Please log in or register to like posts.
Blog
Tiempo de lectura: 2 minutos

Muchas veces nos afanamos tanto por el alimento, el vestido y por las necesidades básicas, que terminamos perdiendo la salud, pero ¿vale la pena preocuparse por todo ello al punto de descuidar lo que realmente importa?

Aprende a confiar en Dios

En la vida cristiana, tenemos que comprender que no todo será color de rosa y que  Dios tampoco tiene una varita mágica para cumplir nuestros deseos; sino que, en medio de la escasez, tenemos que aprender a confiar en Él.

Quizá en estos tiempos has recibido noticias tan fuertes que han llegado a desestabilizarte. Mas déjame decirte que las cosas no van a mejorar si tan sólo te preocupas, por el contrario, podrías llegar a perder la mejor parte que la vida te ofrece en medio de ello. Así como Marta lo hizo, su afán por lo urgente no le permitió disfrutar de lo importante. Esta historia la podemos leer en Lucas 1:38-42.

Preocuparse por el futuro sólo te acorta los días

Está científicamente comprobado que la preocupación y la ansiedad podrían desatar enfermedades incluso irreversibles. ¿Aún así estás dispuesto a darles lugar en tu vida? Veamos lo que la Biblia nos dice acerca de esto:

Por tanto os digo: No os afanéis por vuestra vida, qué habéis de comer o qué habéis de beber; ni por vuestro cuerpo, qué habéis de vestir. ¿No es la vida más que el alimento, y el cuerpo más que el vestido? Mirad las aves del cielo, que no siembran, ni siegan, ni recogen en graneros; y vuestro Padre celestial las alimenta. ¿No valéis vosotros mucho más que ellas?

Mateo 6:25-26 (RVR1960).

Si Dios está pendiente de alimentar a las aves del cielo, ¿cuánto más a nosotros que somos sus hijos?

En medio de la desesperación Dios esta contigo y te dará la salida a cualquier situación que se te presente, pero es necesario que te mantengas en una constante comunicación con Él para conocer su perfecta voluntad.

¿De qué sirve preocuparse si Dios tiene el control?

Recuerda que el Señor ha prometido estar con nosotros hasta el fin del mundo y que mientras vivamos en Él, nada nos faltará. Entonces, ¿por qué preocuparnos si tenemos a un Padre que nos ama con un amor eterno?


El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Reactions

7
1
1
0
0
0
Already reacted for this post.

Deja una respuesta