Please log in or register to like posts.
Blog
Tiempo de lectura: 2 minutos

Es importante reconocer que no podemos dar algo que no tenemos y así también ocurre con las demás personas. Por ello, al no recibir lo que esperamos, seamos empáticos y pacientes, buscando hacer las cosas de corazón.

“Y todo lo que hagáis, hacedlo de corazón, como para el Señor y no para los hombres; sabiendo que del Señor recibiréis la recompensa de la herencia, porque a Cristo el Señor servís.”

Colosenses 3:23-24 (RVR 1960)

Sin combustible no funciona

Un automóvil no funciona sin combustible y el corazón no funciona sin amor. Dios es quien inyecta a nuestra vida el amor, pero el amor verdadero, ese que hace que en nuestra vida brote el perdón, la misericordia, la obediencia a su Palabra, la reverencia a Dios.

“Y nosotros hemos conocido y creído el amor que Dios tiene para con nosotros. Dios es amor; y el que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios en él.”

1 Juan 4:16 (RVR 1960)

El amor a Dios, nos llevará a actuar de una manera diferente a la común pues nuestro corazón se inclinará a lo que es correcto y no a lo que es incorrecto. Su amor es vital en nuestra vida y nuestras relaciones personales, sin Él nuestros actos van movidos por el enojo, la envidia, el egoísmo y el orgullo.

Llena tu corazón con su amor

¿Tienes alguna actitud que no es agradable a Dios? pueden ser pensamientos, malas reacciones, quizás guardas rencor o te cuesta perdonar, o alguna otra cosa que no es propia de un cristiano, nacido de nuevo.

“Si me amáis, guardad mis mandamientos.”

Juan 14:15 (RVR 1960)

Cuando amamos a Dios, se refleja en nuestro ser, en nuestro comportamiento y las primeras en darse cuenta son las personas que está en nuestro entorno, familiares, amigos, compañeros de trabajo. Ellos son los que pueden dar fe de que somos de Dios.

Si consideras que a tu vida le falta el combustible del amor, ¡no tardes en llenarlo! Ya que siempre está disponible, a la distancia de una oración y un corazón sincero. El Señor se encargará de llenar tu vida de lo que falta para que seas luz donde estés y sobre todo para que tengas paz. ¡No sigas el camino sin el amor de Dios!


El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Reactions

4
5
2
0
0
0
Already reacted for this post.

Deja una respuesta