estrés Archives | CVCLAVOZ

All posts in “estrés”

¿Quieres vivir más? Deja de usar tu celular 1

¿Quieres vivir más? Deja de usar tu celular

Los celulares nos han facilitado la vida en muchos aspectos. Pero siempre existe un lado negativo que, muchas veces, nos negamos a ver. En la actualidad se habla de adicción al celular y de los otros problemas que causa, como por ejemplo: el insomnio, la soledad, la reducción de la memoria, la creatividad y la productividad, entre otros. A todas estas consecuencias se le ha unido una que se descubrió en un reciente estudio, en donde se demostró que el uso del celular puede reducir la esperanza de vida.

Según una investigación, los celulares y las aplicaciones provocan la liberación de la dopamina; esto hace que queramos pasar más tiempo mirando la pantalla del aparato. La dopamina también es la causante de que muchos se vuelvan adictos a una cosa y, en este caso, a los celulares. Sin embargo, los efectos de la dopamina no son nada en comparación al cortisol.

Los celulares producen estrés

El cortisol es una hormona que se libera como respuesta al estrés y produce cambios en el cuerpo: incrementa el nivel de azúcar en la sangre, el ritmo cardíaco y la presión sanguínea; y también suprime el sistema inmunológico. Ahora, los celulares hacen que el nivel de cortisol se eleve, no solo cuando vemos noticias negativas, sino también incluso cuando menos lo pensamos.

David Greenfield, profesor de psiquiatría clínica en la Escuela de Medicina de la Universidad de Connecticut y fundador del Centro para la Adicción a la Internet y la Tecnología, explica que los niveles de cortisol se elevan ≪cuando tu teléfono está a la vista o cerca, o cuando lo escuchas o incluso crees que lo escuchas≫. La forma que usa el cuerpo para lidiar con ese estrés es revisando el celular. Sin embargo, en cuanto lo hacemos, ese estrés incrementa porque encontramos otra cosa que lo incremente; ya sea un mensaje molesto, la falta de respuesta de alguien, una noticia desagradable, etc.

Cuando una persona tiene los niveles de Cortisol elevados está muy propenso a tener serios problemas de salud. Entre los más comunes están:

  • obesidad,
  • síndrome metabólico,
  • diabetes tipo 2,
  • problemas de fertilidad,
  • hipertensión arterial,
  • infarto de miocardio,
  • derrame cerebral,
  • depresión y
  • demencia.

Las enfermedades crónica no sólo supone una muerte prematura, sino también empeora la calidad de vida.

≪Cada enfermedad crónica que conocemos es agravada por el estrés. Y nuestros teléfonos están contribuyendo totalmente a esto.≫

Dr. Robert Lustig

¿Cuál es la solución?

Es posible revertir la respuesta del cuerpo ante el estrés. Estos son algunos consejos para lograrlo:

  • Desactivar todas las notificaciones del celular y dejar sólo las que sean estrictamente necesarias.
  • Eliminar aplicaciones que causan estrés o dependencia.
  • Ordenar las aplicaciones en carpetas o en lugares que no sean visibles a penas se desbloquea la pantalla.
  • Disminuir el tiempo en el que se revisa el celular y tomar vacaciones de la tecnología.


El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Price, C. (2019). Putting Down Your Phone May Help You Live Longer. Recuperado el 14 de junio de 2019, de https://www.nytimes.com/2019/04/24/well/mind/putting-down-your-phone-may-help-you-live-longer.html
¿Disfruto o me preocupo? 2

¿Disfruto o me preocupo?

A veces nos preocupamos demasiado por un conflicto que no existe y dejamos de disfrutar el presente. Para que entiendas mejor quisiera darte un ejemplo:

Había un perro que cuidaba con esmero el hueso que su dueño le había regalado en la mañana y se quedó en el patio todo el día cuidando su regalo, pero cuando llegó su amo,  este trajo más huesos que al final los otros animales disfrutaron mientras el perro seguía cuidando el suyo.

¿Te has dado cuenta que a veces actuamos como este perro? Podemos imaginar los pensamientos que el perro tenía para no comer su hueso, por ejemplo, podría pensar: “No lo comeré porque tal vez después muera de hambre…” obviamente esto no sucedería, pero su preocupación le impedía disfrutar el momento, por lo que salió perdiendo.

