trabajo Archives | CVCLAVOZ

All posts in “trabajo”

La cosecha será inmensa

“Los que siembran con lágrimas cosecharán con gritos de alegría. Lloran al ir sembrando sus semillas, pero regresan cantando cuando traen la cosecha.” Salmos 126:5-6. (NTV)

En esos momentos donde sientas perder las ganas de seguir luchando, porque parece que todo tu esfuerzo es en vano y no va ocurrir nada de lo que esperas, recuerda que todo es un proceso que demanda trabajo, esfuerzo, compromiso, dedicación, paciencia y muchas veces dolor.


Jesús en Lucas 18 nos enseña que siempre debemos orar y nunca darnos por vencidos. Él mismo dijo: “¿Acaso no creen que Dios hará justicia a su pueblo escogido que clama a él día y noche? ¿Seguirá aplazando su respuesta? Les digo, ¡él pronto les hará justicia!” Lucas 18:7-8 (NTV)


Por lo tanto, cuando veas que tu situación no mejora y parece empeorar, acuérdate que Dios no es un ser humano para que mienta o cambie de opinión. Él es Fiel a Sus promesas y cumple lo que dice. Eso sí, debes orar con la seguridad de que Dios responderá y con la confianza de que recibirás lo que esperas, porque si dudas y no crees en el poder de Dios, no recibirás nada del Señor.


La Biblia dice: “una persona que duda tiene la lealtad dividida y es tan inestable como una ola del mar que el viento arrastra y empuja de un lado a otro. Esas personas no deberían esperar nada del Señor.” Santiago 1:6-7.


Confía en que Dios tiene un propósito con tu situación, que todo lo que has sembrado con lágrimas dará su fruto en su tiempo y cosecharás con una alegría inmensa; porque cada petición de oración que has llevado delante de Dios todo poderoso, dará resultados en el tiempo indicado. “Despierten y miren a su alrededor, los campos ya están listos para la cosecha.” Juan 4.35.

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Puertas cerradas

“Porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio” 2 Timoteo 1:7 (RVR 1960).

Es de suma satisfacción encontrar un empleo sobre todo cuando la búsqueda fue por mucho tiempo, pero ¿Qué sucede cuando no se encuentra trabajo y solo se ven puertas cerradas? Uno puede deprimirse, irritarse y hasta comenzar a tener sentimientos de inferioridad, que en lugar de ayudar en el proceso lo obstaculiza.

Si estás en esta condición, te animo a que no te rindas, no des lugar a esos pensamientos que solo te destruyen. Dios nos dio dominio propio para poder manejar nuestras emociones, pensamientos y conductas de manera tal que podamos levantarnos y seguir confiando en el Señor. Nuestra esperanza está en Dios quien es capaz de abrir puertas.

Mientras dure la espera podemos tener paz porque sabemos que Dios es y será fiel en nuestras vidas.

Por Neyda Cruz

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

¡Trabajar muchas horas podría matarte!

Una frase popular dice que el trabajo es salud. Y si bien es cierto, algo que también es importante recordar es que no es bueno irse a los extremos. Una persona debe trabajar para salir adelante y tener ingresos para mantenerse. Sin embargo, cuando trabaja en exceso podría poner el peligro seriamente su vida.

Un estudio publicado en la revista Stroke reveló que trabajar más de diez horas puede incrementar el riesgo de sufrir un derrame cerebral. Tras examinar información de 143,592 participantes de entre los 18 y 69 años, llegaron a las siguientes conclusiones:

  • 1.224 de los participantes, sufrieron de apoplejía.
  • 29 % (42,542 participantes) reportaron trabajar largas horas.
  • 10 % (14,481 participantes) reportaron trabajar largas horas. por diez años o más.
  • Los participantes que trabajan largas horas tenían un riesgo de 29 % mayor de sufrir un derrame cerebral; y aquellos que trabajaban largas horas durante 10 años o más tenían un riesgo 45 % mayor de sufrir un derrame cerebral.

