Dios te conoce
Dios te conoce

Dios te conoce

Las personas a nuestro alrededor, como nuestra familia y amigos, pueden llegar a conocernos de alguna forma, pero hay ciertos aspectos que nadie más que Dios conoce. Él tiene pleno conocimiento de nuestra vida y no hay nada que le sea oculto. 

Siendo como somos, nos ama y está interesado en nuestra vida, en salvarnos, ayudarnos, en enseñarnos y protegernos. Dios no se rinde ni nos desecha, sino que va entretejiendo situaciones y circunstancias que nos van demostrando su incondicional amor y dedicación.

A pesar de que los padres conocen mejor de sus hijos, hay detalles que Dios, como Padre, conoce con más precisión, como el número de cabellos que tenemos y los pensamientos que divagan en nuestra mente. 

Pero aun los cabellos de la cabeza de ustedes están todos contados. No teman; más valen ustedes que muchos pajaritos.

Lucas 12:7 (RVR 1960)

Nuestro Padre no solo conoce aspectos físicos, sino también los más profundos, como nuestros pensamientos e intenciones y, sin embargo, pese a que no seamos perfectos, Él nos ama.

Oh Señor, tú me has escudriñado y conocido.Tú conoces mi sentarme y mi levantarme; desde lejos comprendes mis pensamientos. Tú escudriñas mi senda y mi descanso, y conoces bien todos mis caminos. Aun antes de que haya palabra en mi boca, he aquí, oh Señor, tú ya la sabes toda.

Salmo 139:1-4  (RVR 1960)

Dios te conoce y te ama 

Cada circunstancia que nos toca vivir, Dios la usa para demostrar su amor y su fidelidad.  Él te conoce y te ama, pero su amor no es ciego, ni caprichoso, es más bien un amor inagotable y sabio. 

Tu vida en Sus manos está siendo moldeada, quitando las asperezas y además cumpliendo planes y propósitos que tiene para ti.

Cuando estés a punto de rendirte recuerda que Dios tiene planes de bien para tu vida.

Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis.

Jeremías 29:11 (RVR 1960)

Oración del día

Padre, que lindo es saber que me amas a pesar de conocerme bien, sé que necesito mucho de ti para que mi vida siga siendo moldeada por tu Espíritu Santo. Ayúdame a no alejarme de tus planes, y a superar todos los obstáculos de tu mano. Gracias por tu amor incondicional, en el nombre de Jesús, amén. 

Aplicación

Puede que en algún momento hayas pensado que Dios no te conoce, ahora que lo tienes claro, ¿qué harías para conocer más de Él?

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana

CVCLAVOZ

. El presente se escribió en su totalidad por un ser humano, sin uso de ChatGPT o alguna otra herramienta de inteligencia artificial.

CVCLAVOZ

Facebook
Twitter
Email
LinkedIn
WhatsApp

Insignificantemente grandes

Como niños, con humildad y sencillez

Con resultados duraderos para la eternidad

Puedes hacer muchas cosas buenas por los demás, pero nada se comparará con darles la oportunidad de tener la vida eterna.

Tiempo de lectura:

2 minutes

Autor

Comentarios

Likes

4

Deja un comentario