Cuando imaginamos una situación futura crítica tendemos a angustiarnos, a veces vienen pensamientos como “de dónde sacaré dinero mañana…”, “y si mañana sucede que…” Entonces esta forma de pensar nos ocasiona un malestar y un estrés innecesario, el cual no se puede resolver porque es un conflicto ficticio que forma parte de nuestra imaginación.

“Así que, no os afanéis por el día de mañana, porque el día de mañana traerá su afán. Basta a cada día su propio mal.” Mateo 6:34 (RVR 1960)

La Palabra de Dios nos da un sabio consejo en este aspecto “no te preocupes por el día de mañana, porque el día de mañana traerá su propia preocupación” Si bien es necesario ser prudentes con respecto a prevenir los conflictos futuros, no resolveremos nada preocupándonos por ellos anticipadamente, así que debemos ser sabios y disfrutar el presente.

En esta oportunidad quiero preguntarte ¿Estás disfrutando de tu vida y de las personas que te rodean? No permitas que las preocupaciones te hagan olvidar lo hermoso que es vivir. Te animo reflexionar si realmente tienes paz en donde te encuentras porque Dios te dio la vida para que la vivas en gozo y abundancia.

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

5 beneficios del llanto 3

5 beneficios del llanto

Para muchos, el llanto es sinónimo de debilidad. Sin embargo, llorar es útil para nuestra salud ocular. Por ejemplo, las lágrimas basales se producen constantemente para ayudar al ojo a mantenerse húmedo; las lágrimas reflejas son una reacción a los irritantes y protegen al ojo; mientras que las lágrimas emocionales se producen en respuesta a sentimientos intensos y contienen hormonas. Además, las lágrimas son una característica única que nos hace humanos. Por lo tanto, es imprudente decir que son sinónimo de debilidad o cobardía.

Estos son algunos beneficios del llanto y de cómo son útiles en nuestra vida diaria:

1 Te ayuda a aliviar el dolor
Si sufriste algún tipo de golpe, corte o cualquier tipo de dolor, y tienes ganas de llorar, no te contengas. Un estudio1 encontró que las lágrimas que se liberan a causa del sufrimiento físico contienen hormonas que te ayudan a lidiar con la pena e incrementan tu tolerancia al dolor.

Si quieres aprender más sobre este tema, lee el artículo: Cómo sentir menos dolor

2 Reduce el estrés
Quizá sea sorprendente pensar que llorar es una manera de reducir el estrés, pero un estudio descubrió que sí es cierto. Una investigación2 determinó que cuando lloramos a causa del estrés, esas lágrimas contienen hormonas y otros químicos. A través del llanto, el estrés se libera y se reduce significativamente.

¿Buscas otro método para lidiar con el estrés?, lee el artículo: Dile adiós al estrés en 20 minutos

3 Ayuda a dormir bien
Para algunas mamás, hacer dormir a sus bebés es todo un desafío. Sin embargo, un estudio3 descubrió que si un bebé llora, duerme mejor. Esto no quiere decir que los padres deben forzar a sus hijos a llorar para que se duerman con mayor rapidez, sino que si lo hacen es de beneficio para sus cuerpos. Por otra parte, aún no se ha comprobado científicamente si tiene el mismo efecto en adultos, pero se cree que sí.

4 Mantiene los ojos hidratados
El ojo necesita estar humectado para funcionar adecuadamente. Las lágrimas basales ayudan a los ojos a mantenerse mojados y previenen que las membranas mucosas se sequen. Si estas membranas se secan, la visión se vuelve borrosa. Es por esta razón que muchos médicos recomiendan tomar bastante agua y llorar de vez en cuando. Si bien existen sustancias conocidas como lágrimas artificiales, no hay nada mejor que las lágrimas producidas por el mismo organismo.

5 Mata las bacterias y mantiene los ojos limpios
Las lágrimas basales, además de hidratar los ojos, sirven para matar las bacterias dañinas para los ojos. Estas contienen un fluido llamado lisozima que tiene tanto poder antimicrobiano que incluso puede puede reducir el riesgos de los agentes bioterroristas como el ántrax4.

Si quieres continuar aprendiendo sobre los beneficios del llanto, lee el artículo ¿Sabías que llorar es bueno para tu salud?