Trabajar más de diez horas por más de 50 días al año es un riesgo para las personas. Y especialmente para los menores de 50 años. Las horas laborales no necesariamente indican productividad; por tal razón, los estudiosos recomiendan ≪trabajar más eficientemente≫ en vez de largas horas. Esto hará que tanto el empleador como el trabajador se sientan satisfechos.

Otro factor importante es cuán feliz se siente alguien en su empleo o si sufre de acoso. El ambiente laboral también juega un rol importante en la salud de las personas, incluso más que el sueldo que gana. Estos son factores a tener en cuenta cuando se elige un nuevo empleo o si se decide buscar otro. Después de todo, el dinero no es lo más importante en la vida y debemos priorizar nuestro bienestar físico y mental.



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Fadel, M., Sembajwe, G., Gagliardi, D., Pico, F., Li, J., & Ozguler, A. et al. (2019). Association Between Reported Long Working Hours and History of Stroke in the CONSTANCES Cohort. Stroke. doi: 10.1161/strokeaha.119.025454

¿Faltan obreros?

En la construcción de un edificio o casa se requiere el trabajo de varios obreros, cada cual con su función y herramientas, de esta manera la obra puede realizarse con efectividad y también en un tiempo oportuno.


La obra del reino se puede comparar a una obra de construcción en la que existe mucho trabajo por hacer, pero ¿Sabías que Jesús dice que le faltan obreros?


La Biblia dice: “Y viendo las multitudes, tuvo compasión de ellas, porque estaban angustiadas y abatidas como ovejas que no tienen pastor. Entonces dijo a sus discípulos: La mies es mucha, pero los obreros pocos.” Mateo 9:36-37


Jesús recorría las ciudades y aldeas enseñando las buenas noticias del reino, dando fortaleza y sanando enfermos, por lo que las multitudes lo seguían; sin embargo, siente compasión por ellos porque observa su necesidad, el cuidado y orientación que requerían. Entonces manifiesta su aflicción: “la mies es mucha y los obreros pocos”


¿Qué labor realizas para el Señor? Es muy sencillo ir a la iglesia los domingos y orar simplemente para pedir por nuestras necesidades, pero Jesús nos muestra que existe una necesidad en su obra y precisa trabajadores que la realicen, el trabajo es mucho pero los obreros son pocos.


Si pensaste que ser cristiano es simplemente conocer a Jesús estás equivocado, se trata también de seguir sus pasos, de renunciar a nuestro egoísmo para pensar en los demás y sus necesidades, de abandonar la comodidad para cumplir el propósito de Dios.


¿Estás dispuesto a ser obrero de Cristo? Si tu respuesta es afirmativa entonces ¡Manos a la obra! Empieza orando por otros, sal y enseña el mensaje de salvación, recoge a las ovejas descarriadas y vuelve a traerlas al rebaño ¡Si quieres ver a Dios no te quedes sentado!

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

¡Salir de vacaciones es bueno para tu salud!

Muchos piensan que salir de vacaciones significa relajarse, descansar, dejar de trabajar y, tal vez, viajar. Generalmente lo vemos como un tiempo de pausa en medio de nuestra ajetreada rutina. Y si bien esto es cierto, no todos pensamos en las vacaciones como algo bueno para nuestro bienestar. Pero un estudio reveló que afecta nuestra salud, específicamente, la de nuestro corazón.

Un estudio realizado por un grupo de profesores de la Universidad de Syracuse en Nueva York, Estados Unidos, reveló que las personas que viajan con mayor frecuencia tienen ≪un menor riesgo de síndrome metabólico y síntomas metabólicos≫. Uno de los líderes de esta investigación, Bryce Hruska, explica que el síndrome metabólico es un conjunto de factores de riesgo que generan enfermedades cardiovasculares. Esto quiere decir que si uno tiene más de esos factores, tiene un mayor riesgo de enfermedad cardiovascular.

La buena noticia es que una persona puede reducir sus síntomas metabólicos y, por lo tanto, su riesgo de enfermedad cardiovascular. La investigación concluyó que hay una reducción ≪en el riesgo de enfermedad cardiovascular a medida que más vacaciona una persona. Debido a que los síntomas metabólicos son modificables, significa que pueden cambiar o ser eliminados≫.

