¿Qué hago cuando los pensamientos abruman?

¿Qué hago cuando los pensamientos abruman?

La maternidad y paternidad cuentan con muchos momentos gratificantes y otros no tantos. En esos momentos en donde las cosas se ponen un poco más difíciles, ¿qué puedo hacer cuando los pensamientos abruman?

Hoy en día es común escuchar que al tener hijos ya no tendrás tiempo para ti, se te acabará la posibilidad de vivir la vida o te perderás a ti mismo. Se podría decir que hay un movimiento en contra de la familia que fomenta esta manera de pensar. Una corriente que motiva a la gente a no tener hijos y resalta las cosas malas.

Otros defendemos la familia y sabemos que conformar la propia es una de las mejores cosas que te puede pasar en la vida. Si te encuentras en este grupo, es probable que cuando hables sobre tus hijos, normalmente compartas aspectos positivos. Es probable también que busques no comprarte la historia que la sociedad vende que los niños son una carga y que es muy difícil.

Pero a veces, cuando las cosas no van como esperemos y los días siguen pasando y las cosas no mejoran, los pensamientos abruman. 

¿Qué puedo hacer cuando los pensamientos abruman?

1. Ora

El primer paso es orar. Elevar tu preocupación al Padre Celestial que es quien provee el consuelo y la paz.

En medio de las preocupaciones que se agolpan en mi mente, Tú me das consuelo y alegría.

Salmos 94:19 (DHH)

2. Renueva tu mente

Ordénale a tu mente a cambiar el pensamiento. Como vemos en Romanos 12:2, somos llamados a ser transformados, y la manera que tenemos para llegar a esa transformación en nuestra vida es renovando nuestra mente. Si queremos que las cosas cambien, debemos empezar por intervenir en nuestros pensamientos y de manera intencional modificarlos

No se amolden al mundo actual, sino sean transformados mediante la renovación de su mente. Así podrán comprobar cuál es la voluntad de Dios, buena, agradable y perfecta.

Romanos 12:2 (NVI)

3. Muévete

Está comprobado que mover el cuerpo cambia nuestro estado mental. Una caminata, hacer ejercicio, incluso ir a un centro comercial a caminar te va a cambiar el humor.

Si estás muy cansada/o para eso —porque en la maternidad tenemos días de extremo cansancio— entonces pon música que te bendiga, lee un libro que te agrade o un show que te haga reír. Mueve tu mente del lugar en donde está. 

4. Escoge sabiamente en quién confiar lo que estás pasando

No todo el mundo va a ser buen consejero. No todos te van a impulsar hacia el bien. Busca compartir tu situación con alguien que pueda elevarte a un mejor estado y no alguien que disfrute el sufrimiento como estilo de vida. A quién elijas para compartir lo que te está pasando, hará toda la diferencia.

5. Evalúa tus palabras

Si compartes lo que te está pasando, evalúa qué palabras estás usando y cuánto tiempo le dedicas a compartir la situación. Si no te mides, puedes terminar sintiéndote peor luego de contarlo. ¿Por qué? Porque a veces buscamos justificar nuestros pensamientos negativos. Y las justificaciones siempre tienen razón. Si nos justificamos, nos damos la razón de estar amargados. En vez de ver que a pesar de que las cosas pueden no estar como queremos, mi actitud puede ser buena y con mis acciones, puedo generar los resultados que estoy deseando.

Si tú cambias, todo cambia

Si te estás preguntando: «¿Qué hago cuando los pensamientos abruman?», aplica estos consejos. Si estamos buscando que la situación cambie, podemos empezar por nosotros.

La maternidad y la paternidad, como todo en la vida, tiene altos y bajos. Pero sabemos que cuando esos momentos bajos lleguen, no es necesario quedarse allí.

Nosotros podemos trabajar en la manera que pensamos y accionamos y eso hará que podamos vencer los momentos que nos abruman.


El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana

CVCLAVOZ

. El presente se escribió en su totalidad por un ser humano, sin uso de ChatGPT o alguna otra herramienta de inteligencia artificial.

CVCLAVOZ

Facebook
Twitter
Email
LinkedIn
WhatsApp

Cómo ayudar a alguien que tiene una crisis existencial

¡Ayuda! ¿Cómo superar el fracaso?

Este artículo está dedicado a aquellos que sienten que no alcanzaron el éxito esperado este año y buscan cómo superar el fracaso.

¿Qué es la depresión navideña?

¿Qué es la depresión navideña? Se han llegado a conclusiones importantes sobre este mal que cada año termina afectando a más personas.

Tiempo de lectura:

3 minutes

Autor

Comentarios

Likes

0

Deja un comentario