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

1Gračanin, A., Bylsma, L., & Vingerhoets, A. (2014). Is crying a self-soothing behavior?. Frontiers In Psychology5. doi: 10.3389/fpsyg.2014.005021
2Murube, J. (2009). Hypotheses on the Development of Psychoemotional Tearing. The Ocular Surface7(4), 171-175. doi: 10.1016/s1542-0124(12)70184-3Gradisar, M., Jackson, K., Spurrier, N., Gibson, J., Whitham, J., & Williams, A. et al. (2016). Behavioral Interventions for Infant Sleep Problems: A Randomized Controlled Trial. PEDIATRICS137(6), e20151486-e20151486. doi: 10.1542/peds.2015-1486
4Sung, K., Khan, S., Nawaz, M., Cerniglia, C., Tamplin, M., Phillips, R., & Kelley, L. (2011). Lysozyme as a barrier to growth of Bacillus anthracis strain Sterne in liquid egg white, milk and beef. Food Microbiology28(6), 1231-1234. doi: 10.1016/j.fm.2011.03.002
Dile adiós al estrés en 20 minutos 4

Dile adiós al estrés en 20 minutos

Estamos viviendo en un siglo en donde mayormente las enfermedades son causadas por el estrés. En décadas pasadas habían males que eran difíciles curar debido al poco avance de la ciencia y la escasez de medicamentos. Sin embargo, ahora que existe todo eso, las personas de diferentes edades aún siguen enfermándose por el estrés. Hay algunos métodos y ejercicios que ayudan a combatirlo; y algunos van desde drogas farmacéuticas hasta remedios caseros. En esta oportunidad, los científicos profundizaron en algo que ya se sabía que reducía el estrés: la naturaleza.

Un experimento realizado por un grupo de expertos de la Universidad de Michigan reveló cuánto afecta la naturaleza en el estrés. Durante un estudio que duró ocho semanas, los investigadores pidieron a los participantes a pasar tiempo en al aire libre y ponerse en contacto con la naturaleza al menos tres veces por semana y por más de diez minutos. Para medir los resultados, se recogió una muestra de saliva de cada participante antes y después del experimento.

Los resultados arrojaron conclusiones sorprendentes. Los niveles de cortisol, la hormona del estrés, redujeron dramáticamente en la segunda prueba de saliva. Esto demostró que la forma más efectiva de reducir la estrés es ≪pasar de 20 a 30 minutos sentado o caminando en un lugar que brinde un sentido de naturaleza≫.

La Dra. MaryCarol Hunter, líder de este proyecto y profesora asociada en la Universidad de Michigan, explicó que esta manera de minimizar el estrés funciona cuando se sale a la naturaleza de día, no se hace ejercicio aeróbico y se evita el uso de: redes sociales, internet, llamadas telefónicas, conversar y la lectura.

Este descubrimiento reciente de influencia de la naturaleza en el estrés es un método que puede ahorrar dinero a muchas personas. En lugar de comprar medicamentos, pueden aplicar la ≪píldora de la naturaleza≫ y vivir una vida más saludable.



El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Hunter, M., Gillespie, B., & Chen, S. (2019). Urban Nature Experiences Reduce Stress in the Context of Daily Life Based on Salivary Biomarkers. Frontiers In Psychology10. doi: 10.3389/fpsyg.2019.00722
Test: ¿Cuán estresado estás? 5

Test: ¿Cuán estresado estás?

El estrés es, probablemente, el problema más común en la actualidad: no hace distinción de edad, raza, sexo, ni credo. Se ha convertido en uno de los males de los cuales nadie parece estar a salvo, por lo cual es importante estar alerta de los síntomas que indican su presencia, y de esa manera mantener una salud física y mental adecuada.

El siguiente test te ayudará a darte cuenta cuánto está influyendo el estrés en tu vida. Te tomará algunos minutos completarlo, pero debes hacerlo con calma y meditando bien en tus respuestas. Piensa en los últimos tres meses de tu vida y contesta si cada frase se aplica o no a tu vida.

 

 

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Mann, S. (2016). Cracking psychology (pp. 196-197). London: Cassell Illustrated.
¿Qué dice la Biblia acerca del estrés? 6

¿Qué dice la Biblia acerca del estrés?

El estrés, la depresión y la ansiedad están considerados como los males más frecuentes en la actualidad. Estos originan enfermedades, físicas y mentales, que pueden complicarse e incluso llegar hasta ser mortales. Puede que el estrés esté más presente en estos tiempos, pero hace miles de años atrás, en la Biblia ya existía registros de él. Esto es lo que dice con respecto a este tema:

 

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Quizá  necesites descansar… 7

Quizá necesites descansar…

Muchas veces la cantidad de actividades que realizamos  no nos permite disfrutar la vida como  a Dios quiere, porque al final terminamos enfermándonos. Las investigaciones han demostrado que el estrés es una de las principales causas que contribuyen al desarrollo de muchas enfermedades, tanto físicas como emocionales.