Los científicos aún no saben por qué se da esto, pero sí están seguros de que las personas deben tener vacaciones cada año. Hay quienes se niegan a salir de vacaciones y quizá sea esto lo que esté afectando su salud. Por esta razón ellos recomiendan que exista una descanso del trabajo, ya sea que se tenga un empleo a tiempo completo o de medio tiempo.



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Hruska, B., Pressman, S., Bendinskas, K., & Gump, B. (2019). Vacation frequency is associated with metabolic syndrome and symptoms. Psychology & Health, 1-15. doi: 10.1080/08870446.2019.1628962

4 ventajas de ser extrovertido en el trabajo

Entre los rasgos de personalidad más conocidos están la introversión y la extroversión. Generalmente, esta última es vista como una cualidad más deseable pues parece tener más beneficios. Sin embargo, ambas características tienen sus ventajas y desventajas. Pero, tal como afirma Michael Wilmot, del Departamento de Administración de la Universidad de Toronto Scarborough, el debate sobre este tema en la cultura popular ≪a menudo pasa por alto la literatura científica≫. Para comprobar cuáles son las ventajas reales de ser extrovertido, estudiosos de la Universidad de Minnesota hicieron una investigación al respecto.

Estas son los cuatro beneficios principales de ser extrovertido en el trabajo.

1. Mayor motivación

Las personas extrovertidas tienen mayor motivación por alcanzar metas positivas. Esto es especialmente provechoso en ambientes de trabajo en donde se premia la productividad. Debido a que los extrovertidos se sienten con más ganas de lograr sus objetivos, ellos tienden a trabajar arduamente y son vistos como mejores líderes.

2. Mejor balance emocional

Una persona extrovertida experimenta emociones positivas con mayor frecuencia. Esto se muestra en su buen manejo del estrés o la manera con la que enfrenta las experiencias adversas en el trabajo. Por lo general, alguien extrovertido tiene un adecuado equilibrio emocional y esto le ayuda en su vida laboral.

3. Mejor adaptabilidad a las situaciones sociales

Los extrovertidos son conocidos por ser muy sociables y sentirse cómodos cuando están rodeados de personas. Esta cualidad trabaja a su favor pues hace que tengan mejores habilidades de comunicación. Ellos se adaptan con facilidad a las diversas situaciones sociales y además tienen talento natural para convencer a otros.

4. Mayor rendimiento en el trabajo

Los investigadores encontraron que cada una de estas ventajas son acumulativas. Por tal razón no es sorprendente que los extrovertidos tengan un mejor rendimiento en el trabajo. Wilmot explica que ≪si estás motivado para lograr una meta en el trabajo, si te sientes positivo y eres bueno para tratar con las personas, probablemente tendrás un mejor desempeño en el trabajo≫.

Wilmot también señala que es importante entender que pocas personas pueden ser clasificadas como introvertidas o extrovertidas en su totalidad. Como seres humanos tenemos un poco de ambos. Asimismo, hay otros factores que influyen en el éxito laboral (habilidad cognitiva, la conciencia, la capacidad de regular las emociones negativas, etc). Afirma que, en conclusión:≪Puedes ser introvertido, pero si eres inteligente, trabajas duro y aportas otras cosas, probablemente te vaya bien. […] Al mismo tiempo, si eres más extrovertido, pero careces de capacidad cognitiva o ética de trabajo, es probable que no tengas tanto éxito≫.



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Wilmot, M., Wanberg, C., Kammeyer-Mueller, J., & Ones, D. (2019). Extraversion advantages at work: A quantitative review and synthesis of the meta-analytic evidence. Journal Of Applied Psychology. doi: 10.1037/apl0000415

¿Quién quiere ir?

¿Alguna vez has dirigido o dado enseñanza a un grupo? Cada vez que se presenta esta oportunidad el avance se realiza favorablemente con los grupos entusiastas, puesto que están dispuestos a participar y apoyar para llevar a cabo lo planificado.

