Please log in or register to like posts.
Blog
Tiempo de lectura: 2 minutos

Uno de los versículos bíblicos más famoso es uno en donde Jesús afirma es el único camino se encuentra en el libro de Juan:

Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí.

Juan 14:6 (RVR1960)

Sin embargo, ese no es el único que menciona que el único que puede dar salvación es Jesús. Hay otros textos bíblicos que nos dicen que el plan de Dios era salvar a la humanidad por medio de Su único Hijo.

Versículos bíblicos que demuestran que Jesús es el único camino

Yo, el Hijo del hombre, he venido para buscar y salvar a los que viven alejados de Dios.

Lucas 19:10 (TLA)

Pues Dios amó tanto al mundo que dio a su único Hijo, para que todo el que crea en él no se pierda, sino que tenga vida eterna.

Juan 3:16 (NTV)

El que cree en el Hijo, tiene vida eterna; pero quien no cree en él, no experimentará esa vida, sino que está bajo el peso de la ira de Dios.

Juan 3:36 (BLPH)

Yo soy la puerta del reino de Dios: cualquiera que entre por esta puerta, se salvará; podrá salir y entrar, y siempre encontrará alimento.

Juan 10:9 (TLA)

Pero todos los que me rechazan a mí y rechazan mi mensaje serán juzgados el día del juicio por la verdad que yo he hablado.

Juan 12:48 (NTV)

Si ustedes me conocen a mí, también conocerán a mi Padre. Y desde ahora lo conocen, porque lo están viendo.

Juan 14:7 (TLA)

¡Sólo en Jesús hay salvación! No hay otro nombre en este mundo por el cual los seres humanos podamos ser salvos.

Hechos 4:12 (PDT)

Porque el salario del pecado es la muerte, mientras que el don que Dios nos hace es la vida eterna por medio de Cristo Jesús, Señor nuestro.

Romanos 6:23 (BLPH)

Pues, hay un Dios y un Mediador que puede reconciliar a la humanidad con Dios, y es el hombre Cristo Jesús.

1 Timoteo 2:5 (NTV)

Como hombre, se humilló a sí mismo y obedeció a Dios hasta la muerte: ¡murió clavado en una cruz! Por eso Dios le otorgó el más alto privilegio, y le dio el más importante de todos los nombres, para que ante él se arrodillen todos los que están en el cielo, y los que están en la tierra, y los que están debajo de la tierra; para que todos reconozcan que Jesucristo es el Señor y den gloria a Dios el Padre.

Filipenses 2:8-11 (TLA)

El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Reactions

3
0
0
0
0
0
Already reacted for this post.

Deja una respuesta