amor Archives | CVCLAVOZ

All posts in “amor”

El recado

Cuentan que un muchacho se convirtió al Señor y poco después la prueba vino sobre su hogar llegando a faltarles el pan.

Un hombre incrédulo, con el que había discutido algunas veces, aprovechó la contingencia para turbar la fe del joven creyente.

–Si hay un Dios y es justo, como tú aseguras, ¿por qué no envía a alguien para que les traiga pan y lo que tanta falta les hace hoy? –le dijo burlándose.

–A lo mejor –contestó el muchacho–, Él ha dado el recado a uno y éste no ha querido venir, o, acaso, se ha olvidado.

¿Te has puesto a pensar que muchas veces hacemos oídos sordos a los recados que Dios nos da? ¿Alguna vez has sentido hacer algo por alguien pero te desanimaste por flojera, vergüenza o comodidad?

En Gálatas 6:9, 10 encontramos una exhortación a ayudar a los demás pero primero a los de la familia de la fe: “No nos cansemos, pues, de hacer bien; porque a su tiempo segaremos, si no desmayamos. Así que, según tengamos oportunidad, hagamos bien a todos, y mayormente a los de la familia de la fe.” (NTV)

Puede ser que hayas sentido llevar comida a alguien, ayudarlos con un poco de dinero, regalarles abrigo u otra cosa y te cohibiste. Pero no se trata sólo de lo material, mucha gente necesita una llamada, un abrazo, que les pregunten cómo se sienten, que los escuchen, pero andamos tan ocupados con tantas cosas que preferimos cerrar los ojos y hacer oídos sordos a las necesidades de los demás.

Si Dios pone en tu corazón hacer algo por alguien, aunque no entiendas el motivo, obedece. Podrías estar aliviando el dolor de esa persona o familia. Toma el recado de Dios como una oportunidad para bendecir a otros.

El segundo mandamiento más grande que tenemos es amar a nuestro prójimo como a nosotros mismos, ¿Cómo podemos amar si no queremos ayudarlos en su necesidad? Muestra con tu ejemplo el amor a tu prójimo y a Dios.



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

¿Integridad?

“Examíname, oh Dios, y conoce mi corazón; pruébame y conoce los pensamientos que me inquietan.  Señálame cualquier cosa en mí que te ofenda  y guíame por el camino de la vida eterna.”

Salmos 139:23-24 (NTV)

A través de los Evangelios podemos tomar el ejemplo de integridad de Jesús en su manera de vivir. Debemos ser cristianos en todas las áreas de nuestra vida, porque en todo momento estamos dando testimonio de quienes somos y en quien creemos. ¿Tu conducta es la misma en tu trabajo que en la iglesia? ¿Eres el mismo cuando te relacionas con tu familia que cuando lo haces con otros creyentes? ¿Alguna vez te encuentras diciendo algo contrario a lo que realmente piensas? Toma un momento para evaluar tu propia integridad, esto es importante para vivir un cristianismo auténtico que involucre todo nuestro ser.

“…Sigue la justicia, la fe, el amor y la paz, con los que invocan al Señor con un corazón puro”

2 Timoteo 2:22b (LBLA)

Por Danitza Luna



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

5 ventajas de la soltería

Cada etapa de la vida tiene sus ventajas, y la soltería no es la excepción. A lo largo de los años, los científicos han logrado establecer que los solteros gozan de beneficios que los que están en una relación sentimental no pueden. Quizá algunos de los mencionados en la lista no se apliquen a todos como regla obligatoria, pero se da en los solteros en general. Estas son algunas ventajas de la soltería:

1 Mantener un peso saludable
Un artículo1 publicado en la Journal of Marriage and Family sostiene que las personas que están solteras se ejercitan más que aquellas que están divorciadas, casadas y viudas. Esto demuestra que los solteros tienen un peso más saludable y mantienen su figura. Otro estudio2 realizado por la Universidad de Basel en Suiza y el Instituto Max Planck para el Desarrollo Humano en Alemania, encontró que las parejas casadas tienen mejores hábitos alimenticios que los solteros. Sin embargo, hacen menos ejercicio y, por lo tanto, su peso es mayor. Por otra parte, un estudio demostró que las parejas tienden a engordar conforme su relación avanza. (Para más información, leer: ¿Las parejas felices suben de peso?)