Todos formamos parte de un sistema, a donde vayamos seremos parte de un grupo. Por ejemplo: en el colegio con los compañeros, en el barrio con los amigos o en la misma familia; la pregunta es ¿las personas que te rodean cuentan con tu disposición?

Aquellos que están dispuestos a apoyar siempre son una bendición para el grupo en el que se encuentren. Por ejemplo, aquel que quiere ayudar a un amigo, seguramente irá a buscarlo para estar con él y atender sus necesidades, aquel que apoye a sus demás compañeros en realizar las tareas, o quien apoya a su madre en los quehaceres del hogar dándole descanso.

Por cierto ¿Sabías que el Señor también busca personas dispuestas?

La palabra de Dios dice: “Y oí la voz del Señor que decía: ¿A quién enviaré, y quién irá por nosotros? Entonces respondí: Heme aquí; envíame a mí.” Isaías 6:8 (LBLA)

De igual forma se precisa personas dispuestas para el servicio al Señor. Muchos no conocen a Jesús y lo que hizo para salvar sus vidas, por lo que Dios nos pregunta: ¿Quién irá? Isaías respondió: “Heme aquí; envíame a mí” ¿Cuál es tu respuesta?

Ser cristiano no sólo consiste en ir a una iglesia, sino en estar dispuestos a obedecer su voz. El Señor necesita compromiso y disposición ¿Estás dispuesto de aceptar el reto de servirle?

Te animo a ser una bendición en donde estés, a ser un apoyo en el grupo que te encuentras y también a buscar siempre agradar a Dios.

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Alta competitividad laboral y sus consecuencias

Los centros de trabajo que tienen un ambiente muy competitivo tienden a causar rivalidad entre sus empleados. Pero, ¿qué sucede cuando a uno de ellos le sucede algo negativo? Por un lado hay personas responden con amabilidad y se solidarizan con el compañero que sufre; pero por otro, hay quienes se alegran de las desgracias ajenas. Hay una palabra en alemán que describe este comportamiento: schadenfreude. En español no existe un significado exacto, pero la traducción más cercana es ≪alegría vergonzosa≫. Esto sucede con alta frecuencia en los centros laborales y explica el lado oscuro del ser humano.

Schadenfreude: Cómo se da y cómo afecta el ambiente de trabajo

Investigadores de diversas universidades se unieron para profundizar en este tema que Aristóteles ya había planteado hace miles de años. Ellos descubrieron que en los centros de trabajo modernos se promueve la competencia, la envidia y la tensión de grupo. Como resultado, esto genera maltrato, acoso y hasta violencia; y todo esto termina en schadenfreude. Por ejemplo, si un empleado sufre de acoso laboral, sus compañeros se alegran porque creen que se lo merece o porque sienten que es una forma de venganza por alguna ofensa pasada. Otras formas en las que schadenfreude se manifiesta es cuando los demás trabajadores se niegan a ayudar o excluyen deliberadamente a quienes consideran su competencia.

El problema con schadenfreude es que, al igual que toda forma de violencia, es altamente contagiosa. Una vez que comienza con una persona, corrompe a quienes lo rodean y al final todos llegan a verlo como algo normal y justificado. Los investigadores concluyeron que ≪si schadenfreude se generaliza entre los empleados, el maltrato también podría convertirse en la norma≫. Esta actitud negativa de los empleados no genera mayor productividad para la empresa; en cambio puede hacer que con el tiempo fracase.

La mejor solución

Debido a que la alta competitividad es la razón del schadenfreude, la mejor solución que sirve tanto a la empresa como a los empleados es la camaradería y el apoyo mutuo. Los investigadores determinaron que ambos factores son influyentes a la hora de eliminar el estrés entre compañeros. De esta manera todos los empleados se esforzarán en dar lo mejor de sí mismos y no tendrán que hundir a los demás a propósito ni alegrarse de sus infortunios.



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Li, X., McAllister, D., Ilies, R., & Gloor, J. (2019). Schadenfreude: A Counternormative Observer Response to Workplace Mistreatment. Academy Of Management Review44(2), 360-376. doi: 10.5465/amr.2016.0134

Un universo aparte

“Políticamente, el coaching está ubicado como una forma contemporánea de liberalismo económico y también político”.

