuerda que la aflicción nunca será para siempre y que el verdadero compromiso con Él se revelará durante las pruebas.

Por otro lado, si tú desanimo es porque no quieres sacrificarte más, entonces tienes que decidir: ¿Jesús o el pecado? El Señor te pide que no estés en el medio, que seas frío o caliente, que estés con Él o en su contra. Si no estás dispuesto a tomar tu cruz, solamente perderás el tiempo porque no podrás ver a Dios en la tibieza.

En esta oportunidad te animo a dejar de jugar al cristiano y ser realmente un seguidor de Cristo.

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.