2 Conservar las amistades
Según las estadísticas, una persona pierde por lo menos tres amigos cuando tiene una relación amorosa. Pero otra investigación3 demostró que ≪es más probable que las personas solteras se mantengan en contacto, brinden ayuda y reciban ayuda de sus padres, hermanos, vecinos y amigos que los casados.≫ Esto es porque estar soltero incrementa las conexiones sociales. Los estudiosos por eso recomiendan que en lugar de presionar a los solteros para que se casen, la sociedad debería ≪reconocer que las personas solteras tienen una mayor participación con la comunidad en general.≫

3 Se tiene menos deudas y estrés financiero
Se ha comprobado que tener una pareja incrementa los gastos. Esto se debe a que se debe pagar las citas, regalos y demás. (Para más información, leer: Datos que no sabías sobre el 14 de febrero). Además, cuando llega el matrimonio se adquieren nuevas responsabilidades financieras y esto genera estrés. Un estudio4 demostró que las personas casadas tienen más deudas que las solteras. En cambio, los solteros tienen mayor libertad de disponer de sus ingresos y tener menos cargas económicas.

4 Crecimiento personal
Los solteros pueden invertir mejor en sí mismos y desarrollar sus habilidades. Un artículo5 publicado en la Journal of Family Issues afirma que los solteros son mejores en cuanto a la autonomía y el crecimiento personal. Es decir, que los solteros tienen mejores oportunidades de utilizar su tiempo y emplearlo en algo que necesitan perfeccionar o mejorar.

5 Autosuficiencia
Otra ventaja de la soltería yace en la salud mental. De acuerdo a una investigación6, los solteros pueden resolver mejor sus problemas. ≪Para las personas que siempre han sido solteras, cuanto más autosuficientes son, menos probabilidades tienen de tener sentimientos negativos.≫ Por otro lado, se vio que sucede lo opuesto con los casados: cuanto más les gusta tratar con las cosas por su cuenta, más probable es que tengan sentimientos negativos.



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

1Nomaguchi, K., & Bianchi, S. (2004). Exercise Time: Gender Differences in the Effects of Marriage, Parenthood, and Employment. Journal Of Marriage And Family66(2), 413-430. doi: 10.1111/j.1741-3737.2004.00029.x
2Mata, J., Frank, R., & Hertwig, R. (2015). Higher body mass index, less exercise, but healthier eating in married adults: Nine representative surveys across Europe. Social Science & Medicine138, 119-127. doi: 10.1016/j.socscimed.2015.06.001
3Sarkisian, N., & Gerstel, N. (2015). Does singlehood isolate or integrate? Examining the link between marital status and ties to kin, friends, and neighbors. Journal Of Social And Personal Relationships33(3), 361-384. doi: 10.1177/0265407515597564
4Fay, B. Consumer Debt Statistics & Demographics in America. Recuperado el 2 de abril de 2019, de https://www.debt.org/faqs/americans-in-debt/demographics/
5Marks, N., & Lambert, J. (1998). Marital Status Continuity and Change Among Young and Midlife Adults. Journal Of Family Issues19(6), 652-686. doi: 10.1177/019251398019006001
6DePaulo, B. (2009) Men and Women Who Have Always Been Single Are Doing Fine. Recuperado el 2 de abril de 2019, de https://www.psychologytoday.com/intl/blog/living-single/200912/men-and-women-who-have-always-been-single-are-doing-fine

Infidelidad: cómo distinguirla

El acto de infidelidad (que es lo mismo que el adulterio, la única diferencia es que las dos personas no están casadas) ocurre universalmente. Esto se debe a que no tiene límite de género, edad, educación o vida social; sucede muy a menudo en las relaciones debido a la falta de comunicación, conexión o falla en colocar las necesidades de los demás antes que las propias. Si las personas realmente hablaran sobre sus deseos en su relación o pensaran en su pareja primero, habrían menos adúlteros. Pero, ¿cómo podemos definir el  adulterio?

