Crisis de Coronavirus

Por tratarse de un tema de salud pública y de alto interés informativo, como servicio a los usuarios, CVCLAVOZ ha decidido habilitar este espacio con toda la información más relevante en cuanto a la pandemia del coronavirus.

Please log in or register to like posts.
Blog

Con tantas ocupaciones durante el día, parece que cada vez tenemos menos tiempo libre y más deberes. Por tal razón, a menudo llegamos a un punto en el cual la fatiga se apodera de nuestro cuerpo y nos quedamos sin energía. Para evitar caer en agotamiento extremo y no abusar de nuestros cuerpos debemos ser conscientes de nuestros límites.

Cuatro consejos para evitar la fatiga

1. Pasa tiempo con tus seres queridos

Embed from Getty Images

Puede parecer poca cosa, pero el interactuar con personas que nos aman es de mucho beneficio para el cuerpo. No solo ayuda a la estimulación cerebral, sino que también provee balance emocional. Pasar tiempo con personas que comparten la misma fe, en familia o con amigos que puedan ayudarnos disminuye el estrés, mejora nuestro ánimo e incrementa nuestra fortaleza.

Incluso si hacen actividades físicas y terminas sintiendo cansancio, la alegría de pasar el tiempo con tus seres queridos te ayudará a lidiar con la fatiga.

2. Haz ejercicio

Embed from Getty Images

Aunque no parezca cierto, hacer ejercicio te da más energías. El cerebro trabaja mejor cuando nuestro cuerpo está activo. Si el cerebro recibe oxígeno, entonces puede desempeñarse y trabajar de manera óptima.

Además, la actividad física hace que se liberen las toxinas que son dañinas para nuestro cuerpo, y por lo tanto, seamos más saludables y tengamos más energías.

3. Conoce tu cuerpo

Embed from Getty Images

Nuestro cuerpo nos da señales de que no está funcionando adecuadamente, y no debemos hacer caso omiso. Cuando sientas que la fatiga quiere apoderarse de ti, toma un tiempo para descansar. Tomar pequeños descansos entre el trabajo, cambiar ciertas malas rutinas o simplemente dormir más temprano, ayudan a que el cuerpo se sienta con más energía.

4. Conoce tu ritmo

Embed from Getty Images

No todos podemos realizar las mismas actividades que tienen el mismo resultado que los demás. En lugar de compararte con otros, crea tu propio ritmo de trabajo y de logro de objetivos. No te fuerces a hacer mucho y a sobrecargarte de labores. En cambio, enfócate en una cosa a la vez y procura hacerlo bien. Si haces muchas cosas a la vez puedes fracasar y corres el riesgo de quedar tan fatigado y sin fuerzas que no podrás hacer otra actividad.


El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Reactions

5
9
0
0
0
0
Already reacted for this post.

Deja una respuesta