Dios instituyó el matrimonio y por lo tanto, la Biblia es el mejor libro para aprender sobre las relaciones amorosas. Por lo cual, las parejas deben tener un tiempo en donde puedan leer la Biblia juntos, reflexionar sobre la lectura y examinar qué pueden aplicar en su vida. Esto no solo es para el crecimiento de su relación, sino también para su madurez personal y espiritual. Estos son algunos de los versículos que pueden estudiar juntos:

Acerca de los roles en el matrimonio y el respeto mutuo:

Efesios 5:22-33 (RVA-2015)

«Las casadas estén sujetas a sus propios esposos como al Señor, porque el esposo es cabeza de la esposa así como Cristo es cabeza de la iglesia, y él mismo es salvador de su cuerpo. Así que, como la iglesia está sujeta a Cristo, de igual manera las esposas lo estén a sus esposos en todo.
Esposos, amen a sus esposas así como también Cristo amó a la iglesia y se entregó a sí mismo por ella, a fin de santificarla, habiéndola purificado en el lavamiento del agua con la palabra, para presentársela a sí mismo una iglesia gloriosa que no tenga mancha ni arruga ni cosa semejante sino que sea santa y sin falta. De igual manera, los esposos deben amar a sus esposas como a sus propios cuerpos. El que ama a su esposa, a sí mismo se ama. Porque nadie aborreció jamás a su propio cuerpo; más bien, lo sustenta y lo cuida tal como Cristo a la iglesia, porque somos miembros de su cuerpo.
Por esto dejará el hombre a su padre y a su madre y se unirá a su mujer, y serán los dos una sola carneGrande es este misterio, pero lo digo respecto de Cristo y de la iglesia. Por tanto, cada uno de ustedes ame a su esposa como a sí mismo, y la esposa respete a su esposo.»

Con respecto a poner a Dios en el primer lugar de su relación:

Mateo 6:31-34 (RVA-2015)

«Por tanto, no se afanen diciendo: ‘¿Qué comeremos?’ o ‘¿Qué beberemos?’ o ‘¿Con qué nos cubriremos?’. Porque los gentiles buscan todas estas cosas, pero el Padre de ustedes que está en los cielos sabe que tienen necesidad de todas estas cosas. Más bien, busquen primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas les serán añadidas. Así que, no se afanen por el día de mañana, porque el día de mañana traerá su propio afán. Basta a cada día su propio mal.»

Sobre la crianza de hijos y la disciplina de Dios:

Proverbios 3:11-12 (RVA-2015)

«No deseches, hijo mío, la disciplina del Señor ni te resientas por su reprensión; porque el SEÑOR disciplina al que ama, como el padre al hijo a quien quiere.»

Con respecto a la apariencia y las intenciones del corazón:

1 Pedro 3:3-4 (RVA-2015)

«Su adorno no sea el exterior, con arreglos ostentosos del cabello y adornos de oro ni en vestir ropa lujosa; sino que sea la persona interior del corazón en lo incorruptible de un espíritu tierno y tranquilo. Esto es de gran valor delante de Dios.»

Acerca de las deudas y el amor a otros:

Romanos 13:8 (RVA-2015)

«No deban a nadie nada salvo el amarse unos a otros, porque el que ama al prójimo ha cumplido la ley.»

Sobre las discusiones y el perdón:

Efesios 4:31-32 (RVA-2015)

«Quítense de ustedes toda amargura, enojo, ira, gritos y calumnia, junto con toda maldad. Más bien, sean bondadosos y misericordiosos los unos con los otros, perdonándose unos a otros como Dios también los perdonó a ustedes en Cristo.»

Cómo el amor de Dios para con nosotros debe ser un ejemplo para amar a la pareja:

1 Juan 4:9-11 (RVA-2015)

«En esto se mostró el amor de Dios para con nosotros: en que Dios envió a su Hijo unigénito al mundo para que vivamos por él. En esto consiste el amor: no en que nosotros hayamos amado a Dios sino en que él nos amó a nosotros y envió a su Hijo en expiación por nuestros pecados. Amados, ya que Dios nos amó así, también nosotros debemos amarnos unos a otros.»

Acerca de la fidelidad hacia la pareja:

Hebreos 13:4 (NTV)

«Honren el matrimonio, y los casados manténganse fieles el uno al otro. Con toda seguridad, Dios juzgará a los que cometen inmoralidades sexuales y a los que cometen adulterio.»

Sobre las acciones y la gratitud:

Colosenses 3:17 (RVA-2015)

«Y todo lo que hagan, sea de palabra o de hecho, háganlo todo en el nombre del Señor Jesús, dando gracias a Dios Padre por medio de él.»

Con respecto a la unidad en la relación:

Eclesiastés 4:12 (TLA)

«Una sola persona puede ser vencida, pero dos ya pueden defenderse; y si tres unen sus fuerzas, ya no es fácil derrotarlas.»

 

Te interesa:  ¿Qué dice la Biblia sobre los extraterrestres?

 

 

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

ARTICULOS RELACIONADOS

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.