El aspecto físico

La forma de infidelidad en la que todos pueden estar de acuerdo es a los actos que uno hace físicamente. Si una persona se toma de la mano, besa o hace algo sexual con otra persona que no sea su pareja, definitivamente ha cruzado una línea. El sentido del tacto es uno que hace que las personas se sientan aún más conectadas a la otra persona porque están en su presencia.

El aspecto visual

En Mateo 5: 27-28, Jesús habla específicamente de una forma de adulterio diciendo «Ustedes han oído que se dijo: “No cometas adulterio”. Pero yo les digo que alguien que mira a una mujer y la codicia y ha cometido adulterio con ella en el corazón». Jesús señala que no hay solo una forma de ser infiel, sino que al mirar a alguien y al codiciarla, es como si hubieran hecho algo con esa persona físicamente. Por lo tanto, he encontrado que hay otra categoría que puede convierte a alguien en un adúltero.

El aspecto emocional

La relación emocional también es un factor. En una relación, el hombre y la mujer deben hablar de sus problemas e intimidad. Si uno de ellos lo comenta con otra persona del sexo opuesto, que no es una familia o un consejero matrimonial, entonces se puede consideraría infidelidad. Lo mismo se aplica cuando una persona pasa menos tiempo saliendo con su novia o novio y en su lugar pasa la mayoría del tiempo con una persona del sexo opuesto. Esto podría considerarse un infidelidad porque el estado emocional también es íntima. Dos personas hablan de sus deseos, secretos y sentimientos más profundos sin esconder nada.

Hablar y escuchar es lo que crea un fuerte vínculo entre una pareja, especialmente cuando no están casados y solo están saliendo. Durante esta etapa de citas, el hombre y la mujer aprenden lo que le gusta al otro, sus pensamientos, y aprenden a amar las mismas cosas. Este es el aspecto más importante en una relación. Piénsalo así: si tienes un miembro de la familia que amas y con quien te identificas porque te entiende o te hace sentir cómodo cuando estás cerca de él o ella, no tienes sentimientos románticos por ese miembro de tu familia, pero te sientes tan conectado a él que lo buscas cuando necesitas consejos o solo para hacer planes con esa persona porque disfrutan del tiempo juntos. Es por eso que no debemos pasar por alto esta categoría en una relación: es la más íntima.

Por lo tanto, te aliento a orar por esto y pregúntate si es algo que haces algo que tu pareja hace en la relación.



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

¿El matrimonio te hace feliz?

Muchos solteros creen que encontrar a la persona ideal y casarse es una forma de contrarrestar la soledad y hallar la felicidad plena. Sin embargo, estudios han confirmado de que se puede estar en una relación amorosa y aún así sentirse solo. Además, otras investigaciones han demostrado que el matrimonio no es tan significativo en la felicidad a largo plazo.

Un artículo publicado en Journal of Personality and Social Psychology explicó que tras un estudio realizado a más de 24 000 adultos casados, se llegó a la conclusión que el matrimonio sí hace un poco más felices a las personas. Pero sólo en el primer año siguiente a la boda. Con el paso del tiempo, los casados volvían a sentirse igual que antes de la ceremonia. Los investigadores explicaron que esto se debe a que las personas se adaptan rápidamente a la nueva vida de casados y la etapa de luna de miel dura poco tiempo.

Otro grupo de estudiosos realizó una investigación durante 20 años que confirmó este hallazgo y llegó a las mismas conclusiones. También analizaron si tener hijos afecta en la felicidad a largo plazo y no encontraron ninguna diferencia con las parejas que no tenían hijos. Por otra parte, confirmaron que estar casados tiene un efecto positivo, pero que disminuye con el tiempo porque las personas se acostumbran a la relación y cortan lazos con sus amistades.

Los datos anteriormente mencionados no implican que la soltería es una mejor opción que el matrimonio. Pues, de hecho, los reportes confirman que el secreto yace en lo personal: cuando una persona feliz se casa, hay felicidad en su relación. Es decir que si alguien tiene sentimientos negativos antes de casarse, llevará esas emociones a su relación y, por lo tanto, su felicidad no será a largo plazo.