¿Cuántas veces te has sentido sobrecargado por las actividades que realizas?

No está mal ocupar tu tiempo y talento al servicio de Dios, ni tampoco dar una milla extra en el trabajo y mucho menos darlo todo por tu familia, pero si esas responsabilidades se han convertido en una carga muy difícil de sobrellevar, quizá necesites descansar; no esperes a enfermar para frenar, es importante encontrar un equilibrio en cada actividad que realizas.

Elías, en un momento de transición en su vida, cuando experimentó algo que jamás había imaginado, quiso dejarlo todo, pero tal vez en ese momento no se había dado cuenta que también necesitaba descansar para reponer fuerzas y continuar en el llamado que Dios le había hecho.

“y anduvo por un día en el desierto. Después se sentó debajo de un arbusto, y estaba tan triste que se quería morir. Le decía a Dios: ¡Dios, ya no aguanto más! Quítame la vida, pues no soy mejor que mis antepasados.” 1 Reyes 19:4 (TLA)

Tal vez en estos días has sentido cómo todo se ha salido de tu control y los únicos pensamientos que han retumbado en tu mente han sido el de abandonar a tu familia, matrimonio, y aún darle la espalda al llamado que Dios te ha hecho, pero déjame decirte que esconderte y hasta desligarte de todo ello, no es la solución, porque aunque no lo creas, un descanso te vendría bien y en medio de ello tener un tiempo a solas con el Señor sin que ninguna actividad de familia, trabajo o ministerio te interrumpa.

¿Cuáles son tus prioridades? Analiza esto para que ninguna responsabilidad se convierta en una carga, porque cuando esto sucede las cosas pierden el sentido y se hace más difícil continuar.

Si hasta hoy estabas estresado por las cosas que has estado viviendo, es tiempo de hacer un alto y descansar, no olvides que eres el templo del Espíritu Santo pero también un ser humano que necesita un descanso en las manos de Dios para que puedas recobrar fuerzas y llegar a la meta.

“Se levantó, pues, y comió y bebió; y fortalecido con aquella comida caminó cuarenta días y cuarenta noches hasta Horeb, el monte de Dios” 1 Reyes 19:8 (RVR).

Elías fue renovado por el Señor para continuar con su llamado, hoy Dios quiere renovar tus fuerzas, no dudes en abandonarte en sus manos para tener un descanso reparador.

Podrán desfallecer mi cuerpo y mi espíritu, pero Dios fortalece mi corazón; él es mi herencia eterna. Salmos 73:26 (NVI )

Por Ruth Mamani

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Artículo producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

4 razones para que dejes de preocuparte 8

4 razones para que dejes de preocuparte

En estos tiempos es difícil vivir sin preocupaciones. Algunos hasta podrían asegurar que sin ellas no podemos vivir. No obstante, a continuación hay cuatro buenas razones por las cuales debemos decirle adiós a las preocupaciones, y evitar que ellas tomen el control de nuestras vidas:

1. Deja de preocuparte porque la vida es más importante que las cosas materiales.

“Por tanto les digo: No se afanen por su vida, qué han de comer o qué han de beber; ni por su cuerpo, qué han de vestir. ¿No es la vida más que el alimento, y el cuerpo más que el vestido?” – Mateo 6:25 (RVA-2015)

Los problemas financieros, amorosos, de salud, las noticias, y otros asuntos que nos preocupan parecen tener mucha importancia. Llenamos nuestra mente con las posibilidades de lo que debería o podría pasar; y esto nos hace ciegos a lo que ocurre a nuestro alrededor. Sin embargo, la verdad es que ninguno de nuestros problemas tienen mayor importancia que el valor de la vida. Pueden ocurrir mil cosas en nuestro entorno, pero cada día que tenemos es una nueva oportunidad. Lamentaciones 3:22-23 dice que Dios la misericordia de Dios se hace nueva cada mañana, esto quiere decir que mientras estemos vivos tenemos esperanza en Dios; y por lo tanto, no debemos preocuparnos.