(Gonzalo Assusa, sociólogo investigador de Conicet, citado en La Voz del Interior)

Eso no es todo. El mismo profesional agrega que el coaching estima que las desigualdades económicas no tienen que ver con el origen social sino con “situaciones de destino… el punto de partida es igual para todos… si hay ricos, quiere decir que lograron mejores resultados y por lo tanto fueron más hábiles, más ingeniosos, más creativos, etcétera, que aquellos que no lo lograron…”

Por eso se centra en la cuestión motivacional; según eso, un pobre bien motivado puede terminar siendo rico…

El artículo indica que el coaching tiene tres vertientes. La europea, no directiva, utilizada más que nada en el deporte; la sudamericana que enfatiza lo filosófico y lo lingüístico, y la estadounidense que se centra en las organizaciones, la mejora en el desempeño personal y empresarial.

Según cualquier definición encontrada en internet, el coaching es un método para entrenar  personas con el objetivo de conseguir metas o desarrollar habilidades específicas.

Desde que aprendí a observar la realidad y a ofrecer, cuando corresponda, una crítica lo más documentada posible, he visto nacer y sucumbir al tiempo técnicas y métodos orientados a ofrecer a las personas una cosa fundamental: éxito.

Meditación, análisis transaccional, filosofías orientales, mindfulness, inteligencia emocional, pensamiento positivo, estudios sobre fortalezas y debilidades, en fin.

Lo interesante de todas estas técnicas es que para poder seguirlas hay que tener resueltas algunas cuestiones existenciales básicas. Es imposible imaginar a un refugiado sirio, a una familia que vive en un vertedero de basura en Calcuta o a una recolectora de cartones de una gran ciudad sudamericana seguir alguna de estas técnicas para superar su condición de extrema vulnerabilidad.

Por eso digo que el coaching y otras técnicas similares son un universo aparte. Prosperan entre personas que ya tienen una cuota básica de bienestar – al menos en comparación con los pobres del mundo: empleo, casa, tal vez un auto o dos, tres comidas diarias, son directivos, tienen contactos y relaciones sociales productivas. Sólo necesitan… más éxito.

La vida tiene su esencia. El trabajo, la dedicación, el esfuerzo, el estudio, la honestidad moral e intelectual, la libertad de conciencia, la integridad proveen lo necesario para vivir bien.

También serviría quizá un poco más de Biblia, menos Prozac y más lectura apropiada.

Y es menos caro…

Sueños y trabajo

No dejes de seguir tus sueños. No pares de soñar. Pongamos de moda los sueños.

En las puertas de las tiendas de la ciudad donde vivo se suelen poner unas pizarras que anuncian ofertas y regalan estas frases. Hay otros temas también pero éstos se juntaron hoy en mi camino al trabajo.

Tal vez es temporada de sueños y no me había enterado.

Alguna vez escribí por ahí que los sueños son la matriz de la realidad. Que lo que vemos, escuchamos y usamos en nuestra vida diaria un día fue una idea en la mente de alguien.

Un sueño, nada más ni nada menos.

Leí en algún antiguo libro de proverbios que el perezoso todo desea y nada alcanza. Tal vez conozcan personas así. Tienen la rara idea de que si desean algo intensamente lo lograrán; que la voluntad hará realidad el anhelo. Tenía un amigo que llamaba a eso “fe en la fe”.

El sueño es imprescindible para llevar a cabo un proyecto. Pero con todo lo importante que es, no constituye más que el cincuenta por ciento. La otra mitad es el trabajo.

Esta es una época que se caracteriza por la búsqueda de la satisfacción inmediata y espontánea. Las personas lo desean todo y lo quieren ya. Algo así está pasando con los sueños.

Escucho gente que quiere viajar, saber inglés, triunfar en la vida y publicar un libro con la historia de su vida (es notable la cantidad de personas que desean contar su vida en un libro).

En proporción directa, es asombroso constatar la gran cantidad de soñadores no tiene la disposición a hacer el trabajo necesario para conseguir esos objetivos.