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

–Lucas, R., Clark, A., Georgellis, Y., & Diener, E. (2003). Reexamining adaptation and the set point model of happiness: Reactions to changes in marital status. Journal Of Personality & Social Psychology84(3), 527-539. doi: 10.1037//0022-3514.84.3.527
–Zimmermann, A., & Easterlin, R. (2006). Happily Ever After? Cohabitation, Marriage, Divorce, and Happiness in Germany. Population And Development Review32(3), 511-528. doi: 10.1111/j.1728-4457.2006.00135.x

¡Es también amor!

“Pero yo les digo: Amen a sus enemigos, y oren por quienes los persiguen.  Así ustedes serán hijos de su Padre que está en el cielo; pues él hace que su sol salga sobre malos y buenos, y manda la lluvia sobre justos e injustos.”

Mateo 5:44-45 (DHH)

Es tan fácil amar a quienes nos aman, pero nos cuesta tanto amar a los que nos hacen daño, pues el dolor llega a ser más grande que nuestra capacidad de perdonar y amar. Sin embargo el verdadero amor, es amar incluso a los que nos aborrecen. Este amor debe ser un signo distintivo de los hijos de Dios, por el cual podemos amar y orar por aquellos que nos quieren o rechazan.

Por tanto es importante comenzar a amar a aquellos que considerábamos nuestros enemigos, seguramente nos sorprenderá ver como Dios nos llena de tanto amor para poder amar incluso a los que no nos aman.


Por Giovana Aleman



El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Reflejas el amor de Dios en tus hijos

“No corregir al hijo es no quererlo; amarlo es disciplinarlo”. Proverbios 13:24  (NVI)

Muchos padres tienen temor a poner límites a sus hijos y básicamente lo dejan hacer lo que quieran. Estos padres no están dispuestos a pagar el precio de un enojo o una mala cara de sus hijos, por lo tanto terminan cediendo tratando de ser simpáticos con ellos.

Sin embargo, los límites son necesarios para que nuestros hijos puedan crecer y desarrollarse de manera saludable, especialmente cuando la instrucción se hace de acuerdo los principios de Dios.

Por lo tanto y para ser efectivos en el rol de padres, debemos pedir sabiduría a Dios ya que Él está dispuesto a concederla.

“El Señor dice: «Te guiaré por el mejor sendero para tu vida; te aconsejaré y velaré por ti”. Salmos 32:8 (NTV)

Por Danitza Luna

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Fue infiel una vez, ¿volverá a serlo?

La infidelidad es una de las causales más comunes de separación. Hay muchas parejas que no pueden superar un engaño y terminan por romper su compromiso para siempre. Mientras que hay otros que superan la situación y se vuelven más unidos que antes. Sin embargo, existe el dicho popular que afirma que si alguien engañó una vez, volverá a hacerlo en el futuro. Pero, ¿cuán cierto es esto?

Un estudio analizó el comportamiento de 484 personas –casadas y solteras– para descubrir si la infidelidad era algo que se realizaba más de una vez. Ellos consideraron únicamente a las relaciones sexuales como un signo de infidelidad. Después de analizar los datos, llegaron a la conclusión que aquellos que eran infieles a sus parejas en una primera relación, eran tres veces más propensos a ser infieles en la siguiente relación, en comparación con aquellos que habían sido fieles. De igual manera, aquellos que sabían que sus parejas les habían sido infieles en una primera relación, tenían el doble de posibilidad de volver a pasar por esta experiencia en una relación posterior.

Los resultados de esta investigación también demostraron que las personas que sospechaban que habían sido engañados en una primera relación, estaban cuatro veces más propensas a sospechar el mismo comportamiento en sus siguientes parejas.

Si bien estos datos confirman que si alguien fue infiel una vez, volverá a serlo en el futuro, no es una regla que necesariamente se aplica en todos los casos. Hay personas que no fueron infieles a sus parejas y se arrepintieron y no volvieron a hacer lo mismo. Esto es porque hubo un cambio real y sincero en su interior. Por lo tanto, si la infidelidad es una acción que puede repetirse es algo que depende de la madurez y la honestidad de cada individuo.