2. Deja de preocuparte porque Dios cuida de ti.

“Miren las aves del cielo, que no siembran ni siegan ni recogen en graneros; y su Padre celestial las alimenta. ¿No son ustedes de mucho más valor que ellas?” – Mateo 6:26 (RVA-2015)

Ser creación de Dios no solo significa que fuimos hechos por Él, sino que cuida de nosotros. Cuando la preocupación nos agobia, podemos llegar a pensar que estamos solos y no hay nadie a nuestro lado que nos ayude a confrontar una situación; no obstante, Dios está al pendiente de cada criatura de la creación, especialmente de nosotros. ¿No es eso reconfortante?

3. Deja de preocuparte porque no tenemos el control de lo que sucede.

“¿Quién de ustedes podrá, por más que se afane, añadir a su estatura un milímetro?” – Mateo 6:27 (RVA-2015)

Corrie Ten Boom dijoLa preocupación no vacía el mañana de su dolor. Vacía el hoy de su fuerza.” Nada bueno sale de la preocupación, porque, aunque sea difícil de admitir, la gran parte de las cosas escapan de nuestro control. Esto parece una mala noticia, pero en realidad no lo es. No tener el control de lo que sucede quiere decir que Dios es quien tiene el mando, y Él jamás permite que sus hijos desfallezcan. Entonces, si no tenemos control de lo que sucede, ¿para qué seguir preocupándonos?

4. Deja de preocuparte porque eres valioso para Dios.

“¿Por qué se afanan por el vestido? Miren los lirios del campo, cómo crecen. Ellos no trabajan ni hilan; pero les digo que ni aun Salomón, con toda su gloria, fue vestido como uno de ellos. Si Dios viste así la hierba del campo, que hoy está y mañana es echada en el horno, ¿no hará mucho más por ustedes, hombres de poca fe? Por tanto, no se afanen diciendo: ‘¿Qué comeremos?’ o ‘¿Qué beberemos?’ o ‘¿Con qué nos cubriremos?’. Porque los gentiles buscan todas estas cosas, pero el Padre de ustedes que está en los cielos sabe que tienen necesidad de todas estas cosas. ” – Mateo 6:28-32 (RVA-2015)

Si a nosotros nos importan nuestros problemas, a Dios le importan más. Él envió a Jesús para que muriera en la cruz y se llevara nuestros pecados. No lo hizo para darnos una vida libre de problemas, sino para pasar la eternidad con Él. Mateo 6:33 (TLA) dice: “Lo más importante es que reconozcan a Dios como único rey, y que hagan lo que él les pide. Dios les dará a su tiempo todo lo que necesiten.” Que esto sirva de ánimo y tranquilidad para que aprendamos a dejar nuestras preocupaciones en las manos de Dios y comencemos a pensar en los asuntos eternales, que son lo que más importan.

 

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

¿Qué es el trabajo para ti? 9

¿Qué es el trabajo para ti?

En esta oportunidad quisiera que respondas una pregunta: ¿Disfrutas del trabajo que realizas? Generalmente cuando hablamos de “trabajo” se piensa en una carga que estamos obligados a llevar, pero pocos se alegran de realizarlo.

Aunque trabajar arduamente tiene ventajas, el error es caer en la “sobre-ocupación” con el fin de lograr el éxito y estabilidad; cuando en realidad el exceso de trabajo trae  resultados negativos.

La palabra de Dios dice: “Lo mejor que puede hacer uno es comer, beber y disfrutar del trabajo que hace. También vi que esto viene de Dios.” Eclesiastés 2:24 (PDT)

Las escrituras nos enseñan a equilibrar nuestro trabajo; si bien Dios nos impulsa a trabajar y abandonar la pereza, no promueve que uno se esclavice trabajando. Cuando dejamos de disfrutar comienza el estrés, la impaciencia, a dar el mínimo esfuerzo, porque ya no es una bendición, sino una carga pesada que se debe llevar.

Lamentablemente muchos descubren tarde estas grandes verdades. Por ejemplo: cuando enferman de estrés, cuando perciben que han perdido momentos importantes con sus hijos que ya han crecido o en el peor de los casos cuando enfrentan un divorcio por el alejamiento emocional de su cónyuge.

Lo mismo sucede con el ministerio que tenemos, a veces dejamos de disfrutar el servicio que realizamos para el Señor y en lugar de gozarnos en hacerlo, se vuelve una carga debido a que no estamos equilibrando nuestra vida; Dios dice que seamos sabios en el trabajo que realizamos y aprendamos a disfrutarlo.

