Acerca de las expectativas

Acerca de las expectativas

Las expectativas pueden ser deseos o incluso ilusiones que se generan en nosotros en base a nuestros valores, educación o experiencias pasadas. Pero nos pueden alejar de la realidad. Hacernos expectativas irreales nos pueden frustrar. Cuando no ocurre lo que esperábamos, nos disgustamos. 

También nos podemos hacer expectativas de alguien o de algo. Nuestra mente va haciendo un proceso de cómo comportarnos con ciertas personas de acuerdo con sus maneras de vivir. Muchas de las ellas pueden deberse a imposiciones sociales o culturales.

La esperanza postergada aflige al corazón, pero un sueño cumplido es un árbol de vida.

Proverbios 13:12 (NTV)

Hay expectativas que la gente se puede hacer de nosotros como cristianos y son válidas. Dependiendo de experiencias que hayan tenido, sus perspectivas pueden ser positivas o negativas. Y hay expectativas en los matrimonios, que a veces tampoco son realistas.

Pero algo que debemos lograr es que el hecho de ser cristianos sea sinónimo de puntos a favor para contratar a las personas en una empresa. Que nos diera aprobación prioritaria para, por ejemplo, una línea de crédito en un banco, son buenas expectativas.

La Biblia nos habla acerca de expectativas 

Expectativas de redención. Esas son excelentes expectativas que debemos tener, acerca del futuro, cuando nos vayamos de esta vida. Es algo por lo que nos debemos esforzar cada día, por estar preparados, sirviendo al Señor ese día que Él regrese. 

Pues toda la creación espera con anhelo el día futuro en que Dios revelará quiénes son verdaderamente sus hijos.

Romanos 8:19 (NTV)

Que no nos tome de sorpresa ni estemos como vírgenes que no estaban con sus lámparas preparadas. Esa parábola nos representa a los miembros de la iglesia que puede que no estemos preparados para el regreso de nuestro Rey y Señor. 

Oración

Amado Padre, vengo ante Tu sagrada presencia a pedirte que me mantengas atento y preparado para Tu regreso. Que si tengo el privilegio de ver ese maravilloso acontecimiento que esperamos con ansias, me encuentres alabándote, adorándote o haciendo algo para ti. Te amo y te necesito.  

Me pongo en tus manos y te pido que no me haga yo expectativas de otras personas que no sean reales, ni haya personas con expectativas que yo no pueda llenar. Te pido que cada día, los cristianos en el mundo, seamos reconocidos como gente fiable, generosa, atenta y dispuesta. En el nombre de Jesús, amén. 

Aplicación

¿Cuáles son tus expectativas para tu vida ahora? ¿Qué te hace sentir, que de venir Jesús pronto, estarías preparado para su llegada?


El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana

CVCLAVOZ

. El presente se escribió en su totalidad por un ser humano, sin uso de ChatGPT o alguna otra herramienta de inteligencia artificial.

CVCLAVOZ

Facebook
Twitter
Email
LinkedIn
WhatsApp

¿Con deseos de venganza?

Los deseos de venganza nos alejan de la voluntad de Dios, mejor dejemos nuestra causa en Sus manos, Él obrará con justicia divina.

Tiempo de alegrarnos en los problemas

Dios nunca dijo que no tendríamos problemas por creer en Él.

¿Qué es lo que Dios ve en mí?

A veces creemos que no hay esperanza para nosotros, pero si pudiéramos saber qué es lo que Dios ve en nosotros, veríamos nuestro verdadero valor.

Tiempo de lectura:

2 minutes

Autor

Comentarios

Likes

0

Deja un comentario