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Knopp, K., Scott, S., Ritchie, L., Rhoades, G., Markman, H., & Stanley, S. (2017). Once a Cheater, Always a Cheater? Serial Infidelity Across Subsequent Relationships. Archives Of Sexual Behavior46(8), 2301-2311. doi: 10.1007/s10508-017-1018-1

Es cuestión de lógica

“Y el segundo es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti mismo.” Mateo 22:39 (RVR 1960).

Alguna vez ¿Intentó colocarse las medias o calcetines después de colocarse los zapatos o el calzado? Esto es algo absurdo e incoherente, ya que por lógica primero uno se coloca las medias y posteriormente los calzados. En nuestra vida espiritual podemos llegar a cometer esta clase de incongruencias. Como ser el querer amar a nuestro prójimo sin primeramente amarnos a nosotros mismos. En la Biblia dice: “(…) Amarás a tu prójimo como a ti mismo.” Mateo 22:39 (RVR 1960). ¿Cómo puedo amar a mi prójimo si primeramente no me amo a mi mismo? Para poder tener un amor adecuado, lo primero es creer y aceptar que Dios me amó, y con el amor que me dio puedo amarle a Él sobre todos y todas las cosas, posteriormente puedo amarme tal como soy; y por consecuencia puedo amar a mi prójimo.

Por Neyda Cruz

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Los 8 problemas que causan divorcios

 

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Scott, S., Rhoades, G., Stanley, S., Allen, E., & Markman, H. (2013). Reasons for divorce and recollections of premarital intervention: Implications for improving relationship education. Couple And Family Psychology: Research And Practice, 2(2), 131-145. doi: 10.1037/a0032025

Cosas buenas

– Pero al final esta sombra es una cosa que pasa. Incluso las tinieblas deben pasar. Un nuevo día vendrá. Y cuando el sol brille será aún mayor su brillo. Esas fueron las historias que permanecieron contigo. Significaban algo, incluso si eras muy pequeño para entender por qué. Pero pienso, señor Frodo, que entiendo. Ahora lo sé. Las personas en esas historias tuvieron muchas chances de volver a atrás, pero no lo hicieron. Siguieron adelante porque se estaban aferrando a algo.

– A qué nos estamos aferrando, Sam?

– Hay cosas buenas en este mundo, señor Frodo. Y vale la pena luchar por ellas.

(Diálogo de Sam y Frodo en El Señor de los Anillos: El retorno del Rey)

Hay días que tengo, como Sábato, una “esperanza demencial” en la bondad humana. Me siento iluminado por las palabras de aquella canción de Raphael, “Digan lo que digan”:

Es mucha más la luz que la oscuridad… Hay mucho, mucho más amor que odio… Y (los hombres) luchan por el bien no por el mal.

Tal vez, de vez en cuando debamos pensar en las cosas buenas a las que se refiere Sam cuando todo parece perdido en los tramos finales de El Retorno del Rey.

Pensemos no en las cosas que son buenas para nosotros, sino en lo que el mundo que nos rodea necesita desesperadamente: agua, comida, vivienda, salud, educación, justicia, paz, libertad. Para mucho más de la mitad del mundo estas cosas no alcanzan o directamente no están disponibles.

Entonces viene la segunda parte de las palabras de Sam: vale la pena luchar por ellas. Pasamos mucho tiempo pensando y hablando de estas cosas. Parece que hace rato es el tiempo de involucrarse personalmente para que alcancen a más personas. Aferrarse a esa lucha. Creer en la posibilidad de los pocos logrando lo imposible.

Esa es la esperanza que proponen la película Matrix, la canción Imagina de John Lennon, el discurso Yo tengo un sueño de Martin Luther King, el libro Mi nombre es Malala de Malala Yousafzai, el Hacia un mundo sin pobreza de Muhammad Yunus, la película El niño que domó el viento.

Dos pequeños hobbits, las más impensadas de las criaturas de la Tierra Media, se juegan la vida para destruir el poder de Sauron y extender un poco más la vida, para mejorar los días, para volver a creer que las cosas malas al fin pasarán.

35 preguntas para conocer mejor a tu pareja

 

 

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Send this to a friend