Recuerda que el exceso de trabajo no trae nada bueno; podrás tener dinero extra, pero no alcanzará para pagar las consecuencias en tu salud física y emocional. En esta oportunidad te animo a despertar antes que sea demasiado tarde, administra sabiamente el tiempo, tanto en tu trabajo, familia, servicio, y así disfrutar todas las áreas de tu vida.

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido por Radio Cristiana CVCLAVOZ.

El estrés 10

El estrés

El estrés. Escuchar esas palabras ya hace que las personas se sientan incómodas y a veces ansiosas. Es algo que la mayoría de nosotros tenemos de día a día. A medida que el mundo progresa, por alguna razón, parece que el estrés aumenta. Es frustrante y si eres como yo, lo único que intentas conseguir es descansar después de realizar tareas que requieren toda nuestra energía. Nuestros cerebros solo necesitan un descanso para desconectarnos de todas nuestras responsabilidades. Aquí hay algunas formas de enfrentar/prevenir el estrés.

1. Toma 5 y habla con Dios.

Muchas veces necesitamos solo un pequeño descanso para relajar nuestros cerebros y luego continuar desde donde lo dejamos. No hay mejor manera de acercarse a Dios y hablarle acerca de cómo te sientes. Es bueno simplemente dejar escapar todas esas emociones, para que no se embotellen. Pedirle a Dios que te dé fuerzas y ayudarte a continuar con tus responsabilidades realmente te ayudará. “El eterno Dios es tu refugio, y debajo están los brazos eternos.”(Deuteronomio 33: 27)

2. Habla con alguien.

Después de hablar con Dios, también es útil hablar con esa persona que escucha bien y simplemente expresar cómo se siente. Puede empatizar con usted o compartir experiencias sobre lo que hicieron cuando tuvieron esos problemas. Puede aprender una o dos cosas de esa persona.

3. Duerma según el tiempo de edad requerido.

  • Las horas que uno duerme depende de la edad de la persona.
  • 14-17 años: 8-10 (7 horas está bien si no se puede obtener más que eso)
  • 18-64 años: 7-9
  • 65+ años: 7-8

4. Organiza tu tiempo.

Necesitamos adaptarnos de acuerdo con los horarios que mejor completan nuestros horarios. Procrastinar será un gran problema que conducirá al estrés. Lo mejor es distribuir el trabajo durante toda la semana hasta la fecha límite. Salir los fines de semana a hacer algo divertido es comprensible, pero es mejor asegurarse de que no afecte negativamente nuestras vidas profesionales (o escolares).

5. Aprende a decir “no”.

Si las responsabilidades son numerosas, hay momentos en los que tenemos que decir “no”. Tratamos de complacer a los demás, pero tenemos que darnos cuenta de que hay límites a lo que podemos hacer. Está bien no poder hacer todas las cosas que uno quiere. Nos ayuda a saber qué cosas son prioritarias para cerrar puertas que no son ideal.

 

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

¿Por qué preocuparse? 11

¿Por qué preocuparse?