Pensemos en otra línea de reflexión. Un señor, en 1949, compra un pequeño autobús con motor de arranque a manivela y comienza a transportar pasajeros desde una pequeña localidad a la ciudad cabecera de la provincia.

En 2019 es una línea de buses nacionales e internacionales con más de cuatro mil unidades, con sus terminales propios, sus hoteles y que cotiza acciones en la Bolsa.

Me pregunto si aquel señor que empezó solo su negocito de transporte soñó efectivamente con la dimensión actual de su emprendimiento. Tengo la persistente impresión que no.

Creo que su meta fue nada más el trabajo, la dedicación, la responsabilidad y – ojalá – la honestidad.

Una minúscula acción local se convirtió, setenta años después, en un hecho nacional.

Tanto o más importante que soñar es trabajar. Me parece…

Siendo un pilar…

Una estructura firme y grandiosa se debe a fuertes pilares que la sostienen, de lo contrario sería una construcción inestable e insegura; así mismo sucede en las familias o comunidades donde somos participes, se necesita columnas que soporten el peso y lleven adelante la obra.

Por ejemplo, todos los domingos un grupo de señoritas iba a un hogar de ancianos para apoyar en sus necesidades o simplemente a conversar con ellos. Todos estaban admirados por la labor de estas jóvenes, pero en determinado momento una de ellas se fue a vivir a otro país, entonces no pasó mucho tiempo para que este grupo se desvaneciera; esto porque aquella muchacha que se retiró era quien se preocupaba por cumplir esta misión, llamando y animando a sus amigas.

“Mantengamos firme la profesión de nuestra esperanza sin vacilar, porque fiel es el que prometió.” Hebreos 10:23 (LBLA)

¿Eres alguien firme? Así como una joven levantó un grupo de señoritas para apoyar a los ancianitos, así también se necesitan personas estables y comprometidas con su trabajo en organizaciones, comunidades o cualquier lugar donde queremos ver crecimiento.

En la Biblia el Señor nos pide que seamos firmes, sin dudar de quién es Él y lo que debemos hacer. Dios nos pide que seamos pilares, es decir, que los que nos rodean confíen en que estamos comprometidos con nuestra la labor, y que los demás puedan ser motivados a realizar obras de bien, apoyar a los que necesitan o incluso, que levantemos  nuestro propio hogar de las ruinas.

También puedes ser un pilar en tu congregación, es decir aquel que motiva a los demás para orar, leer la Biblia, ayunar o dar crecimiento en el servicio que realizas ¿Quién eres? Te darás cuenta que eres este pilar cuando seas necesario, cuando tu ausencia implicaría un golpe fuerte en la estructura.

¡Anímate a ser necesario para otros y para la obra de Dios!

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Qué hacer cuando no soportas a tu jefe

El trabajo –además de ser satisfactorio y de provecho para tu salud– es una fuente de ingreso que te permite solventar las necesidades y gastos. Sin embargo, a veces te encuentras con un obstáculo que entorpece tu rendimiento: la relación con tu jefe. Cuando no te llevas bien con ellos y la relación se vuelve más y más tensa, es difícil que tu centro laboral se convierta en un lugar al que desees asistir con alegría. Es más, un estudio1 demostró que si te sientes a gusto en un empleo se refleja en tu productividad y bienestar general. Esto significa que debes tener una buena relación con tus colegas y compañeros del trabajo, pero ¿qué puedes hacer si tu jefe es insoportable?

Cuando su forma de ser es desagradable

Una investigación2 encontró que las personas son más felices cuando muestran su verdadera personalidad en el trabajo. Esto es porque permite que las personas mejoren sus conexiones personales, formen relaciones con otros y deshagan sus mentes de pensamientos no deseados. Además, aquellos que expresan sus verdaderas formas de ser experimentan menos ansiedad y estrés, mejor satisfacción laboral y tienen un mayor compromiso con su posición. Por otra parte, esto también puede ser contraproducente pues pueden desagradar a los demás. Es decir, si un jefe muestra sus rasgos de la personalidad abiertamente, puede ser amado o rechazado por sus empleados.

