Es un hecho comprobado que todos los seres humanos mentimos. Y cuando lo hacemos, muchas cosas suceden en nuestro cuerpo, especialmente en nuestro cerebro. Éstas tienen consecuencias de las cuales no estamos alertas y repercuten en nuestra vida más de lo que creemos. A continuación se encuentran algunos de los efectos biológicos que producen las mentiras:

 

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

-Garrett, N., Lazzaro, S., Ariely, D., & Sharot, T. (2016). The brain adapts to dishonesty. Nature Neuroscience, 19(12), 1727-1732. doi: 10.1038/nn.4426
-Dachis, A. (2012). What Lying Actually Does to Your Brain and Body Every Day. Recuperado el 01 de noviembre de 2018, de https://lifehacker.com/5968613/what-lying-actually-does-to-your-brain-and-body-every-day
-The American Psychological Association. (2012). Lying Less Linked to Better Health, New Research Finds. Recuperado el 01 de noviembre de 2018, de https://www.apa.org/news/press/releases/2012/08/lying-less.aspx

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.