¿Cuándo fue la última vez que te preocupó un evento, una situación o algo por lo que oras? La respuesta probablemente sea algo muy reciente. Cuando no sentimos nuestro teléfono en nuestro bolsillo; cuando alguien no contesta el teléfono; cuando hay mucho trabajo por hacer. La preocupación es una respuesta común cada vez que ocurre algo, sin importar cuán pequeño sea. Pero algo que se pierde es que preocuparse no nos ayuda. Si lo piensas, ¿cuándo fue la última vez que la preocupación ayudó a resolver una situación? ¡Nunca! ¿No es verdad? La preocupación es como el miedo, es algo que debemos superar y no es algo que Dios quiera para nosotros. La preocupación tiende a llevar a dudar de Dios y a tomar las cosas en nuestras manos. Dios está allí para consolarnos. Él nos escucha y tiene un plan. A veces ese plan no está claro al principio y, a veces, parece más una maldición en el momento en que ocurre. Son esas situaciones en las que aprendemos a confiar en Dios y apoyamos en Él. Jesús dice “Por eso les digo: No se preocupen por su vida, qué comerán o beberán; ni por su cuerpo, cómo se puede tener. las aves del cielo: no siembran ni cosechan ni almacenan en graneros; sin embargo, el padre celestial las alimenta. ¿Quién de ustedes, por mucho que se preocupe, puede agregar una sola hora al curso? de su vida? ¿Por qué se preocupan por la ropa? Observa cómo crecen los lirios del campo. No trabaja ni hilan; sin embargo, les digo que ni siquiera salomón, con todo su esplendor, se vestía como uno de ellos. Si así viste Dios a la hierba que hoy está en el campo y mañana es arrojado al horno, ¿no es mucho más más por ustedes, gente de poca fe? Así que no se preocupen diciendo: “¿Qué comeremos?” O “¿Qué beberemos?” O “¿Con qué nos vestiremos?” Los paganos y todas estas cosas, pero el Padre celestial sabe que sí lo necesitan. Más bien, busquen primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas las están añadidas. Por lo tanto, no se angustia por el mañana, el cual tendrá sus propios afanes. Cada uno tiene sus problemas. En lugar de preocuparse, debemos buscar a Dios y orar (hablar) con Dios sobre la situación. Confíe en la respuesta de Dios si va en contra de lo que se espera. Es muy fácil confiar en Dios cuando solo se reciben bendiciones, pero ¿tendrá lugar la misma reacción cuando ocurran cosas malas? Esos tiempos difíciles ayudan a que nuestra relación con Dios crezca y nos hace poner nuestra fe en él. “Pidan, y se les dará; busquen, y encontrarán; llamen, y se les abrirá. Porque todo lo que pide, recibe; el que busca, encuentra; y al que llama, se le abre. ¿Quién de ustedes, si su hijo le pide pan, le da una piedra? ¿Qué es eso? ¿Eres un niño? cosas buenas a los que le pidan!” Entonces, en lugar de preocuparse, pídanselo a Dios, búsquenlo, y llamen a Dios.

 

 

El siguiente crédito, por obligación, es requerido para su uso por otras fuentes: Este artículo fue producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Beneficios de la ansiedad 12

Beneficios de la ansiedad

La ansiedad, o aprehensión extrema y preocupación, es una reacción normal a situaciones estresantes. Pero en algunos casos, se vuelve excesivo y puede convertirse en un desorden mental. Pese a que este hecho no parece alentador, la ansiedad tiene alguna ventajas de las cuales no todos saben. Éstas son algunas de ellas:

1. Te ayuda a tener un mejor rendimiento:

El Ph.D. Nick Hobson, psicólogo investigador y profesor en la Universidad de Toronto, y un equipo de estudiosos realizaron un experimento para descubrir si las emociones desagradables ayudan a mejorar el rendimiento. Como resultado, encontraron que cuando las personas se sienten más ansiosas, muestran una mayor activación en el sistema de rendimiento del cerebro en comparación a cuando se sentían menos ansiosas. Según Hobson, esto se debe a que “las emociones negativas desempeñan un papel importante en el sistema de rendimiento del cerebro porque despiertan el disparo neural que permite que el más mínimo problema sea detectado y (idealmente) resuelto”; por lo tanto, la ansiedad puede ser utilizada como un estímulo para la productividad.

2. Incrementa tu motivación y propósito:

Las personas que constantemente sufren de ansiedad aprenden a valorar los momentos en los cuales no se sienten de esa manera. Esto conlleva a que busquen hacer algo más significativo con sus vidas y mejorar las áreas con las cuales no se sienten satisfechos. Además, las personas ansiosas están más propensas a anticiparse a las situaciones; por lo cual, tienen mayores probabilidades de sobrevivir en un momento de riesgo. Un estudio publicado por un grupo de investigadores en la revista Frontiers in Evolutionary Neuroscience afirma que la preocupación puede hacer que la gente no se arriesgue, y esas personas pueden tener tasas de supervivencia más altas. Así, como la inteligencia, la preocupación puede conferir un beneficio a la especie.”

3. Pone a tu cuerpo en un estado de alerta:

Un experimento publicado en la revista Brain and Cognition demostró que la ansiedad más el entrenamiento ayudan a tener un rendimiento óptimo. Los investigadores probaron que la ansiedad te hace confiar más rápido en tus instintos pero más lento para desplegar respuestas no aprendidas. Esto quiere decir que si tienes preparación en un área determinada, la ansiedad pone a tu cuerpo en un estado de alerta y ayuda a tus sentidos a enfocarse. Sin embargo, si no tienes experiencia, la ansiedad hace que tu cuerpo se movilice a una velocidad por debajo de la normal.

 

 

Este artículo fue producido para Radio Cristiana CVCLAVOZ.

Send this to a friend