Cuando se trata del sabor de la comida, usualmente nos concentramos en los ingredientes y el gusto que nos deja en la boca. Es poco probable que alguien haya pensado en cómo su postura afecta el deleite por sus alimentos. Sin embargo, una investigación reciente demostró que sí existe una relación entre la postura y cuánto disfrutamos lo que ingerimos.

Por lo general comemos sentados en nuestras casas o en lugares públicos. Pero hay ocasiones en las que comemos de pie o incluso caminando. Así que, ¿cómo influye en nuestra percepción y sentido del gusto?

Un artículo publicado en la Journal of Consumer Research explica que la comida sabe mejor cuando la ingerimos mientras permanecemos sentados. El líder de la investigación, PhD Dipayan Biswas, profesor de marketing en la Universidad del Sur de la Florida, explicó que permanecer de pie silencia las papilas gustativas. Además, la sangre va hacia las partes inferiores del cuerpo, haciendo que el corazón trabaje más para bombear la sangre hacia la parte superior del cuerpo; lo cual significa que la frecuencia cardíaca acelera. Esto aumenta las concentraciones de la hormona del estrés (cortisol) y reduce la sensibilidad sensorial, lo que afecta nuestro gusto por los alimentos y bebidas.

Te interesa:  ¡Feliz Día del Padre!

Sin embargo, también los efectos por comer de pie puede ser de provecho. Por ejemplo, esta postura es mejor cuando uno quiere comer algo que no le gusta. Comer de pie hace que las comidas menos agradables parezcan deliciosas, la temperatura de los alimentos sea menos intensa y uno coma cantidades más pequeñas. En contraste, comer algo apetitoso mientras estamos de pie disminuye su sabor y no lo disfrutamos tanto como lo haríamos si estuviésemos sentados.

Esta información es útil porque sirve para aquellos padres que quieran hacer que sus hijos coman alimentos que no les gustan, lo hagan mientras ellos están de pie. Además sirve cuando debemos ingerir medicamentos cuyo sabor es desagradable o cuando queramos medir la cantidad de alimentos que estamos comiendo.



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Biswas, D., Szocs, C., & Abell, A. (2019). Extending the Boundaries of Sensory Marketing and Examining the Sixth Sensory System: Effects of Vestibular Sensations for Sitting versus Standing Postures on Food Taste Perception. Journal Of Consumer Research. doi: 10.1093/jcr/ucz018

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.