¿Cuidas tu santificación? 

¿Cuidas tu santificación? 

Una vez que fuimos rescatados por Dios a través de Cristo, comienza en nuestra nueva vida un proceso de santificación progresiva, que es una consagración, un crecimiento espiritual que terminará el momento que nos encontremos con el Padre.

Y estoy seguro de que Dios, quien comenzó la buena obra en ustedes, la continuará hasta que quede completamente terminada el día que Cristo Jesús vuelva.

Filipenses 1:6 (NTV)

Este proceso que nos lleva parecernos a Cristo, no quiere decir que debemos ser perfectos, sino que vamos siendo moldeados para los propósitos divinos de Dios.

La santificación es la obra de Dios en nosotros, no es obra nuestra, nadie en su propia fuerza puede hacerse santo así mismo. Por ello es imprescindible depender de Él, de su Palabra y su Espíritu Santo.

El pecado interfiere en nuestra santificación 

Es vital para nuestra santificación estar a cuentas con Dios, porque el pecado afecta la comunión con el Él, y por ende, provoca conflictos en nuestra vida personal. 

En cambio, si la comunión con el Padre es profunda y constante, evitará que el pecado se acomode y tome lugar en el corazón. Por consecuencia, nuestro carácter seguirá el proceso de santificación.

No permitas que este proceso se paralice, vale la pena que Dios esté en primer lugar en nuestra vida. Con su ayuda nuestra santificación es un hecho. 

Y el mismo Dios de paz os santifique por completo; y todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sea guardado irreprensible para la venida de nuestro Señor Jesucristo.

1 Tesalonicenses 5:23 (RVR 1960)

Oración del día:

Padre, gracias porque lo que yo no puedo hacer, tu lo haces. Te pido que me ayudes a que dependa totalmente de ti para todo lo que quiera obtener, en especial la santidad. Ayúdame a apartarme del mal, a no tomar en poco al pecado, sino que siempre esté a cuentas contigo. 

Guárdame de apartarme de ti, te lo pido en el nombre de Jesús, amén. 

Aplicación:

¿Cómo dejas que Dios siga el proceso de santificación en tu vida? 


El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana

CVCLAVOZ

. El presente se escribió en su totalidad por un ser humano, sin uso de ChatGPT o alguna otra herramienta de inteligencia artificial.

CVCLAVOZ

Facebook
Twitter
Email
LinkedIn
WhatsApp

Confía, recibirás fuerza para soportar

Si Dios no quita la carga que llevas, ten por seguro que encontrarás alivio al confiar en Él, porque te dará la fuerza para soportar y mostrará su fuerza en ti.

Un amor que no tiene medida

Nunca nadie nos amará como Dios lo hace. Su amor inigualable y sin medida resulta incomprensible para nuestra mente humana, pero ¡es real!

Cuando se es, no hace falta probarlo

El magnetismo, carisma y gentileza de Jesús tienen que haber sido notorios y al igual que su manera sencilla de vivir, porque cuando se es, no es necesario probar nada.

Tiempo de lectura:

2 minutes

Autor

Comentarios

Likes

0

Deja un comentario