Según las estadísticas, el 34% de los usuarios de internet han sido expuestos a la pornografía a través de anuncios y publicidad no deseados.1 Esta cifra engloba a adultos y menores de edad por igual; lo cual quiere decir que hay una gran probabilidad de que un niño vea material explícito sin proponérselo o por curiosidad. Hoy en día se han inventado software y filtros para evitar que esta clase de contenido aparezca mientras se navega en internet; sin embargo, un reciente estudio demuestra que estos no disminuyen el riesgo de que un niño, adolescente o adulto tenga acceso a la pornografía.

Un artículo publicado en la revista Cyberpsychology, Behavior, and Social Networking sostiene que estos filtros son ineficientes en la mayoría de casos. No se sabe cuál es la razón de esto, pero se sospecha que es porque son difíciles de desarrollar y mantener y también porque son fáciles de desbloquear.2 Entonces, si los softwares no ayudan a evitar que alguien vea pornografía, ¿qué se puede hacer?

Crear lazos de confianza

La comunicación es vital para el desarrollo de las relaciones interpersonales, pero lo es aun más en la familia. La comunicación sincera crea lazos de confianza lo suficientemente fuertes para afrontar la adversidad y resistir los problemas. Para eso, los padres deben crear un ambiente seguro en donde el hijo pueda expresar su opinión y hacer preguntas sin temor; un lugar donde se sienta amado y donde tenga la libertad de contarles cualquier tema. Este paso no solo es útil para prevenir que un niño o adolescente vea pornografía, sino que crezca adecuadamente y se convierta en una persona de bien en el futuro.

Hablar abiertamente sobre la sexualidad

No hablar sobre la sexualidad no previene que los hijos se alejen de ella; después de todo, cada ser humano es un ser sexuado. Lo que no aprenden en casa, lo harán a través de los amigos e internet, y todo ese conocimiento es falso porque está basado en lo que la pornografía y la cultura popular dicen sobre el sexo. En cambio, si los padres se ocupan de educar adecuadamente a sus hijos sobre la sexualidad, ellos tendrán la información necesaria y suficiente para defenderse en el mundo, e incluso la potestad para enseñar a otros. La pornografía miente sobre las relaciones sexuales, el amor y la identidad, pero los padres pueden ofrecer la verdad desde una perspectiva saludable y acorde a los principios morales.

Te interesa:  ¡Ya no te enamores de la persona incorrecta!

Entérate más sobre este tema y lee el artículo: 20 alarmantes datos sobre la pornografía10 razones por las cuales debes decirle NO a la pornografía

Orar

Los padres no pueden star todo el tiempo vigilando lo que hacen sus hijos, pero hay alguien que está en cuidado de nosotros en cada momento del día: Dios. Los padres que le encomiendan el cuidado de sus hijos a través de la oración pueden estar seguros de que, sin importar las circunstancias, ellos estarán bajo su protección. Sin embargo, esto requiere de una relación personal y cercana con Jesús. No se trata de orar a un Dios que no se conoce y hablarle al aire, sino de conocer de primera mano a quién se le está depositando la fe. Dios puede hacer milagros a través de las circunstancias más difíciles, pero quiere tener una relación personal con cada uno de nosotros primero.

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

1Internet Pornography by the Numbers; A Significant Threat to Society. Recuperado el 13 de julio de 2018, de  https://www.webroot.com/us/en/resources/tips-articles/internet-pornography-by-the-numbers
2Przybylski, A., & Nash, V. (2018). Internet Filtering and Adolescent Exposure to Online Sexual Material. Cyberpsychology, Behavior, And Social Networking, 21(7), 405-410. doi: 10.1089/cyber.2017.0466

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.