Si te desagrada la personalidad o forma de ser de tu superior, lo que puedes hacer es:

  • Ser tolerante: No puedes esperar que todos sean iguales a ti. Tampoco puedes cambiar a tu jefe. Lo que sí puedes hacer es respetarlo y ser de buena influencia en su vida para ayudarle a ser mejor.
  • Conversar con él o ella: A menudo las personas actúan sin saber cuánto afectan a los demás. Si hay un comportamiento que te perjudica, hiere o desagrada es mejor que se lo hagas saber. La intención de esto no es atacar ni poner en riesgo tu empleo, sino dialogar con sabiduría y llegar a un acuerdo y entendimiento mutuo.

Cuando abusa de su poder

Abraham Lincoln dijo: «si quieres probar el carácter de un hombre, dale poder». Mucha gente utiliza el poder y la posición que tiene para menospreciar y abusar de los demás. Si ése es el caso que estás viviendo y tu jefe te:

  • insulta o utiliza un lenguaje vulgar u obsceno contigo,
  • humilla con sus palabras o acciones,
  • obliga a hacer cosas que no son parte de tus funciones laborales,
  • utiliza para sus propios intereses,
  • hace insinuaciones sexuales,
  • discrimina por algún motivo,
  • pide que trabajes de más y te paga lo mismo,

Entonces está abusando de su cargo y no es algo que debas tomar a la ligera. En este caso lo que puedes hacer es:

  • Conversar: El primer paso para solucionar un problema es la comunicación personal y verbal. Puedes tomar medidas extras de precaución (llevar un testigo, grabar la conversación, etc.), dependiendo de la clase de persona que sea tu jefe.
  • Dejar una constancia por escrito: La existencia de un documento que prueba tus quejas es un seguro que te protege y además te defiende. Si la situación no se solucionó cuando conversaron, éste es un mejor recurso.
  • Buscar otro empleo: No tienes por qué soportar el abuso laboral. Puedes buscar la ayuda de un ente superior  (alguien de mayor rango o quejarte en las oficinas del gobierno) y dejar constancia de lo que ocurre en tu trabajo. Esto te servirá como referencia cuando busques otro empleo y también alertará a otros que quieran postular al mismo trabajo.

Cuando lleva sus problemas personales al trabajo

La vida laboral y la personal deben estar separadas. No obstante, muchos llevan sus problemas de la casa al trabajo y viceversa. Hay personas que se desquitan con otras por problemas que no tienen nada que ver con la situación. Si eso es lo que hace tu jefe, lo que puedes hacer es:

  • Orar: Nunca sabrás la magnitud de sus problemas, pero Dios sí. La Biblia dice que debemos orar por aquellos que nos hacen mal (Mateo 5:44, Lucas 6:28). Por lo tanto, antes de juzgar y criticar sus acciones, ora por esa persona y pídele a Dios que le dé Su paz.
  • Decirle la verdad: Puede que tu jefe desconozca que su actitud afecta la productividad de su trabajo; si le explicas sabiamente este punto, él o ella aprenderá a no dejar que sus problemas de casa interrumpan el ambiente laboral.
  • Ofrecer tu ayuda: Los gestos sinceros son siempre bienvenidos. Ofrecer tu ayuda puede ser un paso para que tu jefe se sobreponga ante sus problemas y mejore su humor en el trabajo.

 

 

 

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

1Wright, T., & Cropanzano, R. (1997). WELL-BEING, SATISFACTION AND JOB PERFORMANCE: ANOTHER LOOK AT THE HAPPY/PRODUCTIVE WORKER THESIS. Academy Of Management Proceedings, 1997(1), 364-368. doi: 10.5465/ambpp.1997.4988986
2Rice University. Be yourself at work -- It's healthier and more productive: Disclosing non-visible stigmas to co-workers leads to a happier life. ScienceDaily. Recuperado el 26 de febrero de 2019, de www.sciencedaily.com/releases/2019/02/190225105109.htm
Chariot Tracking Code

Send this to a friend