Please log in or register to like posts.
Blog
Tiempo de lectura: 3 minutos

Cuando pensamos en el rol de los gobernantes, a menudo nos enfocamos en los deberes que tienen que realizar como parte de sus posiciones de poder. Sin embargo, en la Biblia encontramos que todo cargo de autoridad acarrea una obligación directamente con Dios.

Ser un gobernante no quiere decir tener una posición privilegiada por sobre los demás, sino servir al pueblo que tiene como responsabilidad. En la Biblia encontramos ejemplos de algunas historias que nos relatan cómo el poder puede ser un arma en contra de quien la usa; y en otros pasajes vemos cuál es el rol de los gobernantes y en qué se relaciona con Dios.

¿Qué dice la Biblia de sobre el rol de los gobernantes?

Qué dice la Biblia de sobre el rol de los gobernantes

Las autoridades no están para infundir temor

Pues las autoridades no infunden temor a los que hacen lo que está bien, sino a los que hacen lo que está mal. ¿Quieres vivir sin temor a las autoridades? Haz lo correcto, y ellas te honrarán.

Romanos 13:3 (NTV)

En todo el mundo vemos casos de abuso de poder, algunas autoridades no inspiran confianza ni seguridad, sino temor e incertidumbre. Y si bien este comportamiento se repite en varios países, la Biblia dice que los gobernantes no están para infundir temor; además, están para castigar el mal y no ser parte de él.

Con esto entendemos que el rol de los gobernantes es generar un ambiente en el que las personas que hacen el bien se sientan seguras.

Las autoridades deben hacer el bien

Porque ellos están para servir a Dios y para beneficiarlos a ustedes. Pero si ustedes se portan mal, ¡pónganse a temblar!, porque la espada que ellos llevan no es de adorno. Ellos están para servir a Dios, pero también para castigar a los que hacen lo malo. Así que ustedes deben obedecer a los gobernantes, no sólo para que no los castiguen, sino porque eso es lo correcto.

Romanos 13:4-5 (TLA)

Este pasaje de Romanos dice que los gobernantes están para servir a Dios, y puesto que de Él no sale nada malo, entonces ellos tampoco pueden hacer el mal. Esto quiere decir que no pueden cometer actos de corrupción, recibir sobornos, cometer fraudes ni ninguna otra acción que no vaya a acorde a las leyes de Dios.

El versículo también dice que el rol de los gobernantes es beneficiar a las personas que tienen a bajo su responsabilidad; esto quiere decir que no pueden servir a un solo grupo, sino a toda la población.

Las autoridades rendirán cuentas a Dios

Todos deben someterse a las autoridades públicas, pues no hay autoridad que Dios no haya dispuesto, así que las que existen fueron establecidas por él.

Romanos 13:1 (NVI)

Un mal gobernante puede escapar la justicia terrenal, pero no el juicio de Dios. La Biblia dice porque Él mismo los puso en esos cargos, ellos tienen que responder ante Dios.

Si bien todos seremos juzgados por nuestros hechos, por otros ejemplos en la Biblia entendemos que Él nos pedirá cuentas según nos dio; y puesto que ls gobernantes tienen la responsabilidad de un pueblo, rendirán mayor cuenta por lo que hicieron por el poder que se les otorgó.


El siguiente crédito, por obligación, se requiere para su uso por otras fuentes: Artículo producido para radio cristiana CVCLAVOZ.

Reactions

2
1
1
1
0
0
Already reacted for this post.

Le gusta

Deja una respuesta